X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

entrevista AL RESPONSABLE DE GRUPO DE PENSIONES DE LA OCDE

Pablo Antolín (OCDE): "La solución última de las pensiones es que hay que contribuir más, y por periodos más largos"

11/05/2018 - 

ALICANTE. El economista Pablo Antolín Nicolás dirige el programa de investigación y política del Grupo de Trabajo de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos) sobre Pensiones de Capitalización, un organismo que reúne a los responsables de las políticas, los reguladores y el sector privado de casi 40 países de todo el mundo. Antolín ha estado este jueves en Alicante, dentro de los actos programados por el Observatorio Económico de la Provincia que dirige José AntonioTrigueros, profesor de Economía en la Universidad Miguel Hernández. Estas son sus reflexiones sobre la crisis que arrastra el sistema de pensiones de España.

-¿El sistema público de pensiones español está en riesgo?

-El sistema de pensiones de España, al igual que el de cualquier otro país de la OCDE, se enfrenta a desafíos importantes.

-¿Como cuáles?

-El envejecimiento de la población y el contexto actual de tasas bajas de crecimiento, de retornos y de salarios. 

-¿Qué alternativas se proponen desde la OCDE para financiar el déficit estructural del sistema?

-En la OCDE proponemos  que los países tengan que diversificar las fuentes de financiación de las pensiones, lo cual quiere decir que debe haber reparto y también capitalización; que los sistemas de capitalización se tienen que organizar y estructurar como sistemas complementarios a los sistemas de reparto, y que todo lo que son pensiones asistenciales (mínima, básica, viudedad, etc) deben financiarse con los Presupuestos Generales del Estado porque el objetivo es la lucha contra la pobreza o la redistribución. Todo lo que sean pensiones cuyo objetivo es ahorrar para financiar la jubilación se tienen que financiar con contribuciones, pueden ser un sistema de reparto o un sistema de capitalización. Como he dicho, nosotros proponemos una mezcla de los dos. En España se habla ahora de que hay un déficit del sistema de pensiones y qué hay que sacar más recursos. El punto de vista de la OCDE es ¿por qué no intentamos primero entender de dónde viene ese déficit? Y una vez sabiendo de dónde viene ese déficit, hay soluciones, pero hay que saber de dónde viene.

-Entiendo, entonces, que las autoridades deberían hacer más pedagogía del actual sistema...

-La pedagogía es esencial, sobre todo, si quieres tener a la población contigo cuando hay que hacer reformas. Y reformas hay que hacerlas porque los desafíos lo que hacen es cambiar el marco en el cual las pensiones se diseñaron. El mundo de ahora no es el mundo de cuándo se diseñaron.

-¿Comprende las protestas de los pensionistas?

-Las entiendo perfectamente.

-¿La alternativa es la capitalización, entonces?

-No, es un complemento. La OCDE nunca dice que la capitalización es alternativa, es complemento al sistema, nunca sustituto.

-¿Capitalización pública o privada?

-Hay países que tienen la capitalización pública, como Dinamarca o Suecia, o privada, como Chile.

-Y la alternativas vía impuestos a la banca o la denominada tasa digital...

-Lo que la OCDE recomienda es que las pensiones asistenciales se tienen que financiar con los Presupuestos Generales del Estado. Eso es lo que hace la mayoría de los países de la OCDE. España no lo hace. España lo que hace es que las contribuciones lo pagan todo y si hay déficit, se coge de los Presupuestos Generales del Estado. Pero lo que no está claro es si el dinero que viene del presupuesto está financiando las pensiones asistenciales. Las pensiones contributivas cuyo objetivo es el ahorro se deben financiar, sean públicas o de capitalización privada, con las contribuciones, y se tiene que hacer de tal forma que la promesa se ajuste a los parámetros para que no haya promesas que no se pueden financiar.

-De sus palabras entiendo que todo Gobierno debería adoptar esas reformas....

-Cualquier Gobierno tiene que hacer una reforma integral o proponer una reforma integral. Hay que mirar al sistema en su amplitud porque hay un componente de reparto, hay un componente asistencial, otro de capitalización tanto de empresa como individual y por lo tanto hay que hacer una reforma. Y unas de las recomendaciones de la OCDE es que el sistema se diseñe de forma coherente: hay que tener en cuenta todos los componentes. No se puede hacer dos o tres cambios sin tener una visión global.

-La sensación de ahora, después de último apoyo del PNV al Presupuesto de Rajoy, es que se están aplicando parches...¿Los políticos la temen?

-Eso lo deberá preguntarlo usted a los políticos. Lo que no hay es una reforma integral del sistema. Hay propuestas de académicos y de expertos, pero los políticos no se pronuncian al respecto.

-¿Conoce algún país que esté en una situación parecida a la de España?

-(silencio) Pocos, por no decir ninguno. Todos los países se enfrentan a los mismos desafíos, y se están enfrentando a ellos. La diferencia es que los otros países se han puesto manos a la obra a hacer cosas. ¿Que tengan o no éxito? Eso es otra cosa, pero están tomando decisiones. En España se aprueba la reforma de 2013, con el factor de actualización, con el índice de revalorización y luego se pospone, sin tener en cuenta que hay que tener una visión global, reestructurar el sistema en su conjunto con los planes de empleo, etc. La solución última de las pensiones es que hay que contribuir más, y por periodos más largos. La cuestión es cómo, y no todos.

-¿Elevando la edad de jubilación no basta?

-Elevar la edad de jubilación ayuda, pero hay que hacer una reforma integral. Hay que hacer todo en conjunto. Uno no puede cambiar una cosita y decir ya está todo solucionado. Eso no funciona nunca.

-¿Es optimista ante esta situación?

-Tarde o temprano, el problema de las pensiones será tan grave que se hará algo.

-¿Qué cambios debe dar el sistema económico o productivo español para tener una sistema de pensiones sostenibles?

-Esa es una cuestión de macroeconomía general. La OCDE, y también la Unión Europea, pide eso a España, pero no tiene nada que ver con las pensiones. Estamos en un sistema de reparto de pensiones y primero hay que ver qué de dónde viene el sistema. La economía puede crecer mucho más, la gente contribuirá y tendrá derechos a las mismas promesas y el sistema funciona. Los que están trabajando contribuyen y los jubilados, cobran. Cuando más suban los salarios por productividad, cobrarán más por el porcentaje de su última salario. Pero no va a soluciona nada si esa pensión que se promete es mucho mayor de lo que las contribuciones pueden cubrir. Lo único que hace es: la economía crece más, el factor de revalorización de las contribuciones es mayor y, por consiguiente, cobran más.

-¿La crisis ha terminado?

-Lo importante es que España está saliendo de la crisis.  Y lo que tiene que mejorar es que salgamos de la crisis completamente. Que hayamos salido o no dela crisis depende del punto de referencia con el que se mira: si lo miramos por el PIB, que es más alto que antes de la crisis, ya hemos salido; si el PIB es mucho más bajo de lo que las tendencias menos pesimistas asumían en el pasado, no hemos salido de la crisis; los sindicatos te dirán que como los salarios no han crecido, pues no hemos salido de la crisis, ...cada uno tiene un punto de referencia distinto. ¿Hemos salido o no? Es una cuestión muy relativa. La cuestión es que estamos creciendo y que eso es bueno.

Noticias relacionadas

next