Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

la firma de castalla especializada en eólica aumenta un 80% el beneficio

Bornay exprime el nuevo 'boom' renovable y dobla su facturación hasta 8,5 millones

10/11/2020 - 

ALICANTE. La firma alicantina Bornay Aerogeneradores, pionera del sector de las energías renovables en la provincia con su medio siglo de historia, se ha visto impulsada por el nuevo 'boom' que viven las energías limpias gracias a la mayor concienciación y a la desaparición de frenos normativos. Si bien la protagonista de esta nueva etapa vuelve a ser la energía fotovoltaica, la eólica también está ganando terreno, y el negocio de Bornay lo ha notado: en 2019 prácticamente dobló el volumen de negocio del ejercicio anterior.

Las cuentas de 2019 consultadas por Alicante Plaza recogen que la empresa de aerogeneradores de 'energía minieólica' alcanzó una facturación de 8,46 millones de euros en 2019, prácticamente el doble que un año antes (4,56 millones en 2018). El crecimiento en el volumen de negocio de la empresa sigue una línea ascendente desde 2016, cuando saltó a la fama por vender en España las baterías de Tesla y cerró el año con 3,37 millones de euros de ingresos.

El incremento del negocio de la firma con sede en Castalla se trasladó a todas las variables de la empresa. Así, el beneficio después de impuestos superó los 108.000 euros, lo que supone un crecimiento del 80% (en 2018, el beneficio fue de 60.000 euros). La empresa destinó, como suele hacer, todo el beneficio a reservas. En cuanto a la plantilla, volvió a crecer un año más, y según las cuentas Bornay finalizó 2019 con una plantilla media de 18 personas, frente a las 15 del ejercicio anterior.

Bornay Aerogeneradores nació hace medio siglo, en 1970, fruto del espíritu visionario del emprendedor Juan Bornay, que introdujo la energía minieólica, pensada para el autoconsumo doméstico en zonas donde es difícil conectarse a la red. En estos 50 años, Bornay ha pasado de ser una empresa donde se trabajaba de forma manual a disponer de una planta de producción propia, un área de I+D+i que ha lanzado al mercado el mejor controlador electrónico en minieólica y tener tres sedes, dos en España y una en Miami. Sus aerogeneradores están presentes en 80 países.

Ahora con la segunda generación liderada por Juan de Dios Bornay, la firma de Castalla lleva sus aparatos a los confines de la tierra: desde la base antártica española Juan Carlos I, en la isla Livingstone, donde científicos españoles del CSIC participan en las investigaciones del Programa Nacional de Investigación en la Antártida, hasta las líneas de Nazca en Perú, donde un equipo de la empresa alicantina da servicio a una torre de telecomunicaciones, pasando por las estaciones meteorológicas de Islandia.

Noticias relacionadas

next
x