X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

El Crevillente Femenino denuncia supuestos insultos machistas del árbitro a sus jugadoras

¿Hubo insultos machistas en el Crevillente-SPA?

11/02/2020 - 

ALICANTE. El Crevillente Femenino denunciaba este lunes que el árbitro que dirigió su partido ante el Sporting Plaza de Argel del pasado domingo había proferido insultos machistas hacia sus jugadoras.

Por medio de un comunicado, el club del Baix Vinalopó aseguraba que el trencilla David Ángel Martín se refirió a ellas como "nenazas" y las menospreció con expresiones como "las mujeres no tendríais que jugar a esto". 

Lo anterior era reafirmado poco después a Efe por el propio entrenador del equipo crevillentino, José Antonio Candela, que exigía una disculpa del árbitro y aseguraba preparar un escrito de protesta: "Los puntos nos dan igual. No podemos consentir este tipo de comportamientos (...) Mis chicas estaban descentradas y ofendidas. Veía que les sacaba tarjetas por protestar pero no sospechaba el motivo", decía Candela que incluso apuntaba a la existencia de "imágenes de televisión" que permitirían demostrar lo anterior.

Ahora bien, no solo el árbitro del encuentro se apresuró a negar lo anterior al Comité de Árbitros de la Federación de Fútbol de la Comunidad Valenciana (FFCV), es que desde el Sporting Plaza de Argel se aseguraba que sus jugadoras "no escucharon insulto machista alguno".

El presidente del club amarillo, Jesús Cañizares, que además preside la Comisión Deportiva de Fútbol Femenino de la FFCV, decía que sus jugadoras escucharon comentarios del árbitro "relacionados con lo fea que se estaba poniendo la situación" como "¡vaya tela de partido!" o "¡menuda mierda! pero "nada ofensivo hacia nadie", al tiempo que insistía en que de haber ocurrido lo contrario habrían sido los primeros en denunciarlo "por solidaridad", pero que "las niñas no oyeron nada" y tampoco estaban dispuestos a "crucificar" sin pruebas a un árbitro: "Hemos peleado mucho por desterrar estas cosas del fútbol femenino, pero no vamos a señalar a nadie sin pruebas", recalcaba Cañizares.

El acta

En Alicante Plaza hemos tenido acceso al acta arbitral del partido y de la lectura de la misma se desprende que, como el entrenador del Crevillente también manifestaba a Efe, los acontecimientos se precipitaron en el minuto 72 con la señalización de un penalti que condujo al gol visitante. Ahora bien, el relato de los hechos que hace el árbitro (desde la FFCV se apuntaba este lunes que el colegiado prepara un anexo al acta para explicar con más detalle lo acontecido) difiere del ofrecido por el técnico crevillentino e incluso hay una expulsión del encargado de material del equipo local seis minutos antes por, según recoge el trencilla, dirigirse a él diciendo "eres un gilipollas árbitro, un inútil nos ha tocado, quién mierda te has creído" para, a continuación, espetar también un "te puedes creer el gilipollas que nos han mandado, menudo imbécil" y "permanecer en la grada dando instrucciones". 

Siguiendo con lo recogido en el acta, tras el penalti transformado por la atacante visitante Lucía Castro el árbitro expulsa a tres jugadoras locales: en el minuto 75 a Nerea Mas por doble amarilla tras amonestarle con la segunda tarjeta de ese color al "mostrar disconformidad a una decisión arbitral"; y en el minuto 76 a Estefanía Rodríguez y a Dolores Rebollo: a la primera por doble amarilla tras "mostrar disconformidad a una decisión arbitral" y a la segunda, que se encontraba en el banquillo, por roja directa al dirigirse a él "con los brazos en alto y a viva voz" diciéndole "no has dado ni una, vaya cara tienes inútil, eres un machista para esto no vengas a pitarnos". El colegiado hace constar también en el acta que, tras sus expulsiones, Estefanía Rodríguez le espeta "eres un sinvergüenza y eres malísimo, no sé para qué nos pitas" y Nerea Mas que es "un machista de mierda, un gilipollas que no tienes ni idea, me vas a comer 'tol' coño subnormal, no nos vas a pitar en la vida".

Felipe Penalva, delegado del equipo local, fue también expulsado en el minuto 76 por, según consta en el acta, "acercarse al banquillo rival, empujarse con el entrenador visitante con uso de fuerza excesiva y realizar un corte de mangas con el tercer dedo", un rifirrafe que también comportó la expulsión del entrenador del Sporting Plaza de Argel, Israel Moragues, "por empujarse con uso de la fuerza excesiva" con el anterior "tras haber sido increpado" por él. 

Y también en el minuto 76 fue expulsado José Antonio Candela, el técnico del Crevillente, por decirle al árbitro "eres un sinvergüenza, todo está grabado y te vamos a denunciar, machista, no vas a volver a pitar en tu vida". 

Además, el colegiado recoge en el acta que decide suspender el partido en el minuto 76 "al no haber nadie que asegure su integridad física". Que una vez en el vestuario "llama a las fuerzas de orden público" y que "cuando estas se personan decide reanudar el encuentro" pero "el delegado local" le informa de que "no desean continuar" por lo que decide suspender de manera definitiva por "retirada" del equipo local. Eso sí, antes de esa suspensión definitiva, según recoge en el acta, el técnico local acude a su vestuario para decirle: "Te vamos a denunciar porque eres un machista de mierda y esto no lo vamos a tolerar, no vas a volver a pitar en tu vida y del vestuario no me voy porque esto es mío que para eso soy de aquí, a ver qué coño te has creído".

Candela, por el contrario, manifestaba a Efe que habían sido sus jugadores las que le dijeron al árbitro que "iban a llamar a la Guardia Civil por todo lo que les había dicho", al tiempo que apuntaba que no sabía si había "querido hacerse el gracioso o tiene un problema y es así" y que desde la FFCV se habían puesto en contacto con ellos para recabar información.

Según ha podido saber este medio, es el Comité de Competición de la Federación Valenciana el que está instruyendo ya un expediente respecto a lo acontecido, tras el que resolverá y, en su caso, procederá a aplicar el Código Disciplinario. Las actas arbitrales tienen presunción de veracidad.

Noticias relacionadas

next
x