X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

Ante la expectativa de que la reestructuración concluya con éxito

Vuelve la euforia compradora en bolsa sobre la 'familia Abengoa'

24/03/2017 - 

VALÈNCIA. La 'familia Abengoa' vivió ayer en bolsa una de las sesiones más explosivas de los últimos tiempos en medio de una auténtica euforia compradora. Así, las acciones de la seria B se disparaban un 16,8% cerrando en los 0,264 euros siendo las más negociados de toda la bolsa española con más de 224 millones; mientras que sus 'hermanas' de la serie A se catapultaron un 40% hasta los 0,67 euros. Ni que decir tiene que fueron las mayores subidas de todo el Mercado Continuo donde conviven cerca de un centenar de compañías.

Conviene recordar que la diferencia entre ambas estriba en los derechos de voto, dado que las primeras necesitan 100 votos por acción, mientras que en las de la serie B un derecho equivale a un título. Cierto es que ambas clases de acciones tienen los mismos derechos económicos y, por tanto, derecho al mismo dividendo. Aunque más pronto que tarde se unificarán como ya anunció en su día la cotizada sevillana.

Pero, ¿qué pasó? Pues que la empresa presidida por Gonzalo Urquijo remitió un hecho relevante a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) donde informaba que el proceso de reestructuración, que dará lugar a una nueva Abengoa más pequeña, está cada vez más cerca de finalizar. Según informó Abengoa (ABG), los documentos de la reestructuración ya han sido firmados y las notificaciones de desembolso se encuentran remitidas, de modo que la compañía logra un nuevo avance en el proceso que le permitirá recibir 1.169 millones de euros de 'dinero nuevo'.

Atentos al 'agente escrow'

Pero eso sí, la empresa de energía y medioambiente señaló que, pese a que se encuentran firmados los documentos, la entrada en vigor y efectividad de los mismos está sujeta un nuevo hito conocido como fecha de inicio de los pasos de la reestructuración. Este nuevo hito comenzará "próximamente", cuando el 'agente escrow' reciba los fondos de la operación. Dicho agente gestiona una cuenta de depósito encargada de recibir el dinero, que se inyectará posteriormente a la compañía en paralelo a la ampliación de capital y a la emisión de 'warrants' prevista.

Con el objetivo de que el agente reciba el dinero, el pasado 22 de marzo se remitieron las notificaciones de desembolso, para lo que se ha iniciado un plazo hasta el próximo 27 de marzo a las 18 horas. En cuanto el agente haya recibido los fondos y se haya confirmado el inicio de los pasos de la reestructuración, se procederá a la ejecución de la ampliación de capital y a la emisión de los 'warrants' previstos en el acuerdo.


Según el acuerdo de rescate con sus bancos acreedores y los fondos para la reestructuración de su deuda financiera y su recapitalización, el grupo recibiría una inyección de 'dinero nuevo' de casi 655 millones de euros. El importe total del 'dinero nuevo' que se acordó prestar al grupo asciende a 1.169,6 millones de euros, aunque esta cantidad incluye los importes refinanciados de los préstamos recibidos por el grupo en septiembre y diciembre de 2015 y en marzo de 2016 -unos 515 millones de euros-.

Además, se incluían 307 millones de euros de nuevas líneas de avales. Las entidades financiadoras que lo aporten tendrán derecho a recibir un 5% del nuevo capital social de Abengoa. De esta cantidad, unos 50 millones serán para pujar por nuevos proyectos y el resto para avanzar en los que ya se encuentran en marcha.

Quita del 97%

El acuerdo suponía para los acreedores aceptar una quita del 97%, manteniéndose el 3% restante con vencimiento a 10 años, sin devengo anual de intereses y sin posibilidad de capitalización. El reparto del capital de la nueva Abengoa será de en torno al 50% para los bonistas y 'hedge funds' y aproximadamente un 40% para la banca acreedora. Además, otro 5% quedará en manos de los avalistas.

El comité de bancos que participaron en las negociaciones para la reestructuración estuvo compuesto por Bankia, Banco Popular, Banco Santander, Caixabank y Credit Agricole; mientras que el grupo de inversores de 'nuevo dinero' estuvo integrado por Abrams Capital, The Baupost Group, Canyon Partners, The D.E. Shaw Group, Elliott Management, Oaktree y Värde.

Noticias relacionadas

next