X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

grupo fuertes equilibra su patrimonio con un préstamo participativo

Terra Natura consolida el cambio de tendencia y aumenta un 25% las ventas hasta 8,1 millones

28/11/2017 - 

ALICANTE. El parque de animales Terra Natura, en Benidorm, sigue mejorando sus cifras desde que tocó fondo en 2013. Las cuentas anuales de 2016 depositadas en el Registro Mercantil de Alicante (que incluyen las de la 'filial' del parque construida en Murcia y operada en UTE con La Generala) constatan que el cambio de tendencia iniciado ese año se ha consolidado, con un nuevo crecimiento de la facturación y del resultado neto del año. No obstante, la precaria situación patrimonial del parque no ha quedado aún resuelta, y de hecho su propietario, el holding murciano Grupo Fuertes, ha tenido que inyectar recursos para evitar que la sociedad entrase en causa de disolución por este desequilibrio.

Así, Terra Natura facturó en 2016 un total de 8.134.063 euros por las visitas al parque de naturaleza, lo que supone un 25% más que el año anterior, cuando la cifra de negocio se quedó en 6.478.228 euros (lo que ya supuso un incremento del 12,5% respecto a 2014). El resultado de explotación alcanzó así los 1,6 millones de euros, un 60% más que en 2015 (un millón), y al cierre del ejercicio la sociedad propiedad del Grupo Fuertes se anotó un beneficio de 1.281.274 euros: más del doble que en 2015 (589.113 euros). Al igual que en 2015, Terra Natura destinó el beneficio a compensar los resultados negativos de años anteriores.

Según el informe de gestión que acompaña a las cuentas, "en 2016 se consolidan los buenos resultados de 2015" medidos por el resultado de explotación y el resultado neto, ya que "a la mejora de los ingresos por ventas se añade que se ha conseguido el importe máximo de la parte variable del contrato firmado con Magic Terra Natura, S.L. por la cesión de espacios para cabañas". En este sentido, cabe recordar que el parque y la empresa hotelera Magic Costa Blanca cerraron un acuerdo para que los visitantes puedan alojarse en Terra Natura. Asimismo, los gestores destacan que "se ha conseguido un crecimiento moderado de los gastos de explotación y se ha recortado notablemente la carga de la financiación". De esta forma, el patrimonio neto sobre el total de activos se eleva al 17,3%, cuatro puntos más que en 2015.

El informe destaca también el aumento del empleo generado por el parque (la plantilla media pasó a ser de 100 personas, frente a las 89 del año anterior), la inversión de algo más de un millón de euros (tanto en Benidorm como en Murcia) para asegurar el mantenimiento de la capacidad productiva, y avanza que durante el año en curso seguría apostando por renovar su oferta de espectáculos, animación y de servicios a los visitantes, para ofrecer atractivos adicionales a la oferta existente que mejoren los ingresos.

Apoyo del Grupo Fuertes 

La memoria adjunta a las cuentas admite que existen algunas dudas sobre el futuro de la empresa, por el lastre que suponen los malos resultados de ejercicios pasados. Así, las pérdidas "de importe significativo" en ejercicios anteriores a 2015 generó un déficit de caja y la necesidad de recibir aportaciones de los socios. Pese a todo, en 2016 sigue existiendo un fondo de maniobra negativo, mayor incluso que el año anterior (8.993.998 euros, frente a los 7.779.519 euros a 31 de diciembre de 2015). La memoria advierte de que las pérdidas han dejado reducido el patrimonio neto a una cantidad inferior a las dos terceras partes de la cifra de capital social: 5.506.930 euros de patrimonio neto frente a 12.251.300 euros de capital social.

A pesar de ello, la memoria destaca como elementos a favor del parque la puesta en marcha de la nueva línea de negocio (el arrendamiento de terrenos a Magic para explotar las cabañas), que unida al crecimiento de visitantes e ingresos por visitante en los dos últimos años han permitido arrojar beneficios; y fundamentalmente el apoyo financiero del Grupo Fuertes, accionista mayoritario. 

Dado que desde el cierre del ejercicio 2014 tiene lugar un desequilibrio patrimonial, el holding propietario a su vez de la empresa cárnica El Pozo concedió un préstamo participativo para que Terra Natura no entrase en causa de disolución, por un importe de un millón al cierre de 2016. Asimismo, el grupo se ha comprometido a llevar a cabo las medidas financieras o patrimoniales que sean necesarias para que no concurra en causa de reducción obligatoria de capital para reequilibrar el patrimonio. Los gestores destacan que "como principal accionista", el Grupo Fuertes se ha comprometido a proporcionar apoyo financiero a Terra Natura "a primer requerimiento", de forma que "siempre se encuentre en condiciones de cumplir con sus obligaciones financieras".

Noticias relacionadas

next