X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

será directora general adjunta

Patricia Sancho, la exdelegada de Temperley London, ficha por la ilicitana Tempe

28/09/2018 - 

ELCHE. En medio de objetivos gubernamentales e institucionales a diferentes niveles para rescatar talento español, el gigante de Amancio Ortega, Inditex, ha hecho lo propio a lo grande. La firma ha fichado para su centro distribuidor del Parque Empresarial, Tempe, a la ya exdelegada de Temperley London, Patricia Sancho, una burgalesa que estaba en lo más alto de la moda inglesa al ser CEO de una firma que viste a nada más y nada menos que Madonna, Catherine Zeta Jones o Kate Middleton —en España Penélope Cruz o Paula Echevarría—.

Sancho ha estado más de un año como directora general de la compañía —desde enero de 2017— a la que entró en 2013 y tiene más de una década de experiencia en el sector. Ahora, pasará a ser directora general adjunta de Tempe, ocupando un puesto en lo más alto de la filial de diseño, distribución y fabricación de calzado y complementos para las cadenas del grupo Zara junto al industrial ilicitano Antonio García  o el veterano Ramón Peñón

La ahora directora general adjunta se graduó en administración de empresas y en márketing y empezó trabajando en Volkswagen. Migró a Inglaterra y desde allí empezó trabajando como dependienta en Burberry, pasando después por compras y ejecutiva, un rápido ascenso desde el que pudo fichar al tiempo por Armani, el paso previo a Temperley London. Un circuito que le ha llevado ahora a estar en el organigrama de una empresa tan potente como la gestionada 50%-50% por Inditex y Grupo Azarbe, el holding del industrial ilicitano. 

Por su parte, Tempe obtuvo en 2016 unos ingresos de 1.259 millones de euros. Actualmente está construyendo una nueva nave que piensa conectar con un túnel subterráneo su centro logístico para transportar sus mercancías. Unas obras que realiza mientras espera que se haga material la ampliación de Elche Parque Empresarial, que debería fructificar en 2019. Mientras tanto, a principios de año la compañía firmó un convenio con los sindicatos por el que se establecía una subida salarial del 10% para los tres próximos años. 

Noticias relacionadas

next