X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

panel de opinión

¿Qué hará la bolsa en 2018 y dónde encontrar oportunidades? Al habla con 12 expertos

2/01/2018 - 

De izq. a derecha arriba: Alejandro Martínez (EFE & ENE), Javier Domingo (Aznar Patrimonio), Isabel Giménez (FEBF), Eduardo Bolinches (Bolsacash), Jorge Pérez (Libertas 7) y Guillermo Ramón (GRG). Abajo, y en el mismo orden, Lorenzo Serratosa (Kau Markets), Sergio Serrano (Gesem AV), Juan M. Damià (Tressis SV), Ricardo González (GPM International), Pascual Santosjuanes (GVC Gaesco) y José Lizán (Auriga)

VALÈNCIA. Comienza un año marcado, sin duda, por las decisiones que adopte el Banco Central Europeo (BCE) sobre su política monetaria ultralaxa. O lo que es lo mismo: ¿cuándo comenzará a subir los tipos de interés? Un factor determinante en la marcha de la bolsa española que, además, tendrá que lidiar con otros factores como las elecciones en varios países europeos, la 'desconexión oficial' del Reino Unido de la Unión Europea -Brexit-, los habituales riesgos geopolíticos y, faltaría más, hasta dónde va a llegar la marcha triunfal de Wall Street.

Los inversores deberán estar muy pendientes a todos esos factores -y los que vayan surgiendo- en un año que se presenta favorable para la renta variable española, cuyo índice de referencia (Ibex 35) se quedó descolgado de sus principales competidores continentales durante 2017.

Para ello nada mejor qué mejor que conocer las impresiones de doce expertos financieros para que los lectores de Valencia Plaza tengan una mayor pluralidad de opiniones.

Alejandro Martínez Fuster, cofundador de EFE & ENE Multifamily Office

-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-La crisis catalana ha pesado mucho en la evolución del Ibex 35, forzando los precios a la baja pese a los excelentes datos de crecimiento, consumo y creación de empleo en España. Esto es otra forma de decir que las elecciones abren una oportunidad de revalorización, siempre que la victoria caiga en el lado constitucionalista. Sin embargo preferimos no hacer pronósticos sobre los mercados, por atractivos que parezcan, y mucho menos tomamos decisiones en base a ellos: Los datos y la experiencia dejan muy claro que la capacidad predictiva de analistas y expertos ronda siempre el 50%, similar a un cara o cruz, por lo que preferimos adaptarnos a los acontecimientos en lugar de intentar adivinarlos.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-Preferimos apostar por sectores y fondos con estrategias específicas que por valores individuales, pero si tuviéramos que poner ejemplos de oportunidad en bolsa española diríamos como apuesta de recuperación Técnicas Reunidas y las televisiones, y como modelos de negocio atractivos y sostenibles Amadeus, Alantra o Viscofán. Nos mantendríamos alejados de todos los cíclicos, muy calientes como para compensar el riesgo.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-En primer lugar que ajustara sus expectativas a un mundo de tipos muy bajos durante años. Esto significa que hay que ampliar nuestro vocabulario financiero, que en España suele limitarse a pasar de depósitos a bolsa y viceversa, para considerar alternativas de inversión enfocadas a sustituir a la tradicional renta fija (hoy carísima) basadas en economía real. Lo ideal es hacerlo a través de fondos para no perder la fuerza de la diversificación, y en concreto recomendaríamos informarse acerca de las socimis y los fondos de deuda (que no renta fija). Ambos llevan en el ADN la preservación del capital y la obtención de rentas regulares, por lo que son perfectos para el ahorrador/inversor de hoy en día. Fondos de deuda.

