Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Empresarios de España y Portugal urgen activar planes de recuperación

10/10/2020 - 

VALÈNCIA. (EFE) La Confederação Empresarial de Portugal (CIP) y la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), presentes en la cumbre hispano lusa que se celebra en Guarda (Portugal), han urgido a activar planes de recuperación que pongan a las empresas en el centro de las estrategias nacionales.

En un comunicado conjunto, CIP y CEOE aplauden "el refuerzo y reorientación de las medidas de emergencia ya tomadas", y ven indispensable asegurar un marco de estabilidad con consensos a largo plazo y evitando "confrontaciones ideológicas que impidan la búsqueda de las soluciones que mejor sirvan nuestras economías y nuestras sociedades".

Ambas patronales han señalado la necesidad de mejorar las conexiones de transporte y las inversiones, destacando la prioridad de las conexiones ferroviarias en los corredores de Aveiro-Salamanca-Irún y de Sines/Setúbal a la frontera con Francia, pasando por Madrid.

En el eje atlántico, destacan la importancia de la conexión Oporto-Vigo, para garantizar un transporte de mercancías eficiente y competitivo.

Ayudas europeas

El nuevo marco de ayudas acordado por el Consejo Europeo abre nuevas posibilidades para una "intervención coordinada", por medio de la financiación de programas de reorganización estructural del tejido productivo que tendrán un impacto transversal en toda la Unión Europea.

Se trata además de "la única vía para mitigar los peligrosos efectos de fragmentación de la respuesta asimétrica que hasta ahora han caracterizado la reacción a la pandemia" de covid-19.

Las patronales ven urgente "el refuerzo y reorientación de las medidas de emergencia ya tomadas", así como la puesta en marcha de planes de recuperación y resiliencia que pongan a las empresas en el centro de las estrategias nacionales. Todo ello, atendiendo a la necesidad de preservación del tejido empresarial y la reorientación de los modelos de crecimiento y de desarrollo económico y social, en coherencia con las opciones estratégicas europeas.

next
x