X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

Así consiguió Enrique Ortiz los terrenos del Moralet en Benidorm

23/04/2018 - 

BENIDORM. Enrique Ortiz tiene un as en la manga: un error burocrático en el pago de la expropiación de sus terrenos en el Moralet de Benidorm. Por ellos ha cobrado ya cerca de 6 millones de euros y gracias al error, estaría dispuesto a pelear más. Un pelotazo que consiguió el empresario gracias a la estación de autobuses de la ciudad, ahora bajo investigación por una denuncia en Fiscalía, y por la que ya hay sentencia firme del TSJ y el TS que reconocen la ilegalidad de esta infraestructura. Pero nada de esto frenó al empresario alicantino más famoso del siglo XXI, financiador confeso del PP.

El 23 de octubre de 2007, una sentencia firme del Tribunal Superior de Justicia declaraba nula la modificación del proyecto de la estación aprobada en el pleno. Es decir, el Consistorio estaba obligado a buscar una fórmula que legalizase el proyecto, entre las que se barajaban la licitación de nuevo del complejo, y por tanto, sacar de su explotación al empresario. Algo que por cierto, a día de hoy no se ha producido por falta de informes municipales.

No obstante, el 15 de febrero de 2008, Ortiz se sienta junto a dos propietarias de la firma El Moralet SL frente a un notario para firmar una permuta por la cual, cambiaban estos terrenos por el local que en esos momentos ya estaba arrendado a Mercadona.

De este modo, canjean sin dinero de por medio, 332.894 metros cuadrados de parcela en el Moralet, por 4.712,19 metros cuadrados repartidos en un local a los que habría que sumarle 148 plazas de garaje.

Un negocio en el que también había valoraciones. Según consta en el acta notarial de la permuta al que ha tenido acceso este diario, los terrenos se valoraron en ese momento por 7.883.374 euros, mientras que la superficie mencionada de la estación de autobuses alcanzaba los 5.783.374 euros.

Es decir, Ortiz aceptó en su momento una tasación de 7,8 millones de euros por unos terrenos que nada más obtener, pidió al Ayuntamiento una expropiación reclamando 47 millones de euros. Algo que finalmente quedó en 5,9 millones establecido por el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat (TSJCV) y ratificada por el TS.

Pero eso no es todo, cada año, El Moralet SL está obligado a pagarle el 1% de lo que ingresa por ese local, es decir, el alquiler al conocido supermercado, para abonarlo al Ayuntamiento en concepto de canon. Un canon por otro lado que lleva sin pagar desde 2013. Además, en los informes municipales consta que el supermercado está explotado por El Moralet hasta el final de la concesión (40 años desde 2008) en concepto de 7.096.956 euros.

Este acta notarial también figura entre los distintos documentos que entregará el PSOE en Fiscalía. Algo que llamó la atención de los socialistas debido a que negoció, y sacó dinero, por unos locales que en principio tenía dudosa su titularidad ya que había una sentencia que obligaba a sacar de nuevo a licitación dicha explotación.

Ahora, el entuerto con la estación de autobuses es tal, que llevan dos meses tanto el secretario municipal como el área de Intervención para realizar un informe técnico que coincida en las pautas a seguir para finiquitar el contrato con Ortiz, del que en un principio no se descartó liquidar en favor del empresario parte del valor de la infraestructura, teniendo en cuenta que ya se había beneficiado económicamente de alguna cesión del derecho de uso de los locales, como es el caso del supermercado y el hotel.

Pero este modo de proceder no es nuevo, como ya publicara este diario, consiguió un aval sobre la estación de más de 21 millones de euros un año después de que la sentencia se notificara a las partes. Algo que también está bajo estudio en los juzgados ya que no pasó por la consideración del pleno y sólo contó con la firma del entonces concejal de Urbanismo, Francisco Saval, edil de la etapa del alcalde popular, Manuel Pérez Fenoll.

Noticias relacionadas

next