X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

La Policía interroga a la plantilla del Eldense por el presunto amaño de los últimos partidos

Foto: FC Barcelona
3/04/2017 - 

ALICANTE. El Eldense ha interpuesto este lunes una denuncia en la comisaría del Cuerpo Nacional de Policía en Elda por la presunta comisión de un delito de corrupción deportiva por parte de varios jugadores de su primera plantilla.

A lo largo de la jornada, ya han pasado por las dependencias de la calle Lamberto Amat una decena de jugadores, algunos a propia iniciativa pero la mayoría citados por la Policía.

Las sospechas planean sobre como mínimo los últimos tres encuentros que ha disputado el conjunto azulgrana, tres derrotas frente a Cornellà (3-1), Gavà (0-1) y Barça B (12-0), y de cuatro y cinco jugadores que no necesariamente serían fichajes del pasado mercado de invierno.

El presidente de la gestora que lleva las riendas del club azulgrana, David Aguilar confirmaba a Alicante Plaza lo anterior, puntualizando que se había denunciado siguiendo el consejo de sus servicios jurídicos y que sospechaban que algo raro podía estar ocurriendo en base a algunas alineaciones.

Todo estalló el pasado sábado, tras la abultada derrota en el Miniestadi ante el filial del Barça. Mientras en el vestuario los jugadores se enzarzaban en una disputa entre los presuntamente implicados en la predeterminación del resultado y los que no, el propio Aguilar tenía conocimiento por un agente de uno de los futbolistas de lo que podía haber tras la derrota por un resultado histórico en la categoría.

Horas más tarde, el jugador Cheikh Saad destapaba en el programa El Mon de RAC1 lo que podría haber ocurrido y de ahí que siguiendo el consejo del abogado Manuel Guill el club acudiese a comisaría este lunes a interponer una denuncia.

Ahora ha trascendido que tras el partido del pasado 19 de marzo disputado en el Municipal de Cornellà, algunos jugadores trasladaron al club que habían sido invitados "a no correr porque dejaban de ganar cien euros" durante el encuentro.

Las apuestas y más concretamente esta actividad en casa extranjeras, radicadas en Asia podrían ser el trasfondo de este comportamiento penado en España con una pena principal de cuatro meses a seis años de privación de libertad (artículo 268 bis del Código Penal).

Noticias relacionadas

next