X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

El pp pedirá responsabilidad patrimonial al gobierno de Navarro

Benidorm pagará a los clubes "perjudicados" en las subvenciones de 2011 anuladas por el TSJ

20/09/2017 - 

BENIDORM. El Ayuntamiento de Benidorm está estrujándose los sesos para saber cómo acatar la sentencia del TSJCV, que anuló la subvención de 2011 para las entidades deportivas. En aquel momento, la Fundación de la Comunidad Valenciana Benidorm Futbol Base, que dirige el dueño del Colegio Lope de Vega, Vicente Fuster, denunció las bases por las que se concedieron las subvenciones porque entendía que eran injustas. El juez le dio la razón en 2014, con sentencia firme del TSJ, por lo que Benidorm tiene que deshacer el entuerto.

En eso estaba el PP en 2016, meses después de acceder al gobierno. La medida que adoptaron fue sacar la subvención de nuevo, pero con un presupuesto de 161.000 euros, mientras que la que se concedió en su momento ascendía a  913.050 euros. El consistorio calculó que los 161.000 euros serían los que restaban para que fuera justa la subvención para la fundación recurrente. 

No obstante, según explicó este martes a Alicante Plaza el portavoz del Gobierno, José Ramón González de Zárate, se presentaron más clubes a parte del damnificado, por lo que éste volvió a recurrir las bases. Recurso que han aceptado desde el consistorio. 

El objetivo es que ahora, los técnicos municipales calculen cuánto es el dinero que se le dejó de dar a la fundación para que ahora se le conceda directamente, sin necesidad de convocar ninguna subvención. En principio, se estimaría que es alrededor de los 160.000 euros, que es la partida que hay consignada para este fin desde 2015. 

Como consecuencia, la subvención de 2011 al final habría costado a las arcas municipales más de un millón de euros. Según explicó el portavoz popular, al resto de entidades deportivas no se les puede reclamar el dinero de más que se les dio porque ha habría prescrito. Sin embargo, De Zárate sí que indicó que se les pedirá responsabilidad patrimonial a los "políticos que participaron en la aprobación de la subvención, por haberle obligado al ayuntamiento a crear un agujero en el presupuesto de 2016 con estos 160.000 euros".

El propio portavoz del PP arremetió duramente contra la época socialista de Agustín Navarro. Aseguró directamente que se había adjudicado a dedo estas ayudas deportivas, apuntando a que se había tratado de beneficiar a la otra entidad, Fundación Ciudad de Benidorm Fútbol Base, presidida por Miguel Águila y quien era cargo de confianza del PSOE en el Consistorio.

Cabe recordar que se le otorgó 161.000 euros al club de fútbol base Ciudad de Benidorm, a diferencia de lo que percibió la recurrente, a la que se le dieron 6.000 euros, pese a que en los tribunales expuso que tenían prácticamente el mismo número de alumnos.

Por su parte, el portavoz socialista, Rubén Martínez, indicó que el procedimiento para adjudicar las subvenciones es la misma que se estaba haciendo desde años anteriores y no se modificó nada de forma específica para la cuestionada. En cuanto a la responsabilidad patrimonial, señaló que "está desvariando" porque se tiene que pedir un año después de lo ocurrido. Asimismo, recordó que "ellos ya fueron contra Agustín Navarro ante el Tribunal de Cuentas y éste le está desestimando sus pretensiones sistemáticamente". 

Finalmente, Martínez embistió contra el gobierno local afirmando que lo que les debería de "preocupar es el fraccionamiento de contratos a la empresa de caracoles o las compras desde el Ayuntamiento a un supermercado de una concejal del PP". "Por estos dos motivos hay extensión de responsabilidad contable", concluyó el socialista.

next