X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

en el municipio de granja de rocamora

El disputado color político de un alcalde: ¿independiente, C's o tránsfuga?

18/03/2017 - 

ALICANTE. Cómo estarán las relaciones entre el PP y Ciudadanos, formaciones que gobiernan juntos en Orihuela, que han hecho una moción de censura en Almoradí o que incluso en su día facilitar la elección del presidente de la Diputación, que ahora se pelean por el color político del alcalde de la población de la Granja de Rocamora, en la Vega Baja, un municipio en el que hasta el pasado 2015 siempre habían gobernado los populares.  

Y es que, tras 36 años de democracia, Independientes y socialistas pactaron y arrebataron la Alcaldía a José Rocamora, del PP, alcalde desde 1979. El nuevo alcalde, Francisco Javier Mora, se presentó como independiente, partido que al parecer ya no existe y, en noviembre de 2015, se pasó a Ciudadanos. Para el PP, este acto le convierte en un tránsfuga”. El PP insiste en que es tránsfuga porque abandonó el partido voluntariamente. "Un señor llega bajo unassiglas a un ayuntamiento. Cierra un pacto de Gobierno con esas siglas y, meses después, se va. La Alcaldía deja de pertenecer al grupo elegido por los votantes y pasa a un partido que ni siquiera obtuvo representación”, denuncia el coordinador comarcal del PP, Adrián Ballester.

“De hecho, -agregan- el actual alcalde aparece como miembro de Ciudadanos en la web municipal cuando no fue este el partido por el que resultó elegido”.

Por ello, el PP solicita que “se reestablezca la legalidad. En consecuencia, que Mora entregue el acta y se vaya del Ayuntamiento, que el PSOE rompa el pacto de gobierno con un tránsfuga y que el partido Independientes Granja de Rocamora recupere los concejales que les dio el pueblo de Granja”.

Ciudadanos no lo considera así. A su juicio, Mora no es tránsfuga porque su partido ha desaparecido y, por tanto, puede afiliarse donde quiera. Otro caso bien diferentes es que la formación por la que se presentó existiese y la hubiera dejado voluntariamente o hubiera sido expulsado, recuerda Emilio Argüeso. La formación naranja que el PP debe cumplir con el pacto antitransfuguismo en la Diputación y exigir a Fernando Sepulcre que deje el acta. 

Noticias relacionadas

next