Juan Miguel Damiá, director de Tressis SV en Valencia


-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-Vamos a entrar en un escenario sobre el cuál no nos atrevemos a hacer demasiados vaticinios. Desde luego, seguiremos viendo tensiones por elecciones en Europa (Italia, formación de Gobierno en Alemania), y continúan las negociaciones del Brexit. Por otra parte, habrá que ver los efectos importados por temas como la reforma fiscal en EE UU, la inflación y la normalización de su política monetaria (con el añadido de que el BCE se posiciona en esa fase inicial). Todos esos factores harán que el Ibex 35 sea capaz de darle la vuelta a su peor comportamiento relativo reciente con respecto a sus comparables europeos, o que sigamos viéndolo a la cola.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-Como gestores con enfoque global, ahora mismo no tenemos gran exposición directa a renta variable española. Dicho esto, teniendo en cuenta los datos macro nacionales y de la propia Eurozona sería lógico pensar que valores cíclicos como los financieros (por ejemplo Banco Santander) o materiales (por ejemplo ArcelorMittal) puedan tener un buen comportamiento, aunque también tendrán seguramente una mayor volatilidad. El presente de las empresas de transporte aéreo también parece positivo, de hecho, el sector es optimista con las perspectivas para el 2018 (mejor rentabilidad neta esperada, a pesar del incremento de costes laborales y combustible), por lo que podríamos incluir valores directos como IAG o indirectos como Amadeus (entre otras cosas, desarrolla tecnología para el sector turismo y viajes). 

En la parte negativa, será interesante ver si los sectores que lo han hecho muy bien este año son capaces de mantener el listón (ej. empresas tecnológicas, visto el susto del Nasdaq de este mismo mes), o ver cómo se comportan los valores más defensivos si realmente se produce a lo largo del año una rotación hacia valores cíclicos.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-Un inversor equilibrado podría tener una cesta compuesta por productos más conservadores como planes de ahorro o fondos de renta fija corto plazo, una parte estructural con fondos mixtos y alternativos, acompañados por ejemplo de algo de renta fija flotante y/o emergente, y luego ya la parte más arriesgada compuesta por los valores y por fondos de renta variable europea, con algo de exposición también a EE UU. También cabe la posibilidad de utilizar unit link de renta fija y/o renta variable para diversificar los tipos de producto en cartera, en caso de que el inversor no quisiera estar solo invertido en valores y fondos.

Isabel Giménez, directora general de la Fundación de Estudios Bursátiles y Financieros (FEBF)


-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-Dentro de las bolsas europeas, la española es una de las favoritas. La horquilla de previsión para el Ibex 35 a finales del año 2018 oscila entre los diagnósticos más pesimistas (8.700 puntos) hasta los más optimistas (13.900 puntos). Parece sensato optar por una revalorización del 14%, pudiendo llegar al 11.875 o incluso el 12.000 (si las previsiones de crecimiento para la economía española se vuelven a superar).

-¿Cuáles son sus valores preferidos y de cuáles se mantendría alejado?
-El procés catalán ha castigado en exceso la bolsa española, precisamente por ello hay buenas oportunidades de inversión. En el Ibex 35: Acerinox (capacidad de producción y previsiones de demanda), Enagás (proyectos internacionales como el oleoducto transatlántico), Ferrovial (cartera de proyectos internacionales), Gas Natural (generación de caja), Repsol, Meliá Hoteles (alianzas, sector turístico) y Telefónica (mejoras Ebitda). Fuera del Ibex 35: CAF (reduccion de deuda), CIE Automotive (consolidación), Europac (cuota de mercado y margen), Iberpapel (crecimiento previsto), Miquel y Costas. Los valores menos recomendables para una cartera son los menos líquidos y los más volátiles. Aquellos que suben demasiado deprisa también suelen bajar a gran velocidad. No conviene tampoco comprar en sectores que estén en máximos.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-Nunca se debe olvidar que normalmente, cuanto mayor es la rentabilidad, mayor es también el riesgo asumido. Los inversores deben dedicar más tiempo a mejorar su educación financiera y a cuidar sus inversiones. Las inversiones financieras requieren cuidado, y no se pueden ni se deben delegar. Solo se deben invertir capitales excedentes, hay que diversificar entre diferentes plazos, riesgos y productos para cubrirse ante posibles sustos o imprevistos, y mantenerse alejado de las inversiones que no entienda.  Como última recomendación yo evitaría las criptodivisas con precio elevado como el bitcoin porque están en la fase de popularización (la más peligrosa, previa al estallido de las burbujas), con elevadas variaciones de precio sobre máximos históricos. Además de ello, son ilíquidas y su negociación es complicada. Ahora bien, son una tendencia y el futuro es de las monedas digitales, han llegado para quedarse

