X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

de Mary Shelley a las grecas

Cuarentena cultural: las recomendaciones de Pilar Ramo

27/03/2020 - 

CASTELLÓ. En estos días de confinamiento por la crisis del coronavirus, Culturplaza quiere recetar cultura. Estos días son el momento perfecto para ver, leer, y escuchar más que nunca; pero, ante el aluvión de propuestas y plataformas, ¿por dónde empezar? Cada día, distintos agentes culturales de la Comunitat Valenciana se convierten en nuestros prescriptores de cabecera.

Pilar Ramo

- Recomiéndanos un libro para releer…
-Frankenstein, de Mary Shelley. Un libro que surgió de una reunión entre amigos, un reto a la imaginación y una oportunidad (como me pasó a mí en su momento, y a mi parecer) de descubrir que la novela es mucho más rica y compleja de lo que nos había contado el cine sobre el mito. Y de paso, releer sobre la apasionante biografía de Shelley.

- … Y otro para descubrir.
-Apegos feroces, La ciudad y la mujer singular y Mirarse de frente, la trilogía de la periodista y escritora Vivian Gornick. Desde una mirada autobiográfica, la escritora describe y analiza cómo las vivencias propias han ido configurando una forma de ver y estar en el mundo ligado inevitablemente a su condición de mujer neoyorquina, de origen pobre, de izquierdas y con un presente ajustado económicamente. Gornick va de cara detallando la conquista (y sus derivas) por un pensamiento propio acerca del amor, las relaciones humanas, las relaciones de poder, el trabajo o la soledad. La trilogía completa me parece un enganche a la lucidez continua, muy directa y empática, que invita a reflexionar sobre qué puntos de inflexión vitales han marcado lo que somos o no somos hoy, a tomar consciencia de cada experiencia para cuestionarnos y repensarnos. 


- Una peli buena que te guste…
-El Havre, de Aki Kaurismaki. Una fábula moral dura pero luminosa, de solidaridad entre cercanos. Una película seguramente naïf, optimista en exceso, pero con un discurso social y político que no debemos perder nunca de vista. 

- … Y una peli mala que te guste tanto como la buena.
-Ghost. Más allá del amor, de Jerry Zucker. El amor que traspasa barreras sobrenaturales, esos trabajos de alfarería en pareja, ese final tan kitsch, esa medium tan insoportable... Tiene algo muy noventero que me engancha profundamente, y me alieno de todo cuando la he vuelto a ver. Me pasa lo mismo con Pretty woman, será algo generacional. 

- Un disco o playlist.
-Ahora mismo tengo abierta una playlist de Las Grecas y otra de Twin Peaks 3ª temporada. Depende del estado de ánimo voy cambiando. A menudo escucho remember de los 90 también, infalible. Mi coherencia musical es nula, es una de mis virtudes. 

- Por último, propón un plan cultural que no tenga que ver con los anteriores para hacer en casa. Imaginación al poder.
-Pues se me ocurren dos opciones. Una práctica que entre cineastas se hace hecho mucho: las cartas filmadas. Si queremos comunicar a otras personas cómo nos sentimos o cuánto les echamos de menos, se lo podemos expresar también a través de imágenes grabadas con nuestros móviles: objetos, texturas, luces, exteriores, colores, etc., acompañados de sonido, o no. Si pensamos en la intimidad seguro que surgen ideas. Podemos usar los móviles para mucho más que fotos de las calles desiertas, memes o vídeos que nos reenvían. No sé si es muy cultural, pero experimentar con otros usos de los dispositivos puede ser muy estimulante, para quien lo realiza y para quien lo recibe. Por ejemplo mi padre fumaba cuando venía a verme, enviarle un plano de 10 segundos de un cenicero vacío, no son necesarias las palabras. 

También, aprovechar Youtube como inmenso contenedor de documentales y reportajes inéditos, mucho más interesantes que los de Netflix o HBO. 

Noticias relacionadas

next
x