X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

Página de opinión

Javier Carrasco

Javier Carrasco es periodista

La nave de los locos

España no tiene quien le escriba

España carece hoy de lo que más necesita para fortalecerse como país: unas élites culturales que construyan un relato que seduzca a la población, especialmente a los jóvenes. Es lo que han hecho los independentistas en Cataluña, y con éxito. Tomemos nota de ellos. Ese nuevo patriotismo debería empezar por la escuela  

La nave de los locos

Tarde memorable en Urgencias

El año no pudo empezar de peor manera: en las urgencias de un hospital alicantino. En una sala repleta de pacientes que tosían y vociferaban, presencié una pelea entre dos energúmenos. El espectáculo fue bochornoso. La policía tuvo que intervenir. Esto ocurrió sólo unas horas después del inicio del año, cuando todos nos deseábamos, con ingenuidad, mucho amor y mucha paz   

la nave de los locos

Otro gallego pasa a la historia

El lío catalán supondrá, a medio plazo, el certificado de defunción política de Mariano Rajoy. El fracaso de su partido en el Principado, tras una calamitosa gestión de la crisis forzada por los independentistas, se extenderá al resto del país. Tiene pie y medio en la historia. Si tuviera sentido común o una brizna de patriotismo, convocaría elecciones

diciembre

la nave de los locos

¿Leerá Kiko Rivera a Marcel Proust?

La prensa del corazón es una manifestación imprescindible de la cultura popular. No la menospreciemos. Los cotilleos de los famosos y famosillos son el alimento espiritual de millones de amas de casa y de quienes no somos amas de casa. Hay que sacar pecho y admitir que leemos el ‘Hola’ cada miércoles. ¿Pasa algo?

La nave de los locos

Una proposición indecente

Me apunto a la reforma de la Constitución pero en un sentido contrario al que proponen los socialistas y Podemos. La nueva Carta Magna debería achicar el Estado de las autonomías, dejándolas en sólo once, devolver las competencias de educación, orden público y urbanismo al Gobierno central y eliminar el Senado y las Diputaciones. 

La nave de los locos

A los que admiro

Mi capacidad de admiración sigue intacta a pesar de la crueldad de los años. Admirar me mejora como persona. Siempre he buscado referentes a los que imitar. Me ha gustado arrimarme a los buenos, a los que cumplen con la tarea que les ha sido encomendada, haciéndolo con discreción, sin levantar la voz

la nave de los locos

Mil maneras de corromper el castellano

La corrección política y la invasión de palabras inglesas amenazan la salud del castellano. La publicidad, la moda y el deporte son algunos arietes de esta ofensiva peligrosa. Así vamos destrozando la lengua española, el tesoro más importante que tenemos como país    

noviembre

la nave de los locos

Nuestro último refugio

Cada vez lee menos gente. Se publica mucho pero se lee poco en España. Los lectores son una minoría menguante y amenazada en la que algunos  aún militamos con orgullo y coraje. Por eso son de agradecer películas como ‘La librería’ de Isabel Coixet, un testimonio de amor y gratitud a la cultura impresa     

la nave de los locos

Canallas admirables

¿Se puede ser un canalla y un genio del arte o la interpretación? Se puede, por supuesto. Mirad a Kevin Spacey. Al menos la mitad de la historia del pensamiento y la cultura está protagonizada por personas de dudosa catadura moral. Entre ellas hay usureros, pederastas, asesinos y maltratadores. A menudo el talento esté reñido con la virtud

la nave de los locos

Un penitente viaja al sur

El sur existe aunque le pese al norte. Más allá de Crevillent se alza una tierra que convive con dos almas: la alicantina y la murciana. La Vega Baja, comarca orgullosa, castellanoparlante y asilvestrada según sus críticos, es el verso suelto de esta Comunidad invertebrada, el lugar idóneo para un tiempo de penitencia  

