X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

vicent soler dice que aceptarán el edificio y luego se matiza

El IVF acata el auto del juez pero se resiste a quedarse con el centro de oficios de Coepa

7/11/2016 - 

ALICANTE. El Instituto Valenciano de Finanzas (IVF) sigue dando vueltas al convenio de acreedores de la patronal alicantina, Coepa, mientras se resiste a quedarse con el edificio del centro de oficios para saldar las deudas de la organización empresarial. El conseller de Hacienda, Vicent Soler, ha asegurado este lunes que el IVF aceptará el centro de oficios de la patronal alicantina, Coepa, como pago por el crédito que le concedió para levantarlo en 2006, tal como contempla el convenio de acreedores presentado por la organización empresarial. Sin embargo, horas después se ha matizado para señalar, a través de su equipo de comunicación, que la Abogacía de la Generalitat "sigue estudiando" el asunto.

Antes, en rueda de prensa, Soler ha confirmado que el IVF no piensa recurrir el auto del juez tumbando su reparo a la tramitación del convenio (tampoco cabía recurso, en realidad, pues el auto era firme, tal como publicó Alicante Plaza en su momento), lo que en la práctica supone asumir que el banco del Consell tendrá que quedarse con la propiedad del centro de oficios (construido en un solar cedido por el Ayuntamiento) para saldar la deuda que mantiene la patronal alicantina.

Como ha contado este diario, el centro está tasado en 4,4 millones de euros por un perito independiente, mientras que el principal más los intereses pendientes de devolver por parte de Coepa asciende a 3,1 millones de euros. El IVF se había mostrado reacio a aceptar el edificio, pese a que el crédito tenía una garantía hipotecaria (es decir, que contemplaba la ejecución de la hipoteca y la enajenación del inmueble si Coepa no pagaba), porque según Soler existía un acuerdo del anterior Consell, del PP, de rechazar la dación en pago del centro de oficios.

La junta de acreedores ordinarios de Coepa (el IVF es un acreedor hipotecario privilegiado) se celebrará el próximo viernes, para decidir si se acepta el convenio y la patronal sale del concurso, o si por el contrario se rechaza la quita del 95% y el pago en seis meses, lo que condenaría a la liquidación. Solo queda que la patronal autonómica, Cierval, se sume al convenio (Coepa le adeuda 500.000 euros por cuotas y cobraría 38.000), algo que se decidirá el miércoles. Como desveló Alicante Plaza el pasado 29 de octubre, la patronal se inclina por aceptar la quita, dado que si Coepa entra en liquidación no cobraría ni siquiera esos 38.000 euros.

Noticias relacionadas

next