Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

el presidente del gobierno apoya las medidas de las ccaa

Sánchez apela a la "disciplina social" y evita declarar el estado de alarma para dar el 'toque de queda'

23/10/2020 - 

VALÈNCIA, (VP-EP). "La situación es grave y empeorará con la llegada del invierno". Así ha descrito la incidencia epidemiológica de España, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez en una declaración institucional que ha realizado, este viernes, en La Moncloa, para valorar los acuerdos alcanzados este jueves en el seno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS) y la evolución de la pandemia en España, según ha informado Moncloa.

"Hemos llegado a duplicar la cifra de casos comunicados en el peor día de la primera ola. Esto tiene una explicación, que se están realizando muchos más test". En concreto, ha señalado el récord de 800.000 pruebas semanales realizadas a principios de octubre.

Al respecto, ha señalado que la situación no es comparable con la del 14 de marzo cuando se decretó el estado de alarma, "y no queremos llegar a ese punto". 

Antes de enumerar los acuerdos alcanzados en el pleno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS), el presidente del Gobierno ha querido poner el acento en que para contener los contagios se tiene que reducir los contactos y la movilidad. "Para frenar los contagios las medidas afectan a la movilidad, a los aforos, al número de personas en los encuentros y los horarios, tenemos que intensificar la acción". 

Para conseguir este objetivo, Sánchez apela a la "disciplina social, el espíritu de equipo y la moral de victoria". En ese sentido, ha querido, incluso, poner "un reto colectivo", "Debemos lograr una incidencia acumulada menor de 25 casos por 100.000 habitantes".

El presidente ha afirmado que seguirá siendo necesario adoptar medidas para contenerlo, aunque ha asegurado que su objetivo es evitar un confinamiento domiciliario como el decretado en el mes de marzo. "Debemos adoptar las medidas necesarias para frenar los contagios causando el menor daño a la economía posible y las menores restricciones posibles para la libertad", ha explicado.

En este punto, ha subrayado que las comunidades autónomas son las responsables de las medidas que se deban ir adoptando y, cuando una de ellas alcance un nivel de alerta "extrema", podría requerir de iniciativas excepcionales que "podrían" necesitar el sustento del estado de alarma.

Sánchez ha concluido esta comparecencia asegurando que se está "más cerca del final, de que la nueva normalidad sea la normalidad a secas". "La unidad es nuestro horizonte y marca nuestro camino". 


Noticias relacionadas

next
x