X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

visita del líder del psoe a valència

Sánchez exige ya a Rajoy una propuesta de reforma de financiación que contemple la deuda histórica

21/11/2017 - 

VALÈNCIA. El líder del PSPV y presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, celebraron este lunes una reunión conjunta de sus respectivas ejecutivas en la que salió adelante una resolución sobre la reforma del sistema de financiación autonómica, una de las principales exigencias del Gobierno valenciano tal y como pudo comprobarse este sábado en la multitudinaria manifestación reivindicativa en la que participaron sindicatos, patronal, partidos políticos y unos 160 colectivos y asociaciones.

Uno de los puntos más interesantes del documento aprobado es la plasmación, negro sobre blanco, de la deuda histórica ocasionada por la infrafinanciación sistemática, una situación en la que el caso valenciano es paradigmático, siendo unos 16.000 millones de euros el cálculo que se realiza de ese perjuicio acumulado en los últimos años. En este sentido, el párrafo de la resolución socialista que se refiere a este asunto reza lo siguiente: "La suficiencia financiera ha de pasar, por tanto, a ser una de las características centrales del modelo de financiación futuro para todas y cada una de las Comunidades Autónomas, incluyendo la resolución de los problemas de déficit excesivo acumulado, ocasionados en algunas por su injusta infrafinanciación".

En cuanto a la comparecencia conjunta de Puig y Sánchez, el secretario general del PSOE recogió la reivindicación valenciana y exigió públicamente a Mariano Rajoy que presentara una propuesta de reforma del sistema antes del 31 de diciembre de este año, tal y como se comprometió en la Conferencia de Presidentes celebrada en enero. Una propuesta que, una vez presentada, sea objeto de negociación con el PSOE. Las condiciones de Sánchez, tal y como refleja la resolución, pasan principalmente por dos puntos: el nuevo modelo debe asegurar "la Sanidad, la Educación, la Dependencia y los Servicios Sociales que garantizan la igualdad". "El modelo debe garantizar el acceso universal a cada ciudadano/a a unos servicios públicos de calidad con independencia del territorio en el que viva", señala el texto.

Pedro Sánchez y Ximo Puig conversan al inicio de la reunión. Foto: EFE/Kai Fösterling

En cuanto al segundo punto, los socialistas consideran "inexcusable" resolver "la crónica insuficiencia de las Comunidades Autónomas para hacer frente a los servicios que proveen a la ciudadanía", una parte del texto donde se hace la referencia a los problemas de déficit acumulado.

En esta línea, Sánchez regó su intervención de críticas al Gobierno de Rajoy subrayando los "incumplimientos" del PP en esta materia. Así, recordó que el sistema caducó tres años atrás y lamentó que los populares no hubieran abordado la reforma pese a contar con mayoría absoluta; además, criticó que después de su promesa en la Conferencia de Presidentes Rajoy estuviera terminando el año "sin una propuesta" y recordó, en último lugar, que la remodelación figuraba en el punto 123 del acuerdo de investidura firmado entre PP y Ciudadanos.

Reforma fiscal y local

Otro de los pasajes reseñables de la resolución acordada por los socialistas va dirigida a una reforma fiscal. Así, el PSOE señala en su documento que las tensiones de déficit "no reflejan un problema de gastos excesivos sino de insuficiencia de ingresos públicos". "Por ello, para resolver de modo estable y no solamente coyuntural los problemas de suficiencias financiera de las CCAA, será necesario ensanchar nuestra base fiscal mediante una reforma impositiva que añada progresividad al sistema sin lesionar los intereses de las clases medias y trabajadores de España", explican en la resolución.

Por otro lado, en el documento también se dedica un extenso apartado a la reforma local. Una iniciativa dirigida a que se revise la regla de gasto para que los ayuntamientos puedan hacer uso del superávit, en la actualidad "extraordinariamente limitada por los requisitos legislativos impuestos".


Noticias relacionadas

next