Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Acuerdan plantear reclamaciones de 3.000 euros por residente 

Los vecinos del Centro solicitarán indemnizaciones individuales al Ayuntamiento por no aplicar la ZAS 

31/01/2020 - 

ALICANTE. Los vecinos del Centro Tradicional retoman su campaña reivindicativa frente a los molestias por ruido asociadas a la actividad hostelera y a los locales de ocio concentrados en el entorno de la calle Castaños y adyacentes. La asociación que los agrupa celebró este martes una reunión extraordinaria, con cerca de un centenar de asistentes, en la que se acordó iniciar los trámites para la presentación de escritos de reclamación de indemnizaciones de manera individual ante lo que los residentes consideran falta de respuesta del Ayuntamiento frente a la sentencia que condena a acordar la declaración de una Zona Acústica Saturada (ZAS) en el barrio.

En concreto, los asesores legales de la asociación habrían calibrado la reclamación a la que podría acogerse cada residente en una suma de 3.000 euros en respuesta a los daños morales ocasionados, al no haber adoptado medidas tendentes al cumplimiento de esa sentencia. Durante la asamblea, se puso de manifiesto que "hasta la fecha el Ayuntamiento no está ejecutando la sentencia que le insta a declarar zona ZAS", por lo que, según han precisado portavoces del colectivo a través de un comunicado, "si no se vieran los resultados en fechas próximas, se tomarán las medidas jurídicas que correspondan para requerir al Ayuntamiento a que ejecute la sentencia".

En esta línea, según las mismas fuentes, el asesor jurídico de la asociación incidió en que el recurso presentado por el Ayuntamiento frente a la sentencia de primera instancia "es independiente de su aplicación" y que, "en caso de que prospere, el Ayuntamiento podrá revocar lo que tenga aplicado". Así, según el mismo comunicado, "se animó a los vecinos, a rellenar un impreso de demanda al Ayuntamiento, pidiendo en ella 3.000 € por daños y perjuicios morales". En principio, la intención del colectivo vecinal es que cada residente dispuesto a reclamar pueda registrar esos impresos de reclamación en el Registro municipal a partir del mes de febrero.

Como ha informado este diario, el equipo de Gobierno, compuesto por PP y Cs, dio inicio al expediente para tramitar la declaración de ZAS en el Centro Tradicional y el Casco Antiguo a finales del mes de diciembre. Hasta el momento, según fuentes municipales consultadas, se estaría recabando informes sectoriales a todos los departamentos afectados, entre los que se incluyen Seguridad, Urbanismo, Ocupación de Vía Pública y Medio Ambiente.

Noticias relacionadas

next
x