X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

análisis

¿Qué hacer con las acciones de Telefónica?

11/12/2018 - 

MADRID. Telefónica lleva dos años siendo duramente castigada por los inversores donde ha perdido cuota de mercado. En los últimos resultados presentados por la compañía hemos observado una recuperación del número de clientes, principalmente debido por la entrada de su filial O2. La entrada de esta filial ha permitido a la compañía llegar a un nicho de mercado low cost que antes no tenía acceso mientras que la competencia sí.

Telefónica se está convirtiendo en uno de los motores del Ibex 35 este último trimestre del año. El pasado mes de noviembre el título acumuló una subida superior al 9,5%. A inicios de esta semana el título ha llegado a tocar los 8,06 euros por acción, niveles que no veíamos desde el pasado mes de mayo. Una vez que el titulo ha abandonado el canal bajista iniciado el pasado mes de marzo parece ser que podemos empezar a hablar  del inicio de una tendencia alcista. 

A pesar de las grandes subidas experimentadas en el parqué, la compañía sigue teniendo recorrido alcista, tanto por fundamentales al ser una compañía muy devaluada como por la figura que dibuja en aspecto técnico.


Una vez que el título ha sobrepasado la resistencia psicológica de los 8 euros por acción es normal que el valor experimente correcciones por consolidación de beneficios por parte de los inversores donde se podrían retomar las compras y buscar el último máximo alcanzado en los 8,06 euros por acción. Una vez que su cotización consolide por encima de este máximo, podríamos buscar los 8,5 euros por acción.

La trayectoria bajista que ha marcado el título durante dos años es motivo suficiente para no descartar una continuación de la tendencia bajistapor lo que no descartamos que el título pueda tocar los mínimos relativos anteriores. Ante esta situación colocaríamos un stop loss en la zona de los 7,30 euros por acción. 

Álvaro Giménez-Cuenca es analista de XTB

Noticias relacionadas

next
x