X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 12 de diciembre y se habla de actiu SECTOR PÚBLICO benidorm maría jesús pinto Ikea

PP, C's y CBM votan a favor

El rodillo del pacto por el presupuesto deja sin opciones al resto de la oposición de Benidorm

18/03/2017 - 

BENIDORM. Como un rodillo. Así fueron este viernes los concejales que llegaron a un acuerdo con el gobierno del PP para votar a favor del presupuesto, es decir, Ciudadanos (C's) y el grupo municipal Ciudadanos por Benidorm (CBM). Las enmiendas del resto de la oposición cayeron en saco roto ante los votos en contra de los tres partidos que por ahora, están garantizando la gobernabilidad de la localidad. El PP gobierna en Benidrom en minoría, con ocho ediles, frente a los 17 restantes. De ahí la importante negociación que han mantenido en las últimas semanas a cuenta del borrador de presupuesto, que finalmente se aprobó este viernes con el voto a favor de estos tres partidos, que contó con el voto en contra de PSOE, Liberales y Compromís-Los Verdes, así como la abstención del edil no adscrito, Leopoldo Bernabeu.

El documento aprobado cuenta con 93.638.954,72 euros. A partir de ahora, se someterá durante un mes a exposición pública para las alegaciones de terceros, y después se ratifique como definitivo. Tal y como detalla el Ayuntamiento en un comunicado, el 12% del apartado de gastos -11.245.000 euros- se destina a pagar deuda pública, mientras que el apartado de inversiones reales en obras y proyectos se sitúa en 4.634.849,18 euros. A esta cuantía hay que sumar las inversiones incluidas en el capítulo de gasto corriente y que también están referidas a obras.

Como ya adelantara este diario, el documento recoge un millón de euros para ejecutar la rotonda y el vial para dar acceso al futuro centro comercial. También incluye el proyecto de la avenida Mediterráneo, así como otros 400.000 euros para parchear los desperfectos de la zona en la que no se va actuar por el momento, partida que exigió C's. Ambos proyectos son plurianuales. También hay consignación para el Parque de la Séquia Mare, la peatonalización de la calle Gerona entre Orts Llorca y Esperanto, accesibilidad, asfaltado, un plan de mejora de instalaciones deportivas, el derribo de un bloque de viviendas de maestros en el colegio Leonor Canalejas, mejoras en el centro de salud del Rincón de Loix, así como inversión en Patrimonio Histórico y en seguir avanzando en el objetivo de Destino Turístico Inteligente.

La edil de Hacienda, Lourdes Caselles, reconoció que tras incluir las peticiones de C's y CBM, pasaron de 25 a 33 actuaciones recogidas en el presupuesto. Entre ellas, estaba el acondicionamiento de una zona ‘gourmet’ en el Mercado Municipal, a petición de C's. El documento también incluye la remodelación del parque infantil de La Cala, el alumbrado de la avenida de Bernat de Sarriá; la construcción de una pasarela que conecte la calle Italia con el Palau d’Esports l’Illa; y la mejora del parque de l’Aigüera.

Además, el capítulo 2 del presupuesto contempla la aportación de 500.000 euros a la Fundación Visit Benidorm. También se multiplica por dos la dotación para el Plan de necesidades de la Policía Local hasta alcanzar los 100.000 euros; se aumenta un 25% la ayuda a la Sociedad Protectora de Animales y Plantas -40.000 euros-; se reservan 90.000 euros para subvenciones para los clubes deportivos, que deberán optar a ellas en concurrencia competitiva; y otros 300.000 para los desplazamientos de estos equipos.

Asimismo, se han destinado 235.000 euros al Presupuesto Participativo, algo más del 5% de las inversiones reales de las cuentas de 2017.

Las enmiendas de la oposición, ¿para qué?

Con esto llegaban a las 9 de la mañana al pleno, cuando se inició la sesión. El PSOE llevaba 20 enmiendas, Liberales 9 y otras 18 de Compromís-Los Verdes. Además, de una moción de Ciudadanos (C's) y otra conjunta entre PSOE, Liberales y Compromís-Los Verdes. Esto obligó a que se hiciera un receso de una hora y media, con el fin de estudiarlas con los técnicos. 

Transcurrido el periodo de tiempo establecido, se reinició el debate con la enmienda de C's, que fue la única que se registró antes del pleno. Ésta incluía 10.000 euros para el club de fútbol femenino, que chocaba frontalmente con la del PSOE, quienes reclamaban 30.000 euros. La enmienda prosperó gracias a los votos a favor de C's, CBM y PSOE (el resto se abstuvieron). Ésta fue una de las pocas ocasiones en las que el PP se desligó de la posición de la formación naranja.

A continuación, fue el momento de que el PSOE defendiera sus enmiendas a través de su portavoz, Rubén Martinez. Éste tenía 22 minutos para tal efecto, ya que se había consensuado hacer un minuto por enmienda, más dos por el hecho de haberlas presentado. Así, el socialista enumeró una a una sus peticiones. De las 20 que presentaron y defendieron, sólo dos salieron adelante: aumentar hasta los 350.000 euros la partida dirigida a la reparación y pintura para mejorar los centros educativos, así como 5.000 euros para el Centro de Información Juvenil, con el fin de recuperar el mobiliario.