LA NAVE DE LOS LOCOS

Mi hijo no está motivado

Si su hijo está “desmotivado” piense que no está solo con su problema. Por suerte para usted, cada vez son más los adolescentes sin el más mínimo interés por los estudios. Una auténtica plaga moderna. Padres y profesores son incapaces de sacar algo en claro con ellos. Lo único que parece motivarles es la videoconsola, el móvil y a veces el fútbol  

octubre

la nave de los locos

El timo de la felicidad

La gente se empeña en ser feliz a toda costa. Si echas un vistazo a sus redes sociales, todos están con una sonrisa postiza. Ya va siendo hora de enmendarles la plana. La felicidad es un asunto discutible y pasajero en un mundo en el que existen, por desgracia, la muerte y la enfermedad. Ten el valor de no sonreír  

la nave de los locos

La posibilidad de una isla

En este país de todos los demonios, que de nuevo parece irse al traste, toca buscarse una isla para sobrevivir a tanto desatino. Esa isla puede ser la familia, los hijos, los amigos o una tarde de sexo y mentiras con un desconocido. Hay que ponerse a cubierto de los desastres del mundo, teniendo el placer como única e innegociable filosofía  

LA NAVE DE LOS LOCOS

Una gran farsa

La crisis catalana, sustentada en unos malos actores que recitan diálogos aburridos y previsibles, es una pésima obra de teatro. Cada semana se representa un nuevo acto de esta farsa. Ninguno de los protagonistas se cree su papel. El público intuye el engaño de unos y otros, patalea y comienza a reclamar el dinero de las entradas

la nave de los locos

Adiós a todo eso

No hay posibilidad de retorno. No hay nada que negociar con los golpistas catalanes. Son ellos o nosotros. España ha de jugársela en Cataluña. Puede salir victoriosa o derrotada pero nunca aceptar la rendición que, bajo la palabra diálogo, preconizan algunos. Suceda lo que suceda, hemos de despedirnos del régimen constitucional del 78

septiembre

la nave de los locos

Que la vida iba en serio

He sido hombre de pocos pero buenos amigos. Me arrepiento de no haberlos cuidado como se merecían. En el camino he perdido alguno por esta razón. Ahora, cuando empiezo a hacer recuento de lo vivido, veo claro que la amistad es la manifestación más duradera de lo que entendemos por amor 

LA NAVE DE LOS LOCOS

¿Dónde estabais en los malos tiempos?

Los dos grandes sindicatos y la patronal CEOE se han puesto de perfil en la crisis catalana. Pertenecen a la Cofradía del Santo Diálogo, en la que todo equidistante aspira a ser admitido. Lo mínimo que podían hacer es defender al Estado que les paga con tanta generosidad  

la nave de los locos

La hora de la verdad

En Cataluña hay que elegir entre lo malo o lo peor. Si ha de producirse el choque de trenes, que sea cuanto antes, reduciendo en lo posible los daños de la colisión. Así sabremos quién tiene el verdadero poder para doblegar a la otra parte: si el Estado español o la Generalitat secuestrada por una banda de facinerosos     

la nave de los locos

Los polvos del señor Macron

Si los políticos españoles cuidasen su aspecto físico como el señor Macron, otro gallo nos cantaría. Lejos está de nuestro ánimo criticarlo  por su partida para gastos de maquillaje. Macron, el primer presidente metrosexual de la historia, sabe que para a gustar a un país hay que gustarse antes a sí mismo        

agosto

la nave de los locos

Yo sí tengo miedo

Cuando después de cada atentado alguien se refiere al islam como una religión "pacífica", me permito el sano ejercicio de la duda. Y me hago la siguiente pregunta: ¿Por qué en casi todos los países con mayoría musulmana se desprecian los derechos humanos? Algo debe de fallar en ellos. Más atentados como los de Cataluña romperán la convivencia

La nave de los locos

Diez años de ‘Crematorio’

El inicio la crisis, ocurrido hace diez años, coincidió con la publicación de ‘Crematorio’, la novela que consagró al valenciano Rafael Chirbes como uno de los grandes narradores de este principio de siglo. En aquella obra, Chirbes puso al descubierto las mentiras del llamado “milagro económico español”. Aún hoy seguimos recogiendo los escombros de la debacle que vino después

julio

la nave de los locos

La lentitud os hará libres

Os propongo un destino alternativo para agosto. ¿Porqué no vais a Castilla? A pequeñas ciudades como Soria, Ávila y Zamora. En ellas comprenderéis el significado de la palabra quietud. Caminar por sus silenciosas calles es un aprendizaje de lentitud. Os ayudará a reencontraros

