X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

#análisisap - posible moción de censura en benidorm

La moción de censura de Benidorm tienen tres claves: Cs, las elecciones y Agustín Navarro

21/06/2018 - 

BENIDORM. La moción de censura que planea por el Ayuntamiento de Benidorm tiene tres claves: Ciudadanos, Agustín Navarro y las elecciones municipales de 2019. El primero, por ser necesario su apoyo para su presentación; el segundo, porque sería un escollo para que saliera adelante; y el tercero, cómo sentará cada movimiento ante la opinión pública. 

Hay que recordar que el PSOE local dio un ultimátum de 48 horas que expiran este jueves. Será entonces cuando los socialistas promoverán la moción de censura con reuniones con el resto de la oposición para tomarles el pulso. 

Pero todo ello si no cambian de discurso Toni Pérez, alcalde de Benidorm, y Manuel Pérez Fenoll, exalcalde de la ciudad. Hay que tener en cuenta que los socialistas vinculan a ambos en la trama Gürtel tras la sentencia en la que recogen un acto de Benidorm financiado de forma irregular por la caja B del Partido Popular. 

Hasta ahora, el primer edil ha criticado el movimiento del portavoz del PSOE, Rubén Martínez, al que ha acusado de mentir. Asimismo, ha defendido en todo momento que no tiene nada que ver con dicho acto. A su favor está que en la sentencia no aparece por ninguna parte el nombre del popular. No obstante, los socialistas se atrincheran en el hecho de que se trató de un "acto de campaña disfrazado de oficial" en un momento en el que Toni Pérez era jefe de campaña de Fenoll. 

Es por esto que Martínez ha pedido que se esclarezcan los hechos y demuestren a través de facturas u otras evidencias que no tenían nada que ver con la financiación del acto. Si no, este viernes comenzará la tarea para convencer al resto de la oposición con el fin de que apoyen su moción de censura. Pero unos serán más fáciles que otros.

La tarea más complicada a priori la tienen en Ciudadanos. El portavoz adjunto del grupo, Juan Balastegui, indicó que aún nadie se había puesto en contacto con él para tratar el tema. No obstante, afirmó que no tendrá problema para sentarse a escuchar a los socialistas "de cualquier tema", y en todo momento quiso dejar claro que es por un motivo de educación, no porque estén a favor o en contra de dicha decisión.

Lo cierto es que desde la oposición hay una pregunta que se realizan: "¿Cómo voy a apoyar la moción de censura si entraría al gobierno un concejal imputado como Agustín Navarro?" El caso es que Martínez está tratando de "desinfectar" de corrupción el Ayuntamiento de Benidorm cuando en su propia bancada está sentado Navarro, que aún no tiene condena por ninguno de los hechos que se le acusan, por otra parte, más que nada porque aún no han sido juzgados. Pero los socialistas reconocen como "peor" la situación del PP, ya que son "hechos probados". 

Pero todo ello se resumen en una palabra: elecciones. El 2019 servirá para elegir al alcalde de Benidorm y los partidos miden cada una de sus decisiones más que nunca. El paso que ha dado el PSOE es inteligente desde el punto de vista político: obliga a Ciudadanos a tomar una postura sobre el PP. Si apoya la moción, le da la alcaldía al PSOE –si no hay pactos que cambien el escenario– y si no, puede quedar de cara a la opinión pública como el partido que sustentó el gobierno del PP que se vinculó a la trama Gürtel. No obstante, la decisión quedará en manos de los altos cargos del partido.

Noticias relacionadas

next