X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

aNÁLISIS ap -las negociaciones para la organización

El dilema de los diputados provinciales que son gobierno: ¿sueldo en exclusiva o comisiones a 300 euros?

28/07/2019 - 

ALICANTE. Una vez repartidas las delegaciones en la Diputación de Alicante, esta semana, PSPV, PP, Ciudadanos y Compromís afrontarán esta semana la negociación por los sueldos y los asesores. El equipo de gobierno parte con ventaja: sus 16 diputados tendrán sueldo con dedicación exclusiva: si se mantienen las retribuciones del mandato pasado, el presidente de la institución percibirá una sueldo bruto de 80.999 euros anuales; los vicepresidentes, 71.280 euros -esta vez, sólo habrá dos-, y los diputados con delegaciones, 66.000 euros, de acuerdo con la información que figura en el completo portal de Transparencia. Si asumen ese honorario en la corporación provincial, en sus ayuntamientos cobrarían por asistencia a comisiones, juntas de portavoces (en caso de serlo) y plenos.

El gran dilema será qué pasa con los diputados de la oposición: los 14 del PSOE y el único de Compromís. Casi todos querrán el sueldo de la institución provincial porque normalmente es más alto que el que se cobra en sus respectivos ayuntamientos. Por ejemplo, el pasado mandato, de los 31 diputados que tiene la corporación, sólo cuatro no tuvieron sueldo con dedicación exclusiva y cobraron por asistencia a comisiones, junta de portavoces y plenos. Después están los organismos autónomos -que se cobran a parte- y el kilometraje: cada diputado cobra el kilometraje desde su municipio. El diputado de la oposición que disfruta de dedicación exclusiva percibe 65.500 euros brutos anuales, y los que tiene la parcial, 49.900 euros.

Y claro, los diputados de la oposición que sean gobierno deberán decidir si optan por el sueldo de su ayuntamiento o el de la diputación, siempre y cuando todos puedan tenerlo. Esa será el grueso de la negociación. Los que opten por el sueldo de su consistorio, pues percibirán una media de 300 euros brutos por asistir a comisiones y organismos autónomos, lo que puede generarle una retribución mensual de entre 1.500 y 2.000 euros, dependiendo de si es portavoz o diputado raso. 

Compromís lo tiene más fácil porque es uno: Gerard Fullana mantendrá el mismo status; pero el PSOE debe decidir quién de los 14 se queda con el sueldo; en el pasado mandato, de los 11 diputados, tres no tenían sueldo -porque lo percibían en su ayuntamiento-; cuatro tenían exclusiva y otros cuatro, sueldo parcial. Y cada concejal deberá sopesar por cuál de los dos sueldos opta. En las filas socialistas hay seis alcaldes (Alcoy, Petrer, Benejúzar, Xixona, Dolores y Villena); tres regidores que son oposición en su ayuntamiento, y el resto, que sí son gobierno.

La otra batalla será por el número de asesores: la diputación ha pasado de seis grupos políticos a cuatro; dos que crecen, otros dos que han perdido representación.

Noticias relacionadas

next
x