Sergio Serrano, director general de Gesem Asesoramiento Financiero AV


-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-El Ibex 35 lleva varios años con un mal comportamiento relativo frente al resto de índices europeos a pesar de que la economía española lo ha hecho mucho mejor y el crecimiento del beneficio por acción ha sido superior al del resto. El componente político ha pesado mucho dejando en un segundo plano el buen desempeño de la economía y la clara mejoría en los resultados empresariales. Aunque para el próximo año seguimos teniendo la incertidumbre respecto a la situación de Cataluña, esperamos que en 2018 por fin se pueda ver reflejada la situación real de la economía española en el Ibex 35 y el diferencial de comportamiento de los últimos años se pueda cerrar.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-Pensamos que los tipos de interés deben comenzar a subir por lo que puede ser otro buen año para la banca donde lo que más nos gusta es Bankia y Bankinter. También seguimos muy positivos en IAG a pesar de las fuertes subidas que se ha anotado este año. Por último, Telefonica y ACS también nos gustan. Estaríamos fuera de Cellnex e Inditex por su elevadas valoraciones.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-Hay fondos de gestión alternativa del mercado de crédito sin exposición a la curva de tipos (nuestro principal miedo para 2018) que lo están haciendo realmente bien con unas volatilidades muy bajas. En la parte de crédito creemos que todavía queda algo de recorrido en el sector financiero. Mientras que estaríamos fuera de deuda soberana en Europa donde las niveles alcanzados, en nuestra opinión, no son sostenibles con una economía creciendo por encima del 2%, en cuanto surja cualquier atisbo de repunte de la inflación es un mercado que puede sufrir importantes pérdidas.

Eduardo Bolinches, director de Bolsacash


-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-Los próximos 150 puntos al alza en el selectivo español son cruciales para el devenir del ejercicio 2018. La zona de los 10.400 puntos y la media de 200 sesiones que pasa ligeramente por encima de éstos puede poner fin a una corrección de 7 meses de duración o en caso de no poder superarlos poner camino hacia los 9.300 puntos y consumir gran parte de 2018.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?

-Dentro del selectivo español hay pocos valores que mantengan una estructura alcista de precios como Abertis, Amadeus, Arcelor o Cellnex. Otros lo están sutilmente como Viscofan o AIG, pero realmente hay que irse fuera del Ibex 35 para encontrar tendencias alcistas fuertes como las de Ence o Europac. En la medida que las pautas de máximos y mínimos se mantengan alcistas es ahí donde hay que estar y por lo tanto huir de las que tienen sus gráficos como máximos y mínimos decrecientes. 

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-Paciencia, mucha paciencia. Vuelve a ser otro año de verlo como el año donde todavía hay que buscar no perder en lugar de dónde ganar. Que se queden en liquidez y en las dos o tres veces que el mercado de valores español pegue alguna corrección de esas a las que nos tienen acostumbrados, entonces entrar con vocación cortoplacista. Dos o tres operaciones al año y a disfrutar de la playa.

José Lizán, gestor de sicavs de Auriga Securities

-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-Aunque mi forma de gestionar no se basa en realizar predicciones a futuro de lo que va a suceder sino en medir el riesgo intrínseco al mercado en cada momento e ir adaptando la cartera a la mejor combinación de esperanza de rentabilidad/riesgo, creo que comenzamos 2018 con todas las esperanzas puestas en la banca. A corto plazo -primer y segundo trimestre- creo que nos mantendremos en un rango lateral entre 9800 y 10.800, ya que con Inditex dando síntomas de ralentización, Telefónica sin terminar de despegar en resultados, el sector eléctrico con dudas regulatorias de cara a las tarifas a partir de 2020 y la banca esperando a que la curva de tipos mejore e invierta su tendencia es complicado salir de ese rango, ya que esos valores representan más del 60% del movimiento del índice. 

Nosotros creemos a nivel fundamental que será en el segundo semestre cuando dada la fortaleza macro europea el BCE endurezca el discurso y la curva pueda coger pendiente favoreciendo a la banca. Si eso sucede creemos que el sector liderará la rotura al alza hasta la zona de 11.500/11.600 puntos como objetivo. Pero como decía al principio no gestiono en base a un escenario predictivo. Lo iré leyendo a lo largo del año y adaptando mi cartera al mejor binomio rentabilidad/riesgo que detecte.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-Al igual que respecto al índice le puedo decir cuales tengo hoy en cartera, pero los mismos pueden cambiar en pocas semanas. Nombres como Prosegur, Santander, Iberpapel, Elecnor, Vocento, Europac, Alantra, Solaria, Ferrovial, OHL o Sacyr son nombres en los que estoy invertido actualmente. En bancos mantengo un 12% pero muy diversificado y con varios nombres europeos.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-Que todo el año este muy pendiente del mercado de bonos. Todos sabemos que estamos haciendo un techo del mercado de renta fija a nivel mundial, pero no sabemos cuando se producirá la caída en precio de los mismos. Los indicadores adelantados de inflación en EE UU pueden darnos la pista de una contracción monetaria mayor por parte de la FED, servir de ignición y contagiar al resto de mercados de bonos mundiales. Si el bund alemán perfora la zona de 160/162 puntos básicos a la baja con contundencia vamos a tener turbulencias serias en los mercados de renta fija, que arrastrarán el resto de activos de riesgo. Creo que la clave a nivel global esta ahí y las dudas que China continua generando.

