X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

valoran el proyecto en 30 millones

Echávarri y Puig estudian desviar el tráfico de la Explanada a través de un túnel submarino

21/02/2017 - 

ALICANTE. El encuentro institucional celebrado este martes entre el alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, y el jefe del Consell, Ximo Puig, se salda con una batería de peticiones con la que la Generalitat estaría llamada a saldar la deuda pendiente con la segunda ciudad de la Comunitat en cuanto a inversiones en equipamientos e infraestructuras. La de mayor importe tiene que ver con un viejo proyecto ya planteado sin éxito bajo los mandatos de Ángel Luna (PSOE) y de Luis Díaz Alperi (PP): la peatonalización de todo el frente marítimo de la ciudad para permitir la ampliación del paseo de La Explanada hasta la el paseo del puerto. 

En esta línea, Echávarri y Puig han anunciado la creación de una comisión mixta para desviar y soterarr el tráfico que ahora discurre en paralelo a la Explanada, en la avenida Conde de Vallellano, mediante la construcción de un túnel submarino que cruzaría la bocana del puerto. El proyecto estaría valorado en un presupuesto de 30 millones, en cuya financiación Ayuntamiento y Consell requerirían de la implicación del Ministerio de Fomento. O al menos su autorización. 

El alcalde ha explicado que el tráfico rodado se derivaría a la altura de la Plaza del Mar por el paseo de Levante, transcurriría por delante del hotel Meliá y del SPA Porta Maris y se redirigiría antes de llegar hacia la Zona Volvo por el dique de Levante, para penetrar bajo la superficie del mar hasta llegar al muelle de Poniente a la altura de Panoramis. Desde ese punto conectaría con Óscar Esplà y la Avenida de Elche a través de Casa Mediterráneo. El espacio liberado en Conde de Vallellano serviría para ampliar la Explanada, que quedaría peatonalizada hasta el extremo del parque de Canalejas o, incluso, hasta la propia Casa Mediterráneo.

Ese proyecto, según Echávarri y Puig, formaría parte de otra serie de inversiones para completar infraestructuras pendientes de una ciudad "inacabada". Entre ellas, figuraría el desarrollo urbanístico de los tramos ya ejecutados de la Vía Parque, que pasarían a tener un uso público mediante la construcción de instalaciones deportivas o la creación de zonas ajardinadas y de parque, de un modo similar a como se hizo en Valencia con la transformación del antiguo cauce del río Turia. Esa propuesta, según Echávarri, requeriría de una aportación de entre cinco y seis millones.

Además, Puig ha confirmado que se estudiará la cofinanciacion de mejoras en centros educativos de la ciudad para solventar reformas pendientes y poner fin a los barracones que todavía existen en puntos como el colegio público de La Cañada del Fenollar. En esta línea, también ha añadido que se va a solicitar el traslado de una de las salas del Tribunal Superior de Justicia (TSJCV) -previsiblemente, la Social o la Contencioso-Administrativa- hasta Alicante para descentralizar también la administración de Justicia, para evitar desplazamientos forzosos a Valencia y para reforzar la condición de bicapitalidad de la Comunitat. 

El jefe del Consell ha confirmado igualmente la implantación de una sala del 112 para descentralizar la atención de las emergencias, que se implantaría en el edificio polivalente de la plaza de Séneca, y la creación de otro centro formativo para los profesionales de las emergencias dependiente del IVASPE en el parque de bomberos de playa de San Juan. Por último, ha señalado que se creará otra comisión de coordinación sobre el patrimonio de las dos administraciones -Generalitat y Ayuntamiento- con el fin de reorganizar y dar contenido a dependencias y edificios que "en algún momento se construyeron sin ningún sentido". En ese apartado, según concretó Echávarri, cobra especial protagonismo la Torre Prop. Señaló que hasta ahora dispone de dependencias libres a las que el Ayuntamiento podría dar uso.

next