Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

ABOGADO GENERAL DEL TJUE

La banca española contiene la respiración ante la publicación del informe sobre el IRPH

10/09/2019 - 

VALÈNCIA. Hoy está previsto que se haga público el esperado informe del abogado general del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) sobre la abusividad o transparencia del Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios (IRPH), que debería haberse conocido el pasado 24 de junio pero que se pospuso a este mes manteniendo en vilo así a la banca española... y a los clientes afectados. Bien es cierto que el dictamen que hará público el letrado Maciej Szpunar no es vinculante y será en el primer trimestre de 2020 cuando el TJUE dicte una sentencia firme al respecto. Pero no lo es menos que será una pista clara por donde irán los tiros. 

Mientras los analistas de la agencia de calificación de deuda canadiense esperan un fallo a favor de la banca, la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros de España (Adicae) prevé que lo haga del lado de los consumidores mirando el espejo de las cláusulas suelo. "Una vez más los consumidores miran con esperanza a la justicia europea que se ve forzada a corregir las decisiones de los tribunales españoles. Está claro que en Europa y en los tribunales europeos la protección de los consumidores es algo fundamental. Es hora de que se haga justicia", apunta Manuel Pardos, presidente de Adicae.

“Es un índice engañoso para los usuarios porque es muy difícil comprender semejantes fórmulas ni sus ventajas ni sus inconvenientes y que fue comercializado fraudulentamente. Se ofrecía como las cláusulas suelo como un beneficio para el consumidor. Se decía que iban a estar más protegidos y se ha demostrado falso”, explica Pardos. Lo cierto es que la banca se juega mucho y más en una coyuntura donde la política monetaria ultralaxa del Banco Central Europeo (BCE) -y lo que le queda- mantiene 'acotados' los márgenes bancarios.


A juicio de la asociación, este índice comercializado sobre todo en los años 2006 y 2007 se trata de una cláusula abusiva al no superar el control de transparencia, y que de forma lógica debería tener un tratamiento similar al recibido por las cláusulas suelo. “El resarcimiento a este abuso de la banca española solo puede venir con la devolución íntegra para cada afectado con los intereses de demora”, añade.

Por su parte, los expertos de DBRS recogían en un reciente informe que, aunque cree que el Tribunal declarará las cláusulas como transparentes, el efecto de un fallo contrario a las entidades financieras es "difícil de estimar", ya que depende de múltiples variables, pero "podría ser material". La agencia canadiense estima que los bancos españoles han concedido hipotecas vinculadas al IRPH desde 1999 por valor de 108.000 millones de euros, aunque la popularidad de este índice ha disminuido con el tiempo y la exposición hipotecaria actual es "sustancialmente menor". En concreto, estima que la exposición agregada de los doce bancos españoles de mayor tamaño es de 20.000 millones de euros, lo que extrapolado a todo el sector ascendería a unos 23.000 millones de euros.

Subida a bloque de la banca en bolsa

La agencia ha tratado de hacer una estimación de la responsabilidad económica que tendrían los bancos si se declarase que la comercialización de hipotecas ligadas al IRPH fue abusiva, que dependería de qué índice se utilizase en su lugar. Según ha estimado, el peor de los escenarios (y menos probable) supondría la anulación de los intereses del contrato desde su firma, lo que tendría un impacto económico de 45.400 millones de euros. De su lado, si se sustituyese el índice por el Euríbor, la responsabilidad se reduciría a unos 20.000 millones de euros. Ambos supuestos están calculados desde el origen de la hipoteca, pero DBRS ha señalado que no está claro cuál sería la limitación temporal de la sentencia, si desde que la cláusula se declara abusiva, desde el inicio del contrato o desde el final del préstamo. Esta decisión dependería de los tribunales españoles, por lo que el debate se mantendría en el tiempo.

Mientras tanto los bancos españoles cotizados vivieron ayer una sesión de ganancias generalizadas en la víspera de conocer el informe y, de paso, llevando al Ibex 35 a cerrar por primera vez en más de un mes arriba de los 9.000 puntos. Así, Banco Sabadell (+4,36%) lideró los avances en el Ibex 35 y fue el séptimo valor que mejor se comportó de entre el centenar de compañías que nutren el Mercado Continuo. CaixaBank (+3,28%), Bankia (+2,92%), BBVA (+2,49%), Banco Santander (+2,42%, Bankinter (+2,36%), Unicaja Banco (+1,64%) y Liberbank (+0,90%) también cerraron al alza.

Noticias relacionadas

next
x