X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

la junta de gobierno estudiará el asunto el viernes

La terraza de restauración del mercado provisional de Elche no es legalizable: se irá a la demolición

4/10/2018 - 

ELCHE. La pasada semana se dio a conocer desde el seno del tripartito ilicitano que la terraza de La Barra del Mercat, la cafetería restaurante que se encuentra en uno de los laterales del mercado provisional, es ilegal y que Urbanismo ordenó su demolición en el pasado mes de febrero. Una irregularidad de la que ya alertaron desde Àgora d'Elx el año pasado y que ahora se ha confirmado. Aunque el mismo día que se conoció la noticia, Contratación, que había estado guardado silencio sobre el asunto hasta entonces, planteó la opción de regularización. Sin embargo, el alcalde Carlos González trasladó a la plataforma Salvem el Mercat este miércoles que la terraza no es legalizable.

Así pues, en la próxima Junta de Gobierno que tendrá lugar el viernes, presumiblemente se abordará el asunto, como estaba previsto, y tras las declaraciones del alcalde, queda cerrada la puerta a la posible legalización que abrieron desde Contratación. Cabe esperar que el viernes se den los primeros pasos para la demolición, y la comunicación pertinente a la empresa concesionaria Aparcisa, en el caso de que aún no se haya hecho. 

A ese respecto, cabe recordar que a pesar de los siete meses de silencio transcurrido con la postura de Urbanismo ya tomada, el Arquitecto Municipal explicitó también en el informe de febrero de este año que dicha terraza era ilegal, ya que el mercado provisional no sólo no planteaba esta obra, sino que se presentó el proyecto de la misma a posteriori, una vez construida. Tampoco tiene licencias por tanto. Una situación que puede volver a tensar la situación con la mercantil, ya que en el caso de que el Ayuntamiento vaya hacia adelante con la demolición, es posible que el caso acabe en los juzgados. 

Noticias relacionadas

next