X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

juan perán, antonio vicente y perfecto palacio retiran sus inversiones

Las sicavs alicantinas: cinco cierres y 64 millones de euros retirados en el último año

8/05/2017 - 

ALICANTE. Hay pánico entre los propietarios de sicavs. Como ha venido contando este diario, el ritmo de cierres desde que comenzó el año supera ampliamente el registrado el ejercicio anterior (145 cierres frente a 19 en el primer trimestre), y la provincia de Alicante no es una excepción. De la veintena de empresarios alicantinos que participaban en uno de estos vehículos durante el pasado ejercicio, tres han decidido sacar su dinero y destinarlo a otras inversiones, según los datos de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV): Juan Perán, de Pikolinos, Antonio Vicente, de Panamá Jack, y Perfecto Palacio, de Marina Deportiva.

Fuentes del sector consultadas por Alicante Plaza consideran que "el motivo principal, y casi único, para las disoluciones de sicavs es la incertidumbre regulatoria y fiscal que se ha generado en torno a ellas". Aunque "es cierto que ahora se ha paralizado, y que realmente es un debate sin sentido porque una sicav tributa como un fondo de inversión", este experto señala que "cada vez que hay elecciones se abre un debate intenso" al respecto. A ello hay que unir que estos instrumentos de inversión están "mal vistos socialmente", aunque "hay pocos más transparentes que una sicav".

Sea como fuere, lo cierto es que los tres empresarios que han decidido abandonar la fórmula de la sicav para gestionar sus inversiones eran de los que más patrimonio tenían invertido en estas sociedades: Antonio Vicente, fundador y propietario de Panama Jack, tenía invertidos a principios de 2016 más de 40 millones de euros a partes iguales entre Faviren Ahorro e IVG Ahorro. Sin embargo, en solo unos meses liquidó ambos vehículos. El pasado mes de septiembre cerraba la persiana de Faviren, y un mes después era IVG la que se disolvía.

El mismo camino que Antonio Vicente ha seguido otra de las familias más prominentes del sector del calzado en Elche, la saga que encabeza Juan Perán Ramos, fundador del imperio Pikolinos. En el caso de la familia Perán, no obstante, no se liquidaron sus dos sicavs (Rosjucar Inversiones y FPB Invest), sino que la familia retiró los fondos que tenía invertidos y traspasó el control de las dos sociedades. No hay que obviar que, hasta hace apenas quince días, Perán Ramos, su esposa y sus tres hijos constituían los consejos de administración de ambos vehículos, que ahora han cambiado de consejo, de entidad depositaria y hasta de nombre. Al cierre de 2016, ambas sociedades acumulaban un patrimonio conjunto de 11,15 millones de euros

El último en sacar su inversión de una sicav ha sido el alicantino Perfecto Palacio, de Marina Deportiva de Alicante (además de propietario del concesionario Porsche en la provincia y de varios edificios de apartamentos de lujo para turistas). El también presidente de Ineca, uno de los empresarios con mayor proyección de Alicante en los últimos meses, ha decidido cerrar Compass Inversiones, que acumulaba un patrimonio de 12,8 millones de euros. De esta forma, los tres empresarios citados han retirado del 'circuito' de las sicavs 64 millones de euros en apenas un año.

Las fuentes anteriormente citadas señalan que, una vez que un inversor disuelve su sicav o retira su patrimonio de una de estas sociedades, lo más sencillo es reinvertir el capital en un fondo de inversión, que tributa de la misma manera, o incluso conformar la misma cartera que tenía antes pero sin el paraguas de la sicav. "Una sicav hace que la operativa sea más cómoda, o sencilla, pero al final puedes invertir en los mismos valores a título particular".

A pesar de estos 'abandonos', muchos empresarios alicantinos siguen confiando en esta fórmula para rentabilizar sus inversiones. Como se decía más arriba, hay una veintena de sicavs vinculadas a empresarios de la provincia que siguen activas, y muchas de ellas con una buena rentabilidad el pasado año. Así, los dueños de Gioseppo, la familia Navarro Pertusa, mantiene sus dos sicavs con un patrimonio conjunto de unos 8,5 millones. También Odón Grohs sigue invirtiendo en su sicav Kontact Exchange, que supera ligeramente los 7 millones de patrimonio. 

El fundador y expresidente de Inaer (rebautizada Babcock MCS Spain por sus nuevos dueños británicos), Luis Miñano, mantiene tres sicavs con unos 14 millones de euros de patrimonio, el turronero José Manuel Sirvent (Confectionary Holding) tiene invertidos 5,4 millones en Salvia de Inversiones... en total, entre las casi 30 sicavs vinculadas a empresas alicantinas que siguen operativas tras los cinco cierres citados, se mueve un patrimonio de unos 130 millones de euros.

"Lo mejor que puede hacer un inversor que esté en una sicav en estos momentos es no hacer nada", señalan las mismas fuentes. "Si al final cambia la normativa para elevar el mínimo exigible a cada inversor (y evitar así los 'mariachis' u 'hombres de paja') o se modifica la tributación, no será con carácter retroactivo, y seguro que hay un periodo de transición", explican. "La decisión se puede tomar en ese momento, porque si no te estás anticipando a algo que quizá no pase; disolver es la peor opción", subrayan.

Noticias relacionadas

next