X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

ve posibilidad para abrir entre 500 y 1.000 tiendas en España

El plan de negocio propuesto por DIA Supermercados no requiere de una quita, según el máximo accionista

7/03/2019 - 

MADRID (EP). L1 Retail, división de comercio minorista de LetterOne, sociedad controlada por el inversor ruso Mikhail Fridman y propietaria del 29% de Dia, apuesta por el crecimiento de la cadena de supermercados en España donde ve posible la apertura de entre 500 y 1.000 tiendas en un plazo de entre cinco y diez años. Así lo ha indicado a Europa Press Stephan DuCharme, socio director de L1 Retail, quien se ha mostrado sorprendido por la intención del consejo de administración de llevar a cabo el cierre de más de 600 tiendas no rentables en España y por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afectará a más de 2.000 empleados.

"Si Dia crece, hay empleo. Las ventas por metro cuadrado son un tercio de las de Mercadona, existe posibilidad de crecer generando más venta por metro cuadrado", ha explicado el directivo, quien no ha descartado cierres "muy selectivos" de aquellas tiendas que no funcionen. La intención de la sociedad controlada por Fridman es fijar el nuevo modelo comercial de la cadena de supermercados en un plazo estimado de entre doce y 18 meses para posteriormente testarlo en unas 20-30 tiendas y ampliarlo después hasta 200 establecimientos de forma progresiva.

En su opinión, existen dos modelos de crecimiento para Dia: con las tiendas existentes, mejorando la venta por metro cuadrado de manera "significativa" y con aperturas de tiendas una vez que el modelo comercial funcione de forma correcta con el objetivo de poder exportarlo a otros países como Argentina y Brasil. En este sentido, DuCharme ha reiterado el carácter de "inversor a largo plazo" de LetterOne y ve posible un acuerdo "razonable" con los bancos acreedores, a quienes pide que se conviertan en socios financieros "a largo plazo", descartando la posibilidad de una solicitar una quita de deuda.

"Nunca hemos pedido una quita y no tenemos la intención de hacerlo, porque el plan de negocio propuesto no requiere de una quita", ha subrayado DuCharme, quien ha precisado que su petición se centra en la prórroga de la totalidad de la deuda hasta 2023, lo que dará a Dia el tiempo necesario para desarrollar el plan de transformación. Según ha explicado el directivo, la ampliación de capital no debería suponer dar dinero a los bancos en este momento, porque "lo importante ahora es salvar la compañía". En su opinión, la mejor manera de que Dia salde su deuda con los bancos es implementar el plan de transformación propuesto por LetterOne, algo que requiere un tiempo de entre tres y cinco años.

Mikhail Fridman
En concreto, la ampliación de capital propuesta por LetterOne de 500 millones de euros contempla un mínimo de 200 millones para la compañía y 300 millones para los bonos que vencen en julio, mientras que la del consejo por un importe de 600 millones, según ha explicado DuCharme, se centra en 100 millones de euros para la cadena de supermercados, 200 millones para los bancos y 300 millones para los bonistas.

De cara a la junta de accionistas de Dia, que se celebrará el próximo 20 de marzo, DuCharme ha afirmado que están manteniendo conversaciones con el consejo de administración para analizar propuestas, pero ha dejado claro que LetterOne "tiene sus principios y su estructura para que Dia funcione". "No hay guerra, estamos hablando de negocio", ha afirmado el socio director de L1 Retail, quien ha respaldado la propuesta de vender Clarel, algo que plantea el consejo, para invertir el dinero en la compañía.

Confianza en el futuro

"Creemos todavía en la inversión en Dia, en que conviene seguir invirtiendo, en el potencial de la compañía pese a que la situación financiera no es la misma que hace dos años; queremos invertir más dinero en Dia si la dirigimos", ha resaltado DuCharme, quien ha señalado que el éxito de la OPA supone el control de la compañía y ha descartado elevar el precio de 0,67 euros ofrecido. "El precio es muy razonable con una prima muy relevante", ha dicho. Asimismo, DuCharme ve "ganadora" la ampliación propuesta por LetterOne, para lo que está recabando el apoyo de accionistas en Madrid y Londres, pero ha avisado de que si sale adelante la del consejo de administración, la OPA "muere", con la retirada de la sociedad controlada por Fridman.

"No estamos dispuestos a poner más dinero en la compañía sin tener el control", ha subrayado DuCharme, quien ha señalado además que en el caso de no salir adelante ninguna de las dos ampliaciones, la OPA sigue su curso. "Es importante que la OPA concluya pronto, trabajamos muy de cerca con la CNMV", ha afirmado el directivo de LetterOne.

Noticias relacionadas

next