X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

con la empresa urbanizadora sierra cortina sa, de la que es gerente

Finestrat rompe la concesión con Murcia Puchades por no pagar el canon del campo de golf

31/12/2017 - 

FINESTRAT. El Ayuntamiento de Finestrat se ha deshecho de la concesión demanial que tenía firmada con la empresa Urbanizadora Sierra Cortina SL, cuyo administrador único es Jesús Pombo Laza, y su gerente el conocido Francisco Murcia Puchades. Se trata de un terreno de uso dotacional, que tenía concedido a la empresa para que instalara un campo de golf de Pitch & Putt. Y en la actualidad, no tenía ningún uso ni mantenimiento por parte de la mercantil, tal y como indicó el alcalde de Finestrat, Juan Francisco Pérez Llorca.

Según ha alegado el consistorio para quitar la concesión, no hay otra razón que la deuda acumulada por parte de la mercantil, que llevaba desde el año de su implantación sin pagar el canon anual. De esta manera, había acumulado una deuda de 55.781 euros desde la anualidad de 2008 hasta la de 2017, tal y como reflejan los informes a los que ha tenido acceso Alicante Plaza

Pero eso no es todo, según el texto hay más incumplimientos del contrato. Así, mencionan que "no consta en el registro de este departamento presentación alguna del proyecto de ejecución de las obras, ni solicitud de licencia de obra para la instalación del PITCH & PUTT, por la empresa concesionaria".

Asimismo, indican que desde el Consistorio tenían conocimiento de que las instalaciones "estaban gestionándose por mercantil diferente a la concesionaria pero  no consta que se haya procedido a su autorización por parte de este departamento".

Como tercer incumplimiento, "no consta presentación del Proyecto de edificación adaptado al pliego en este Ayuntamiento". En cuarto lugar, la parcela esta urbanizada en su totalidad, pero no se ha realizado la delimitación, tal y como afirman en el escrito oficial del departamento de Patrimonio. Y por último, "no consta en este departamento que se haya presentado relación de las obras, instalaciones y equipamientos".

Por todo ello, el Ayuntamiento ha decidido resolver el expediente por el que le quitan la concesión demanial y ahora estudian qué futuro le darán a la parcela, que tiene uso de equipamiento deportivo.

El pleno de noviembre de 2007 fue cuando se le adjudicó la concesión demanial, situada en el Plan Parcial Secotr II. Se le exigía un canon anual de 6.100,17 euros, correspondiente al 3 % del valor en venta del dominio público a ocupar, y un plazo de 50 años.

No sería hasta el 21 de mayo de 2008 cuando se firmó el contrato entre las dos partes, en el que se constituye una garantía definitiva por importe de 8.088,99 euros. Desde aquel momento hasta ahora, el terreno ha sido útil para los explotadores del campo de golf, que estaba situado en terrenos del ayuntamiento, de la empresa y de Sociedad Proyecto Temáticos de la Comunitat Valenciana. 

No obstante, el 30 de marzo de 2017, el tesorero del Ayuntamiento emitió un informe sobre las derechos pendientes de cobro de la mercantil, en el que ponía de manifiesto que la concesionaria no ha abonado el canon en las anualidades de 2008, 2009, 2010, –en 2012 sólo una parte–, 2013, 2014, 2015, 2016 y 2017. Finalmente, el 16 de junio de este año alcaldía toma la decisión de iniciar el procedimiento para la extinción del contrato.

A todo esto, la mercantil de Murcia Puchades no ha llegado a oponerse a esta decisión, no obstante, el concejal de Urbanismo, Víctor Llinares, explicó a este diario que aún puede presentar un recurso contra la decisión firme que se adoptó en el pleno de noviembre, por el que se aprobó la resolución del expediente y extinción de la concesión demanial.

Petición de cobro por SUMA

El portavoz del PSOE, José Alfonso Llorca, sembró la duda en el pleno del pasado julio, cuando insinuó que había tratado de beneficiar a la empresa, quitándole la concesión que no querían. Además, dijo no entender por qué se había llegado hasta ese momento sabiendo que no habían pagado el canon desde 2008.

Por su parte, Llinares negó tener ningún tipo de relación con la empresa además de asegurar que no habían contactado con él para tratar el tema. A continuación, el alcalde de Finestrat afirmó que habían trasladado a SUMA la deuda para que procediera al cobro.

Noticias relacionadas

next