X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

Sánchez da instrucciones para que València acoja a los 629 refugiados a bordo del 'Aquarius'

El barco Aquarius, que lleva 629 inmigrantes, llegará a finales de semana al puerto de València

11/06/2018 - 

VALÈNCIA. (EP). El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha dado instrucciones para que España acoja el barco Aquarius, en el que se encuentran más de 600 personas abandonados a su suerte en el Mediterráneo, ha informado el Palacio de la Moncloa.

El barco Aquarius llegará a finales de semana al puerto de Valencia, que está preparado para acogerlo, según ha podido saber Efe en fuentes que coordinan el dispositivo. Según la distancia a la que se encuentra actualmente el barco, en aguas del Mediterráneo entre Italia y Malta, las estimaciones indican que tardará cuatro días en llegar al puerto valenciano.

Representantes de la Autoridad Portuaria de Valencia participarán en la reunión convocada para mañana por el Gobierno valenciano para la atención y acogida de personas refugiadas y desplazadas forzosamente, con el fin de coordinar la llegada a este puerto del barco Aquarius, en el que van 120 niños no acompañados.

La Generalitat convoca una comisión


La comisión mixta, que se reunirá mañana a las 16.30 horas, está compuesta por las diferentes Consellerias implicadas (Sanidad, Educación e Igualdad y Políticas Inclusivas), la Federación Valenciana de Municipios y Provincias, las Diputaciones, la Universidad de Valencia y las entidades Accem, Cepaim, Cear, Cáritas, Acnur y Cruz Roja, y también asistirán representantes del Ayuntamiento de València.

Según ha explicado la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, el presidente de Baleària ha ofrecido toda su logística, tanto en tierra como en mar, que se pueda necesitar, como hizo en 2015. 

"Me ha comunicado (la vicepresidenta Carmen Calvo) que el Gobierno situará el puerto de València como el puerto seguro para esta operación humanitaria que el Gobierno de España va a emprender de la mano de la ONU", ha dicho Puig, que ha asegurado que es una buena noticia para España "que sea considerado un país abierto y hospitalario".

"La Comunidad valenciana siempre ha sido una comunidad hospitalaria, ya quisimos en su momento fletar un barco para los refugiados sirios", ha incidido, recordado que el Ejecutivo regional también había expresado su voluntad de recibir a los migrantes y refugiados del Aquarius. 

Para el líder del Ejecutivo valenciano, también "es una buena imagen" para su territorio porque dará una "imagen de solidaridad, de apertura". "Es precisamente la imagen contraria a lo que fue el paradigma del pasado", ha añadido.

Puig ha afirmado que mañana martes 12 de junio habrá una reunión por parte de la vicepresidenta, Mónica Oltra, "para ver cómo se orienta esta cuestión" y definir el destino de estos migrantes y su acogida. "Se hará coordinadamente y bajo la dirección del Gobierno de España",

"España toma la iniciativa, que es una iniciativa positiva, y a partir de ahora estamos pendientes de cual es el resultado", ha declarado a los periodistas.

Por su parte el alcalde de València, Joan Ribó, había ofrecido este mismo lunes esta ciudad como destino del buque para que pueda atracar. El primer edil ha recordado la condición de Valencia como "ciudad refugio" y ha considerado "absolutamente inhumano que se deje un barco a la deriva en esa situación".

"València fue declarada en su momento ciudad refugio, como otras ciudades de España, y vamos a mover todos los dispositivos para que si no hay otra posibilidad València sea el sitio de atraque" de este buque, ha afirmado.

El alcalde de València, Joan Ribó, había ofrecido esta mañana la ciudad para acoger a los 629 inmigrantes y refugiados a bordo del 'Aquarius', cuya entrada a Italia ha sido impedida por el ministro del Interior, Matteo Salvini. "Queremos evitar más muertes en el Mediterráneo. Por eso le he pedido a la vicepresidenta, Mónica Oltra, que iniciemos ya las gestiones", ha señalado el alcalde en un tweet

El primer edil ha recordado la condición de València como "ciudad refugio" y ha considerado "absolutamente inhumano que se deje un barco a la deriva en esa situación". Por ello, ha dicho que desde la capital valenciana "vamos a mover todos los dispositivos para que si no hay otra posibilidad València sea el sitio de atraque" de este buque.