Ricardo González, gestor del fondo GPM International Capital

-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-Lo primero que debemos tener claro es que nadie tiene una bola de cristal, por lo que siempre debemos de extraer escenarios según la situación actual. En estos momentos el mercado español es un mercado débil que supone un coste de oportunidad importante para sus inversores. A simple vista, para el bolsista español unas alzas del 10% en 2017 como las que ha experimentado el Ibex 35 pueden parecer atractivas, pero teniendo en cuenta que otros índices como los americanos han subido el doble, podemos decir que el mercado español supone un coste de oportunidad importante para sus inversores, ya que sus alzas van a remolque de las grandes plazas bursátiles mundiales.

Es importante tener una perspectiva global del mercado. Los mercados ya son globales y nuestro punto de mira también ha de serlo, por lo que mientras el mercado español genere retornos inferiores a los de las grandes plazas bursátiles mundiales para mí es un mercado sin atractivo ya que supone un claro coste de oportunidad. Teniendo en cuenta esto las perspectivas para 2018 acorde al escenario actual apuntan a que el próximo ejercicio sea alcista en la renta variable mundial y por tanto esa corriente favorable empuje también a la renta variable española al alza. Ahora bien, mientras persista la debilidad en el mercado español cuando la renta variable global suba la bolsa española subirá menos y cuando la renta variable global caiga, la bolsa española caerá más.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-De cara a formalizar nuevas compras opto por mercados más fuertes que el español por las razones explicadas anteriormente. No obstante en la bolsa española hay algunos pocos valores que lo están haciendo bien como Abertis, Amadeus, Aena y Cellnex Telecom. Estos valores están haciendo lo que sus inversores esperan de ellos: apreciarse a un ritmo superior que la media, por lo que mientras que sean capaces de mantener sus trayectorias alcistas son valores que mantendría en cartera. Sobre los valores a evitar podríamos citar a Telefónica, Inditex, Endesa y DIA. Ahora mismo son valores que tienden a depreciarse a medio plazo, por lo que dentro del contexto alcista que hay en las bolsas mundiales, suponen un claro coste de oportunidad.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?

-Realmente el escaso atractivo de la renta fija hace que haya pocas alternativas a la renta variable. De hecho el principal artífice del ciclo alcista que estamos viviendo en las bolsas de valores es precisamente el escaso atractivo de la renta fija, que empuja a los inversores hacia la renta variable si quieren obtener rentabilidades interesantes. Históricamente está más que demostrado que los mercados de valores son el mejor lugar para obtener rentabilidad a largo plazo, por lo que mi recomendación sería la apuesta por los mercados más fuertes dentro del contexto actual, como son los índices americanos, y para los que deseen una diversificación geográfica también están funcionando muy bien las bolsas de Hong Kong y Japón. Dicho esto, si algún inversor se siente incómodo con todas sus inversiones en renta variable siempre puede optar por la renta fija (mayor porcentaje cuanto más conservador sea uno), pero debe saber que los intereses actuales pagados por la renta fija no cubren la inflación, con lo que a largo plazo puede suponer una mordida patrimonial a tener en cuenta.

