X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

GP RUSIA - FÓRMULA 1

Bottas altera el guión

29/09/2018 - 

SOCHI (EFE). El Gran Premio de Rusia de Fórmula Uno estaba siguiendo la pauta marcada por el británico Lewis Hamilton, pero un error del líder del Mundial en la tercera ronda de la sesión de calificación le desposeyó de la 'pole'.

"Dos últimas vueltas nada especiales", asumió el piloto de Stevenage, relegaron a su Mercedes a la segunda plaza de la parrilla de salida. A la parte más sucia y, por tanto, complicada en un circuito donde los primeros metros pueden resultar decisivos.

Nada más bajarse de su Ferrari, de hecho, el alemán Sebastian Vettel recapituló: "Le he recordado a Valtteri Bottas lo que pasó aquí el año pasado". No lo olvidó el germano y tampoco el finlandés, triunfador el 30 de abril de 2017 por vez primera en la Fórmula Uno. Partiendo desde la tercera plaza quitó valor a la 'pole' de Vettel en el Autódromo de Sochi y ascendió al olimpo en un momento en que muchos cuestionaban su valía como sucesor de Nico Rosberg.

A su regreso al parque olímpico que albergó los Juegos de Invierno de 2014, Bottas presume de haber conseguido dos victorias más, en Austria y en Abu Dabi, también en 2017.

En 2018 sigue inédito, por lo que en Rusia tratará de corregir su suerte. Su Mercedes tiene ritmo, pero su discurso fue prudente. "La 'pole' es tan solo el primer paso en este fin de semana", insistió.

La figura de Lewis Hamilton, no obstante, es amenazante.

El inglés libra su particular batalla por el campeonato con Sebastian Vettel, al que aventaja en 40 puntos en un momento de la temporada que ya obliga a contar hacia atrás.

De Sochi saltarán a Suzuka (Japón) y, después, solo quedarán los Grandes Premios de Estados Unidos, México, Brasil y Abu Dabi, donde el 25 de noviembre se cerrará el Mundial.

La degradación de los neumáticos exigirá un cuidado especial de las gomas y la previsible aparición del coche de seguridad podría alterar igualmente la tranquilidad del líder en el trazado de Sochi, 'Territorio Mercedes'. La fábrica ganó en 2014, 2015, 2016 y 2017 y se postula para otro éxito en esta edición.

"Los dos estamos en la lucha por la victoria. Yo estoy contento por el 1-2 del equipo", expuso Hamilton.

Las penalizaciones que los dos Red Bull arrastran por el cambio de motor reducen, además, el peligro: el holandés Max Verstappen y el australiano Daniel Ricciardo deberán recurrir a la épica ya que partirán desde la parte trasera de la parrilla de salida.

Ello ofrece una oportunidad para sumar más puntos a Haas, Force India y Sauber, con Renault fuera del top-10 en calificación.

"No tuvimos mucho ritmo", lamentó el español Carlos Sainz, quien iniciará la carrera undécimo.

Todavía más rezagado, desde la decimosexta posición, arrancará su compatriota Fernando Alonso, sancionado como los dos Red Bull y los dos Toro Rosso, por la sustitución de su unidad de potencia.

El dos veces campeón del mundo jugó un papel casi testimonial en la ronda clasificatoria. "El objetivo era poner un tiempo en la tabla, estar dentro del 107 por ciento (para poder tomar la salida) y ayudar a Stoffel Vandoorne a entrar en la Q2. La primera vuelta la hice sin el modo de clasificación, solo por dar la vuelta y con mucha gasolina. Después salí con las vueltas usadas para dar el rebufo a Vandoorne en su primera vuelta. Las posiciones ya estaban definidas", comentó en declaraciones a Movistar F1.

La degradación de los neumáticos le obligará, además, a cuidar las gomas, lo que complica más si cabe su remontada. La salida para él, al igual que para los de delante, será clave.

Noticias relacionadas

next
x