X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

la reurbanización de la avenida de las naciones en ciudad quesada

Veinte grandes constructoras se disputan una obra de 500.000 euros de la Diputación

9/11/2017 - 

ALICANTE. Pese a la recuperación del ladrillo, el sector de la obra civil en Alicante se encuentra lejos de su mejor momento. Las Administraciones públicas no están precisamente cerca de alcanzar el ritmo de licitación que mantenían antes de la crisis, y la patronal Fopa viene quejándose hace tiempo de la escasa inversión en obra pública que prevén los diferentes presupuestos. Prueba del exiguo movimiento que define al sector en estos momentos es el enorme interés que suscita cada proyecto que se licita, por pequeño que sea.

El mejor ejemplo es el que se acaba de vivir en la Diputación de Alicante: un contrato que no llega a 500.000 euros, impuestos incluidos, ha atraído nada menos que a una veintena de constructoras, algunas de ellas auténticos 'gigantes' del sector. Se trata de reurbanizar un tramo de la Avenida de las Naciones, una de las arterias principales de la macrourbanización Ciudad Quesada en el término municipal de Rojales. Esta pequeña 'ciudad', poblada por más de 13.000 habitantes (la inmensa mayoría extranjeros) ocupa una superficie mayor que el propio municipio a cuyo término pertenece, e incluso que la vecina Guardamar del Segura.

Las obras están presupuestadas en 494.510 euros, impuestos incluidos, aunque el 'mejor precio' otorga el 50% de la puntuación final a las ofertas de los licitadores. La institución provincial ha recibido una avalancha de ofertas tanto en sus oficinas como por correo, hasta el punto de que, descartadas las que no cumplen las condiciones por defectos formales, se han quedado 19 en liza. Y entre los aspirantes hay nombres tan conocidos como los de Serrano Aznar Obras Públicas (del grupo francés Eiffage), la valenciana Pavasal, la alicantina Ecisa, Grupo Bertolín, la cotizada Elecnor, o Mainco Infraestructuras y Medio Ambiente.

La lista la completan Probisa Vías y Obras, Hermanos Lupasalla, Intagua Obras Públicas, Aglomerados del Sureste (de la familia Serrano Aznar), Aitana Actividades de Construcción y Servicios, Construcciones Porticada, la alicantina Sigma Infraestructuras, Orthem Servicios y Actuaciones Ambientales (que lleva a cabo la reforma de la Casa de la Festa de Alicante), Tecopsa, Binaria CGC, Elsamex y la UTE S.A. de Riegos, Caminos y Obras y Serel 96. Y eso que los defectos "insubsanables" en la documentación o la entrega de las propuestas fuera de plazo han dejado fuera del concurso a otros tres licitadores: la UTE Involucra y Bernardo Gil Sánchez, la UTE Contratas el Salvaorico y Palfer, y uno de los 'clásicos' alicantinos del sector, CHM Obras e Infraestructuras.

Las 19 ofertas que han pasado la primera criba serán ahora evaluadas por los técnicos de la institución provincial. El pliego de condiciones establece que el 50% de la puntuación final corresponde a la rebaja económica que oferten (siempre que no sea considerada una 'baja temeraria'), mientras que 30 puntos llegarán a través de las mejoras planteadas en el proyecto respecto a la prestación definida por la Diputación, y otros 20 por el plan de obras pormenorizado. La licitación permite subcontratar un 80% de los trabajos.

Como publicó Alicante Plaza hace algo más de un mes, el presidente de la Federación de Obra Pública de Alicante (Fopa), Javier Verdú, recordaba recientemente al Gobierno central y a la Generalitat que "el sector está pidiendo a gritos que se ponga en marcha la inversión que se ha aprobado y lo antes posible", dado que ambas administraciones apenas han licitado proyectos de envergadura en la provincia de Alicante en este mandato. Verdú realizó estas declaraciones tras reunirse precisamente con el vicepresidente de la Diputación, Carlos Castillo, quien en el transcurso del encuentro defendió el Plan Vertebra, el plan de obras financieramente sostenibles y el plan de obras y servicios, que entre todos superan los 80 millones de euros.

Noticias relacionadas

next