Guillermo Ramón Gregori, director GRG EAFI & Asesor Financiero CFA


-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-Va a ser un año complicado, marcado por las políticas monetarias, nuevo 'chairman' en la FED, normalización en Europa. Luego tendremos nuestros sustos en Europa (Italia, Catalunya, etc) Pero si los resultados empresariales siguen en la misma línea y se despejan los problemas políticos deberíamos corregir e irnos a niveles mucho más altos como el
11.200.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-Este año va ser un año de concentración, de grandes M&A internacionales. Cualquier empresa es susceptible de ser comprada y los múltiplos que se van a ver van a ser muy importantes. Ya lo hemos visto este año con Abertis y lo vamos a ver con otros "targets' este año. A nivel internacional me gusta Tencent (le llaman el Facebookl chino pero es mucho más), en España me gusta CIE pero ha subido ya muchísimo.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-El sector inmobiliario es un buen sector para entrar, el problema son los costes asociados y los tributos. Existen plataformas para poder entrar. Luego existen fondos de capital privado o venture capital que si los tickets de entrada son limitados podríamos diversificar. También se puede entrar en deuda corporativa americana a corto plazo mediante fondos.

Pascual Santosjuanes, director gestión territorial Levante de GVC Gaesco


-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-En líneas generales, los mercados a nivel mundial se comportaron bien en 2017 y nuestras previsiones de cara a 2018 son que la tónica continúe en la misma tendencia. De un lado, las previsiones macro a nivel mundial para el PIB global se han revisado al alza recientemente desde el 3,4% inicialmente previsto hasta un 3,6% para el presente ejercicio y del mismo modo para los próximos años. De otro lado, los resultados empresariales han continuado con la estela de la macro arrojando sorpresas positivas en los últimos meses. En esta línea, fijamos nuestra previsión de crecimiento del beneficio por acción del Ibex 35 en el 9,5% y 10% para 2018 y 2019 respectivamente. Por todo ello, somos positivos con la evolución del Ibex 35 y entendemos que no debería haber excesivos obstáculos para superar la zona del 11.200 antes de final de ejercicio, niveles que coincide con los máximos de 2017. Fruto de estas perspectivas entendemos que podremos ver ganancias de dos dígitos el año que viene y que sería prudente capitalizar en el momento que se den.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-Dentro de nuestra selección de valores recomendados hemos actualizado recientemente la misma. Por lo que al mercado español se refiere, hemos incorporando a la cartera títulos como Mapfre, Acciona y Talgo a los que les otorgamos un potencial de revalorización del 17,3%, 28,4% y 38% respectivamente; mientras hemos sacado de la cartera a Cellnex, NH Hoteles y Merlin Properties. Mantenemos en cartera a empresas como Inditex, Mediaset o Acerinox. En bolsa europea hemos dado entrada a Piaggio, al cual le estimamos un potencial del 25,1% junto con valores que ya teníamos en cartera como  BNP Paribas, Continental o Axa. Por el contrario, Danone y Drillisch son los títulos que sacamos de la cartera de valores recomendados.  

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-Conviene no olvidar que en 2018 tenemos las citas electorales en Grecia e Italia y queda por ver el impacto real de la reforma fiscal en EE UU. La continuidad de la política monetaria relajada en Europa y el continuismo en la FED, unidos a la debilidad de la inflación y el elevado endeudamiento a nivel global, son eventos que podrían generar inestabilidad o volatilidad en los mercados de forma que los productos de retorno absoluto y las estrategias flexibles en renta fija, entendemos que pueden ser el complemento perfecto para tener una cartera diversificada y que aporte valor y estabilidad a los inversores.

Lorenzo Serratosa, cofundador de KAU Markets Finanzas EAFI


-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-Si analizamos el Ibex 35 con sentido nos daremos cuenta que el índice hará lo que haga el sector bancario y Telefónica, pues el peso de estas empresas en el Ibex 35 es muy alto. Pocos valores aún subiendo mucho tiene el poder de mover el índice si estos valores no se mueven. Con lo cual preguntarse que hará es preguntarse que harán Telefónica y el sector bancario. Profundizando en estos valores para saber que podemos esperar del Ibex 35 nos encontramos con muchos problemas y pocas esperanzas. Telefónica vive unos años muy difíciles en muchos frentes. La compañía debe afrontar, con una deuda disparada, un mercado con márgenes a la baja (margen neto del 4,89%) e inversiones al alza (licencias G5 como ejemplo). Por otro lado, su apuesta por los contenidos (Movistar TV) para dar valor a su oferta integrada de internet enfrenta la llegada de nuevos competidores como Netflix, HBO o Amazon y los cambios en la forma de consumir televisión. Ser proveedor de internet hoy en día está dejando de ser negocio y en ese sentido Telefónica debe reinventarse, un proceso de incierto resultado que arroja en los últimos años datos escalofriantes:

