Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

ante el aumento de casos de coronavirus

El consejo de estudiantes de la UA pide a Puig que suspenda los exámenes y la docencia presencial

10/01/2021 - 

ALICANTE. El aumento de casos de coronavirus en los últimos días ha llevado a las universidades públicas valencianas a prepararse para afrontar la época de exámenes con un refuerzo de las medidas preventivas. Como ha contado este periódico, entre otras medidas se va a limitar el aforo y se establecerá un acceso escalonado a las pruebas presenciales. Sin embargo, el consejo de estudiantes de la Universidad de Alicante (UA), presidido por Álvaro Asencio, considera que estas medidas no son suficientes y muestra su preocupación por la aparición de una nueva cepa más contagiosa, por lo que propone medidas drásticas.

En una carta remitida al presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y las conselleras de Sanidad y Universidades, las alicantinas Ana Barceló y Carolina Pascual, el consejo de estudiantes de la UA propone que la Generalitat "suspenda las pruebas de evaluación presenciales en la Universidad de Alicante y en caso de ser necesario, toda la actividad presencial el tiempo que fuere necesario". La carta, firmada por Asencio y el secretario del consejo, Ginés Sola, se remitió este mismo sábado y propone así que se aplacen los exámenes de febrero que tengan que realizarse de forma presencial, así como la docencia en las aulas.

"Cada día los datos del coronavirus resultan más alarmantes, cada vez más familias se ven afectadas por la pandemia, las nuevas cepas del virus han agravado la situación, siendo insuficientes las medidas adoptadas para contener la expansión de esta pandemia", argumenta la carta. Asimismo, señala que "se ha indicado en múltiples ocasiones que los jóvenes son potencialmente los mayores transmisores del virus, ya sea por los hábitos que se dice que tienen o bien por ser en su inmensa mayoría asintomáticos". Por ello, los estudiantes consideran que en estos momentos "reunir a cincuenta personas en un aula es un riesgo claro de contagio en la situación que estamos viviendo, un riesgo, debemos añadir, completamente innecesario".

"Se considera irresponsable y peligroso que cuatro personas se encuentren en una misma mesa [en alusión a las nuevas restricciones a la hostelería] y, no obstante, no se aprecia del mismo modo que cincuenta personas puedan permanecer juntas en una misma aula durante tres horas", indican Asencio y Sola en su misiva. "Aula que, además, cabe señalar, se desinfecta no más de dos veces al día". A esta circunstancia, la carta añade que en las zonas comunes, accesos y transportes públicos para acudir al campus se producen "inevitables aglomeraciones en los momentos anteriores y posteriores a los exámenes y a las clases presenciales, de las que solo en ocasiones puntuales se tiene constancia".

Además del miedo generado por un posible contagio, los estudiantes llaman la atención sobre la incertidumbre que provoca a una persona confinada el no saber qué ocurrirá con su prueba de evaluación. Asimismo, recuerdan que hay zonas que han visto suspendido su servicio de transporte directo, como es el caso de Benidorm, por lo que esos alumnos "se ven obligados a usar el tranvía que les supone más de cuatro horas de viaje, teniendo en cuenta el toque de queda a las diez de la noche y el horario lectivo que va hasta las nueve de la noche". Por todo ello, el consejo de estudiantes apela a "la responsabilidad de nuestros líderes políticos", para pedir que ante estos riesgos adopten la decisión de suspender exámenes y docencia presencial.

Noticias relacionadas

next
x