En las dos ocasiones contó con el voto en contra del PP y la abstención del edil no adscrito. Mientras que la primera salió adelante gracias al voto de PSOE, Liberales, Compromís-Los Verdes, y la abstención de C's. Y la del Centro de Información Juvenil también fue votada a favor por C's. Se quedó fuera su enmienda estrella, que la Alcaldía se comprometa a someter a consideración del pleno, con carácter previo, las modificaciones presupuestarias superiores a 20.000 euros. Además, de 105.000 para llevar a cabo las mejoras en el Salón de Actos del Ayuntamiento. O 25.100 euros para subvencionar el transporte de usuarios y familiares del Centro Pepa Esperanza Llinares.

A continuación, C's volvió a dar la sorpresa, votando a favor de la enmienda conjunta de PSOE, Liberales y Compromís-Los Verdes para la contratación de un agente de igualdad, tras realizar la convocatoria pertinente, ateniéndose a la subvención nominativa de la Generalitat. Ésta salió adelante con el voto a favor de todos los grupos salvo la abstención de CBM y Bernabeu, así como el voto en contra de los populares. Más estupefacción creó sabiendo que esta propuesta se había debatido en plenos anteriores y que la formación naranja se había mantenido en la abstención.

Menos suerte corrieron las enmiendas de Liberales. Su portavoz, Gema Amor, cedió el testigo a la otra concejal del partido, Ángela Berna, para defender sus nueve peticiones para incluir al presupuesto con un movimiento de cerca de un millón de euros, pero ninguna prosperó. En la mayoría de ocasiones sólo contó con el voto a favor del PSOE. Entre las diferentes enmiendas se encontraba la rehabilitación del Hogar del Pensionista y destinarlo a Centro Social “Bernat de Sarrià”, transformar en instalaciones deportivas el parque público de la avenida Bernat de Sarriá con Calle Ciudad Real, la semipeatonalización de la segunda fase de Tomás Ortuño o la regularización de los retranqueos

Por último, fue el turno de Compromís-Los Verdes, cuyas enmiendas no pudo defender el portavoz de la coalición, Josep Bigorra, que se había ausentado antes de que comenzara a hablar de su primera enmienda los socialistas. ¿El motivo? Su boda, que él definió "como una cuestión inaplazable". El grupo corrió la misma suerte que los socialistas y los liberales: de las 18, se les retiraron dos tras hablar con los técnicos. De las restantes, sólo salió adelante la primera: que la documentación municipal referida al presupuesto sea redactada en valenciano. Sólo tuvo el voto en contra del PP y la abstención del edil no adscrito.

Entre las demás enmiendas solicitaban que se incluyera un albergue o comedor social municipal, la contratación de otro guarda ambiental, la creación de un Consejo de la Infancia y la Adolescencia o la contratación temporal de un ayudante para el Departamento de Diseño e Imagen. Tras la votación de todas las enmiendas, llegó Bigorra, que no pudo votar ni a favor de sus propuestas, lo que le contó como una abstención en todo momento, tal y como se hace en estos casos. No obstante, su ausencia no fue decisiva en ninguna de las votaciones.

Tras cerca de siete horas desde el inicio de la sesión plenaria, el presupuesto para el ejercicio de 2017 salió adelante con el voto a favor del PP, CBM y C's, la abstención del concejal no adscrito, y el voto en contra de PSOE, Liberales y Compromís-Los Verdes, que no pudo hacer nada. Como no hizo el concejal no adscrito, que él mismo aseguró que no se había "pegado la paliza en trabajar para que luego no salga adelante porque está todo pactado". 

La parte más bronca del pleno además no vino por parte de las trifulcas habituales entre políticos. En este caso, vino de la mano de los concejales Arturo Cabrillo, Paquita Ripoll y Leopoldo Bernabeu. Éste último fue acompañado de sus apoyos del partido del que dice ser el presidente, Ciudadanos por Benidorm, y pedía que a los otros dos concejales se les dijera que están dentro del "grupo municipal de Ciudadanos por Benidorm". Todo ello terminó con una decena de personas del público con una pancarta en contra de los dos ediles, y una multa de 700 euros por cabeza de los que sostenían la pancarta.

En cualquier caso, los dos bandos políticos en el pleno eran evidentes. C's, CBM y PP votaron prácticamente lo mismo de inicio a fin, salvo las excepciones contadas, mínimas teniendo en cuenta que se llegó a votar cerca de 60 veces. Por el otro lado, igual, aunque esta connivencia no sirviera para nada. Así, C's dejó claro que quien tiene el mando son ellos, ya que su postura decantó que prosperaran las enmiendas del resto de la oposición. No obstante, el portavoz de C's, Rafa Gasent, defendió su posición al encontrarse que las enmiendas de los otros partidos chocaban con lo que habían incluido ellos en el borrador.

Los "descolgados" del presupuesto criticaron en varias ocasiones a los socios del PP de que se fiaran de los populares, tras ver la ejecución del ejercicio anterior, diciendo en consecuencia que no habían cumplido con el documento. Un argumento que también le sirvió a Bigorra para defenderse en por qué no había registrado con anterioridad las enmiendas, como hiciera el año pasado. Así se lo recordó también Lourdes Caselles, quien dijo haberle incluido en 2016 sus 15 propuestas.

Finalmente, el presupuesto se aprobó con la Relación de Puestos de Trabajo del año pasado.

Noticias relacionadas

next