  • Crecimiento de ingresos en los últimos 10 años: -0,16%
  • Crecimiento del EBITDA en los últimos 5 años: -7,2%
  • Crecimiento del beneficio por acción el los últimos 5 años: -17,36%

En cuanto a los bancos, nada que no sepamos. Con los tipos al 0% en Europa tienen muy complicado rentabilizar sus negocios a pesar de los beneficios extraordinarios y los juegos contables. Con estos mimbres es difícil ver al Ibex 35 escalar posiciones de manera clara, no porque no haya valor en el índice sino porque aquellas compañías que más pesan enfrentan graves problemas.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-Nos mantendríamos alejados de bancos y utilities, pues no es bueno invertir en empresas que dependen del BOE para generar beneficios por mucho marketing financiero que haya detrás. ¿Se acuerdan del sector de la energía solar? Acabo muerto en un solo día por obra y gracia del BOE. Hay que tener cuidado. Por otro lado, nos mantendríamos alejados de también de empresa con mucha deuda, es decir, de casi todas las empresas del Ibex 35. La OCDE alertaba en noviembre sobre las empresas 'zombis', aquellas que acumulan ingentes cantidades de deuda y que están utilizando los tipos bajos para refinanciar y dar una patada hacia adelante. ¿Cuántas de esas tenemos en el Ibex35? Hagan el ejercicio de investigar la deuda de las grandes del Ibex 35 y es posible que se lleven las manos a la cabeza.

En cuanto a las que nos gustan podríamos citar empresas como Viscofan y Mediaset dentro del Ibex35 o Azkoyen, Prim o Altia en el Mercado Contoinuo. Y no nos gustan porque hoy nos hayamos levantado con ese humor, sino porque son empresas bien gestionadas, con unos estados financieros excelentes, que obtienen altos retornos en sus negocios y cotizan a precios razonables.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-Nada. No existe mejor inversión para un inversor de perfil medio, conservador, moderado o dinámico que la bolsa. Esto es algo que a veces se olvida pero ¿dónde podemos obtener rentabilidades medias del 9% ó 10% para un inversor de riesgo medio sin pagar impuestos o, mejor dicho, difiriendo el pago de impuestos? En ningún sitio. La bolsa, ya sea con inversión directa o a través de fondos o ETF, es la mejor opción se mire como se mire. Evidentemente tendremos que asumir la volatilidad, ese amigo de los buenos inversores pero que asusta tanto a la gente, pero aún así, si se sabe lo que se está haciendo,  la bolsa es el único lugar en el que podemos multiplicar nuestro dinero año a año y conseguir a través del ahorro y la inversión la tan ansiada libertad financiera. En todo caso, cuando se acerquen  a la bolsa no se olviden de lo que decía Peter Lynch: “Elegir acciones concretas sin tener ni idea de lo que buscamos es como correr por una fábrica de dinamita con un fósforo encendido en la mano. Es posible que salgas con vida, pero seguirás siendo un idiota".

Javier Domingo, analista de Aznar Patrimonio EAFI

-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-En los últimos trimestres, los riesgos político y geopolítico han acaparado el protagonismo frente a los riesgos financieros. En este sentido y pese a que 2017 ha sido un año en el que hemos asistido a una gran mejora de las perspectivas políticas en torno al conjunto de Europa como región, España sigue y seguirá captando la atención por la situación en Cataluña, amén de las elecciones en Italia o la formación de gobierno en Alemania. Con las bolsas en los niveles actuales y con los datos económicos en niveles no vistos desde antes de la crisis financiera, estos factores políticos darán volatilidad aunque no deberían suponer un freno para las bolsas. A nuestro entender, la volatilidad que rodea a los acontecimientos políticos los planteamos como una posible oportunidad de compra. En términos económicos, la inercia de la economía española es buena y mejor que la europea, con un crecimiento esperado para 2017 del 3,1% y 2,3% y del 2018 del 2,4% y 2,1%, para España y la UE respectivamente. Y con un buen recorrido a la baja del desempleo.

