X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 27 de julio y se habla de ELCHE CF SANTA POLA UNIFORMES congreso pspv EMPRENDEDORES

solución para dar cabida a seur y jimten

El tripartito y los empresarios pactan para 'arrancar' a Fomento la ampliación de Las Atalayas 

17/05/2017 - 

ALICANTE. Las relaciones entre el equipo de Gobierno de Alicante (PSOE, Guanyar y Compromís) y la entidad de conservación del polígono de Las Atalayas evolucionan desde la exposición de necesidades, hasta las exigencias (que se plasmaron en forma de alegaciones contra el catálogo de protecciones), para acabar desembocando en la colaboración. Los ediles de Urbanismo y Desarrollo Local, Miguel Ángel Pavón (Guanyar) y Sonia Tirado (Compromís), se conjuraron este martes con los gestores del recinto industrial para tratar de arrancar al Ministerio de Fomento, a través de la Sociedad Empresarial de Promoción de Suelo (Sepes), la cooperación necesaria que permita llevar a cabo al menos una primera ampliación urgente en ese polígono.

Se trataría de conseguir que Sepes, propietaria de la mayor parte de los terrenos en los que se proyectó la ampliación de Las Atalayas a finales de los noventa, consintiese la urbanización de una franja de unos 70.000 metros cuadrados que linda con los límites actuales del polígono para permitir la implantación de nuevas empresas. Con esa superficie, se daría cobertura al menos a dos grandes compañías que siguen reclamando suelo en el que poder ampliar sus actuales instalaciones ya asentadas en el polígono: Seur (dedicada a la mensajería) y Jimten (fabricante de suministros de fontanería).

La edil de Desarrollo Local, Sonia Tirado, confirmó que ya había contactado con los dirigentes de Sepes para concertar una reunión de trabajo en la que expondría esa necesidad para tratar de desbloquear el desarrollo de ese suelo. Con la hipotética colaboración del Sepes (con financiación incluida o sin ella, a cargo de promotores privados), el ayuntamiento podría tramitar una modificación puntual del PGOU en vigor para recalificar esos terrenos que ahora son rústicos, lo que permitiría acometer su urbanización en un plazo de unos dos años.

La segunda alternativa para ampliar la superficie del polígono a largo plazo requeriría del visto bueno de la Generalitat, ya que afecta a un hito paisajístico protegido

Al margen de esa vía, seguiría existiendo una segunda opción para acometer una ampliación de mayor calado y también de mayor complejidad. Se trataría de reactivar la bolsa de cerca de otro millón de metros cuadrados que Fomento adquirió hace más de 40 años con la finalidad de duplicar la superficie de Las Atalayas y que, en gran parte, han revertido a sus propietarios originales al no haberse ejecutado la actuación que justificó su expropiación. 

Esa actuación obligaría necesariamente a contar con el visto bueno de la Generalitat, ya que, en parte, esa ampliación afectaría a un hito paisajístico protegido. Además, se debería definir una solución técnica para salvar el cauce de una rambla que separa el polígono actual de los terrenos de esa futurible ampliación. 

Además, Pavón y Tirado plantearon a la entidad de conservación de las Atalayas las posibilidades de mejora de sus instalaciones aprovechando el apoyo que ofrece la Ley de Mejora de Áreas Industriales de la Generalitat Valenciana, que en 2018 centrará sus actuaciones en las comarcas de l’Alacantí y el Vinalopó.

Esta normativa, según informaron fuentes municipales a través de un comunicado, ofrece apoyo a los polígonos industriales que reúnan las condiciones para ser catalogados como "zonas industriales de excelencia", por lo que desde el Ayuntamiento de Alicante se subrayó la importancia de que la entidad de conservación elabore propuestas para concurrir a esta distinción, para su consideración y valoración tanto del propio Ayuntamiento como de la Generalitat. Entre esas mejoras, figurarían la necesidad de crear zonas verdes, además de acometer otros trabajos de urbanización pendientes.

Noticias relacionadas

next