Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

reclama una evaluación sobre su modelo de funcionamiento

El PSPV-PSOE plantea la gestión directa del centro para transeúntes, preadjudicado por 3,8 millones

25/09/2019 - 

ALICANTE. El grupo municipal de PSPV-PSOE en el Ayuntamiento de Alicante ha criticado este miércoles que se vuelva adjudicar la gestión del servicio Centro de Atención e Integración para personas sin hogar (CAI) a la Fundación Salud y Comunidad, sin antes haber realizado un estudio de viabilidad para evaluar si es más aconsejable municipalizar este servicio, "máxime cuando no se ha presentado ninguna otra oferta para la explotación del centro", según ha concretado su portavoz, Paco Sanguino, a través de un comunicado.

El equipo de Gobierno, un bipartito compuesto por Partido Popular (PP) y Ciudadanos (Cs), aprobó este martes la preadjudicación de la gestión del centro a la Fundación Salud y Comunidad por un periodo de tres años prorrogables y un importe de 3,8 millones, como informó Alicante Plaza

A juicio del PSPV, no se entiende que no se hayan explorado otras opciones que pasan por un estudio pormenorizado, por si fuera conveniente una municipalización. "Nosotros hemos defendido desde antes de las elecciones municipales que se lleven a cabo todas las gestiones y análisis necesarios para conocer si era o no positivo para Alicante municipalizar un servicio que según nos denuncian, cuenta con numerosas deficiencias y que podría contar con más plazas porque hay espacio suficiente para aumentar el número de usuarios", ha manifestado Sanguino.
 
El PSPV-PSOE considera que este análisis de la gestión del centro es absolutamente necesario ante las quejas de los usuarios. Entre las denuncias más generalizadas están las restricciones en cuanto a los productos de higiene personal; compartir habitación hombres y mujeres; no abrir el gimnasio a las personas sin hogar cuando existan inclemencias meteorológicas, que ha pasado ya en varias ocasiones; menús desequilibrados y horarios restrictivos para comer y cenar; un proceso selectivo "muy cuestionable" de quién debe entrar en el centro y quién no, entre otras carencias, según el mismo comunicado.

La también edil socialista Lola Vílchez ha reclamado, además, una mayor transparencia tanto desde la Concejalía de Acción Social como desde la dirección del CAI. "Hemos acudido en varias ocasiones para interesarnos por la situación de estas personas vulnerables, sobre todo cuando habían anunciadas fuertes lluvias, y nos han negado no solo la información sobre las medidas que iban a emprender, sino incluso la entrada. A estas alturas esas posiciones nos parecen poco democráticas. Por eso exigimos que se realice un detallado estudio que evalúe si es más aconsejable acabar con la externalización de la gestión del centro", ha concluido.

Noticias relacionadas

next
x