Creemos firmemente que la bolsa española tiene más potencial que la europea en su conjunto, pero incorpora dos factores de riesgo específicos: la situación política en España y el desarrollo de Latinoamérica, donde Brasil y México pasarán por elecciones en el 2018. Con lo anterior, vemos al mercado español al alza y recuperando su 'decalaje' frente a otros índices europeos, alcanzando niveles del 2015, por encima de los 11.500 puntos.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y de cuales se mantendría alejado?
-A la hora de seleccionar compañías nos fijamos siempre en criterios de valor, puesto que suelen ofrecer perfiles de riesgo más conservadores dentro de un mercado de por si con índices de riesgo superior al resto. En este sentido, apostamos por compañías donde además de bien gestionadas y con reducido nivel de apalancamiento, consideremos que su negocio es adecuado al ciclo económico donde nos encontramos. Apostaríamos por sectores como el de bancos, el de telecomunicaciones o el de energía, todos ellos también con rentabilidades por dividendo elevadas, lo que vemos como un atractivo adicional en un entorno de tipos bajos.

Nuestro top pick para la primera parte de 2018 serían: Inditex, Bankia, Telefónica, OHL, Merlin Properties y Técnicas Reunidas. Nos mantendríamos alejados de aquellas compañías muy endeudadas, de negocios difíciles de entender o con un componente tecnológico elevado, sector que vemos especialmente caro.

Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-En un mundo sin tipos de interés, las opciones de inversión para un ahorrador conservador pasan por correr riesgo. En ese sentido, además de la parte correspondiente a renta variable, nos decantaríamos una vez más por deuda corporativa y high yield de duraciones cortas. También optaríamos por estrategias de valor con deuda pública, por ejemplo, apostando a movimientos de prima de riesgo. Para acabar, siguiendo el mantra del buen asesoramiento financiero: diversificar, diversificar y diversificar. Por ello, fuera del paraguas de inversión puramente financiera, consideramos interesante destinar una parte pequeña del patrimonio a inversiones alternativas; inmobiliario, deuda privada y capital riesgo.

Jorge Pérez, director de Inversiones de Libertas 7

-¿Qué espera que haga el Ibex 35 en 2018 y dónde lo sitúa a finales de año?
-En términos generales soy moderadamente optimista en mis expectativas sobre el comportamiento de la renta variable en los próximos 12 meses. Nos encontramos en una fase de ciclo macro alcista, con sólidos crecimientos en términos de PIB tanto en las economías desarrolladas como emergentes, y con una progresiva mejoría de los beneficios empresariales. Por otro lado, las autoridades monetarias siguen jugando un papel clave en este contexto, con políticas sumamente acomodaticias que irán siendo retiradas de manera muy gradual, dadas las actuales expectativas de evolución de los precios, y sin generar shocks en los mercados. Todas estas circunstancias son un claro soporte para los mercados de renta variable.

No obstante, en términos de valoración los mercados recogen ya las bondades del entorno y cotizan a múltiplos bastante exigentes, y sobre todo con unos niveles de volatilidad y complacencia totalmente anormales. Llevamos varios años buenos en bolsa, sin muchas alternativas de inversión a la renta variable, y el dinero ha acudido con fuerza a los mercados, por lo que el potencial actual es reducido y el riesgo no es despreciable viendo el mercado en su conjunto. Considero que la tendencia de fondo debe ser más bien lateral, pero por el camino podemos asistir a momentos de corrección, que en mi opinión son oportunidades de compra en bolsa.

-¿Cuáles son sus valores preferidos y cuáles se mantendría alejado?
-En el contexto actual de exigentes valoraciones se hace necesario asumir más riesgo para obtener rentabilidades por encima de la cartera de mercado. A pesar de ello existen siempre valores con buenos fundamentales castigados por el mercado por circunstancias específicas o cotizando a múltiplos inferiores a sus comparables o a sus promedios históricos: Almirall, Vestas, Mapfre, Regus… Evitaría valores cotizando a múltiplos exigentes y sin recorrido por valoración.

-Al margen de la bolsa, ¿qué le recomendaría a un inversor de perfil medio?
-Paciencia. No hay nada malo en estar en liquidez a la espera de que se produzcan caídas de mercado para comprar, que es cuando toca hacerlo. Los años para hacer grandes inversiones en bolsa han quedado atrás. Estamos en un entorno de cierto riesgo, baja rentabilidad esperable y elevada complacencia. Por otro lado, están las inversiones alternativas. Hay proyectos y fondos de capital riesgo con perfiles muy interesantes en la actualidad, invirtiendo en empresas españolas no cotizadas con fuerte capacidad de crecimiento y generación de resultados.


Noticias relacionadas

next