LA NAVE DE LOS LOCOS

Cuídate

Frases como ‘Cuídate’ reflejan el espíritu de este tiempo que algunos detestamos en la intimidad. Ese ‘Cuídate’ resume la filosofía de Ikea, es decir, el ‘Hazlo tú mismo’, y la de nuestro triste Gobierno cuando nos anima a hacernos emprendedores. Nos están diciendo que, si vienen mal dadas, estamos solos, sin la ayuda de nadie

La nave de los locos

Tengo que ir a ‘First Dates’

Con el verano he dado un giro radical a mi vida. Ha sido una decisión meditada. De nada me habían servido tantas horas de cultura y estudio. Ahora quiero ser un hombre  de mi tiempo. Cuido y mimo mi cuerpo como nunca lo había hecho. Invierto mucho en él y le voy a sacar partido. Por eso me he inscrito en el casting de ‘First Dates’. Y no tengo dudas de que triunfaré junto a mi admirado Sobera   

LA NAVE DE LOS LOCOS

Se buscan catadores de naciones

El mes pasado, consultando un portal de empleo, encontré un anuncio sorprendente. “Se buscan catadores de naciones”, pude leer. Una fundación ofrecía ¡100 contratos! para seleccionar las naciones que figurarán en la nueva Constitución. Me inscribí y me cogieron. Ahora mi destino está unido a la España plurinacional

junio

la nave de los locos

Orgullo ¿de qué?

No creo que haya motivos para estar orgulloso de una opción sexual. Ser homosexual, bisexual o heterosexual es un accidente menor de la personalidad. Es más importante tu bondad, tu inteligencia o tu coraje. Convertir la homosexualidad en una seña de identidad es empobrecedor

la nave de los locos

Adiós, muchachos

El curso ha acabado. La misión está cumplida. Han sido nueve meses de clases pero al profesor le han parecido varios años. A su cabeza acuden, de manera desordenada, episodios hilarantes con sus alumnos, y otros que no lo fueron tanto. Ellos, sus muchachos, son lo único que merece la pena de este sistema educativo 

LA NAVE DE LOS LOCOS

Adiós emocionado a la izquierda española

Alguna vez voté a la izquierda porque creía que eran la mejor opción para defender los derechos de los trabajadores. Esa izquierda se fue distanciando de mí y de gente como yo cuando comenzó a coquetear, como hacen algunas mujeres de cierta edad, con un señorito sin escrúpulos, con el señorito chulo del nacionalismo

mayo

la nave de los locos

Aún no os habéis enterado

Vosotros, los que disfrutáis de una posición privilegiada, no os habéis percatado de que el mundo cambió. El sistema político nacido tras la II Guerra Mundial se ha derrumbado. Si el futuro sigue pasando por más dosis de liberalismo tramposo, no hay salvación para la Europa que se felicita por la victoria del principito francés

la nave de los locos

Ser matador en Benidorm

En el centro histórico de Benidorm he descubierto al torero que puede salvar la fiesta. Cada día recibe las ovaciones de cientos de turistas.  Es todo arrojo y pundonor, no como esos figurones ya consagrados que, con sus apaños, caprichos y vetos, llevan a la tauromaquia a un callejón sin salida  

LA NAVE DE LOS LOCOS

Yo sí veo cine español

Millones de espectadores eligieron el cine español como forma de entretenimiento en 2016. Hubieran sido más sin un IVA tan agresivo. La creciente aceptación de nuestro cine debería dejar sin argumentos a quienes maldicen, escudándose en prejuicios ideológicos, cualquier película si ha sido hecha en este país

noviembre

LA NAVE DE LOS LOCOS

El mundo será de los blandos

Vamos hacia una sociedad de blandos y ultrasensibles, de gente que a la menor contrariedad se derrumba, como esos universitarios yanquis que piden no leer a Shakespeare por la violencia de sus tragedias. No estamos preparando a los niños para las dificultades del mundo

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email