X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

la audiencia desestima la apelación de lacasa al fallo favorable a grupo íllice

Los zapatos Conguitos vuelven a ganar a los Conguitos de chocolate en los tribunales

23/10/2019 - 

ALICANTE. Los tribunales vuelven a dar la razón al ilicitano Grupo Íllice, propietario de la marca de ropa y calzado infantil Conguitos, en su pleito por el uso de la marca con la chocolatera Lacasa, propietaria de los famosos Conguitos de chocolate. La Audiencia de Alicante ha desestimado la apelación de Lacasa al fallo de primera instancia del Tribunal de Marcas que ya daba la razón a Grupo Íllice el pasado enero, y ratifica que los zapatos Conguitos pueden seguir coexistiendo sin riesgo de confusión con el popular snack. Un fallo que prácticamente agota el recorrido legal de la empresa chocolatera, a la que ya solo le queda recurrir en casación.

Según han confirmado a Alicante Plaza fuentes de la firma textil y zapatera con sede en Elche, Grupo Íllice se ha impuesto de nuevo al grupo chocolatero en el uso de la marca Conguitos para la categoría de textil y calzado. La Audiencia Provincial de Alicante ha desestimado la apelación presentada por la compañía de alimentación para revertir la sentencia de principios de año, que dio la razón a la empresa de calzado en el uso de la marca.

Los orígenes del conflicto judicial que enfrenta a Chocholates Lacasa con Grupo Íllice hay que buscarlos en los años noventa. Tal y como explica Carlos González, de Abril Abogados (que ha representado a Íllice en el proceso), la empresa ilicitana solicitó el registro de la marca Conguitos en la Oficina Española de Patentes y Marcas en 1989 y un año después le fue concedido para la clase 25, es decir, textil y calzado. Lacasa, que había comprado el fabricante de Conguitos en 1987, se opuso ya en aquel momento, pero no se le dio la razón. La empresa de dulces tenía registrada la marca Conguitos con anterioridad, pero sólo para la categoría de chocolates.

Con el devenir de los años, el negocio derivado de las marcas de alimentación fue haciéndose cada vez más grande gracias a las licencias. Así, Lacasa llevó a cabo una serie de oposiciones administrativas contra Íllice ante la autoridad de marcas española y europea. En 2011, requirió a Íllice cesar en el uso de la marca y se inició una negociación entre la empresa de calzado y la de dulces. Sin embargo, la negociación terminó rompiéndose y Lacasa terminó lanzando su propia línea textil.

En 2013 Íllice demandó a Lacasa por el lanzamiento de ropa interior (prendas textiles) identificada con la marca Conguitos. El Juzgado número 1 de Marca Comunitaria dictó sentencia estimando la demanda y condenando a Lacasa por infracción de marca. Las dos empresas convivieron pacíficamente durante años, una utilizando la marca Conguitos en calzado y textil y la otra, en los conocidos dulces de chocolate y cacahuete. Tras casi veinte de años de convivencia en el mercado, en 2016 Lacasa demandó a Íllice alegando infracción de sus marcas Conguitos por la venta de productos textiles y zapatos porque consideraba sus marcas renombradas.

En 2018 tuvo lugar el juicio y en enero de 2019 el juzgado desestimó las pretensiones de Lacasa argumentando, entre otras cuestiones, que las marcas habían convivido durante un largo tiempo y podían seguir haciéndolo. Lacasa, sin embargo, apeló ante la Audiencia Provincial de Alicante (en funciones de Tribunal de Marcas Europeas). Este martes, el juzgado dictó una nueva sentencia en la que desestima nuevamente la voluntad de Lacasa y le condena, otra vez, a pagar las costas

Grupo Íllice: seis fábricas y 200 empleados

Grupo Íllice es propiedad de la familia Esquitino. La compañía es propietaria de las marcas Break&Walk (B&W), Conguitos y Momem. La empresa cuenta con seis fábricas en la región, donde produce alrededor del setenta por ciento de los 800.000 pares que distribuye cada año. La compañía cuenta con una plantilla formada por cerca de 200 personas. Del total de los trabajadores de Grupo Illice, cincuenta están vinculados a Conguitos, con una red de seis tiendas monomarca (ubicadas en Elche, Alicante, Moscú y Bucarest), pero centra su distribución en el canal multimarca. En total, la marca cuenta con 890 puntos de venta y está presente en 32 países a través de la Red.

Noticias relacionadas

next
x