 

Ribó ha realizado este anuncio tras participar en la presentación de la Carrera València contra el Cáncer, al referirse a la embarcación 'Aquarius' y al lamentar que no se le permita atracar en otros puntos como Malta o Italia.

El responsable municipal ha agregado que ha comentado esta propuesta con la vicepresidenta de la Generalitat y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra. "València tiene puerto y, por lo tanto, vamos a hacer las gestiones para que sea lo que ha pretendido ser siempre y no se le permitió en su momento, una ciudad refugio", ha subrayado.

Joan Ribó ha señalado que la capital valenciana, "junto a todas las ciudades refugio, no quiere permitir tener otra tragedia como la de Aylán". Ha recordado así al niño refugiado que fue localizado muerto hace unos meses en las playas de Turquía.

El alcalde de València ha estimado "fundamental" la idea de atender a los ocupantes del 'Aquarius' en "un momento en el que los gobiernos y las posiciones de extrema derecha que se están manifestando en Italia" contribuyen a dejar "abandonados a su suerte a 629 refugiados".

El alcalde ha resaltado que hay "130 niños, uno nacido esta noche", en el 'Aquarius', al tiempo que ha opinado que es "absolutamente inhumano que se deje un barco a la deriva en esa situación". "València tiene puerto y, por lo tanto, vamos a hacer las gestiones para que sea lo que ha pretendido ser siempre y no se le permitió en su momento, una ciudad refugio", ha subrayado.

 

Oltra: "La sociedad valenciana no deja a nadie a la deriva"

La vicepresidenta de la Generalitat Valenciana y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, ha señalado, sobre el ofrecimiento de la ciudad de València para acoger a las 629 personas migrantes del barco 'Aquarius', que la sociedad valenciana "no deja a nadie a la deriva".

El Gobierno de España ha anunciado que ofrecerá a la ONU Valencia como "puerto seguro" para el barco 'Aquarius', que navega con más de 600 inmigrantes y refugiados rescatados por MSF y Sos Mediterranée, cuya entrada a Italia ha sido impedida por el nuevo ministro del Interior, Matteo Salvini.

Poco antes de que el Ejecutivo central hiciera este anuncio, Oltra había expresado ante los medios de comunicación que estaba esperando el sí del Ejecutivo central para poder albergar a estas 629 personas porque València "quiere abrir ese corredor de la esperanza en el Mediterráneo".

En este sentido, Oltra se muestra convencida de que el Gobierno de Pedro Sánchez tiene "sensibilidad" respecto a la situación de las personas refugiadas, "no como el anterior Gobierno del PP que nos cerró todas las puertas".

Asimismo, ha señalado que las autoridades valencianas tienen el dispositivo de acogida preparado "desde hace mucho tiempo" y que espera que la idea sea "bien recibida" también por las once comunidades que en su día firmaron un manifiesto expresando su deseo de acoger refugiados.

 

Las autoridades valencianas ya han hablado además con la Autoridad Portuaria, "que se ha implicado", y con las entidades de solidaridad y personas migrantes que colaborarán en el dispositivo de acogida.

Mónica Oltra ha enfatizado que "no es posible que en el siglo XXI haya 629 personas en un barco a la deriva en el Mediterráneo, un Mediterráneo que se está llevando miles de vidas y que se está convirtiendo en una fosa común de la vergüenza, cuando siempre ha sido un puente entre personas y culturas".

"València puede ser la puerta de entrada para que se acabe el calvario de estas personas y podamos acogerlas en una sociedad abierta y cálida, que no deja a nadie a la deriva en el Mediterráneo. Esperemos que esta vez sí ese barco pueda llegar a València y la sociedad valenciana pueda decirles: 'Lo peor ha pasado y vais a emprender una nueva vida lejos del horror que habéis tenido que pasar'".

Finalmente, la dirigente valenciana ha recordado que un centenar de las personas que van a la deriva a la embarcación son niños y que también hay mujeres embarazadas y que solo cuentan comida para 24 horas, por lo que "es una situación de emergencia humanitaria".

Noticias relacionadas

next