X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

obtiene el informe ambiental y estratégico favorable 

Ramón Román e Hijos aumenta beneficios a la espera de su gran inversión: el hotel Los Arcos

9/12/2017 - 

BENIDORM. Una de las empresas más importantes de Benidorm, Ramón Román e Hijos, está ante una de sus mayores inversiones. La mercantil del empresario más afamado de la noche benidormense ha obtenido el informe ambiental y territorial estratégico favorable para levantar de nuevo un hotel donde ahora se encuentra Los Arcos, un establecimiento que nació junto al boom turístico de la localidad, pero que lleva años sumido en el abandono. De esta manera, dan un paso más para que puedan renovar el catálogo de hoteles de la ciudad, y dar vida a uno de los solares más cotizados por los empresarios.

La mercantil de Ramón Román inicia así un proceso de inversión que se suma a las buenas noticias encarriladas desde los últimos años, con el que la empresa no ha parado de incrementar sus beneficios, siendo el 2016, el año de récord. Según consta en las últimas cuentas depositadas, Ramón Román e Hijos obtuvo el último ejercicio 673.687,49 de euros en beneficio. Más del doble del año anterior, cuando alcanzó 281.809,43 euros, y muy superior a los 193.728,65 euros del 2014.

Con todo, la empresa cierra el año con un activo total de 18.404.052 de euros. En los últimos meses, los movimientos más destacados además del hotel, viene por parte de los cargos de la sociedad. Como ya informara Alicante Plaza, Ramón Román salió de administrador único de la mercantil, para poner a su hijo Alberto Román García. Sin embargo, un mes después tanto este último como Laura Román García pasaron a ser administradores solidarios, con el cambio en la estructura que conlleva. 

Asimismo, Ramón Román sigue como director de la empresa y único accionista, así controla uno de sus activos más importantes en su imperio de Benidorm en el que tiene unas 20 empresas, algunas de ellas con las que ha conseguido grandes contratas municipales, como la de los servicios de playas gracias a la empresa R. A. Benidorm, de la que es administrador único. 

Ahora, el hotel que están dispuestos a derribar para levantar uno nuevo, está en trámite para que se pueda ejecutar. Tienen un Plan de Reforma Interior presentado, con el que incrementarán su categoría hasta las cuatro estrellas superior, por lo cual, aumentarán sus plazas, de 55 a 75, a cambio de una compensación al municipio, en forma de espacio o económico. 

Noticias relacionadas

next