X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

dos nuevas sentencias dan la razón de las obras

La Generala sale del PAI de l'Alamí de Ibi sin aval de 2,6 millones ni retasación de las obras

11/04/2018 - 

IBI. La era del boom urbanístico deja resacas de todos los signos. En su día, el Ayuntamiento de Ibi aprobó el desarrolló del plan parcial de L'Alamí, en mayo de 2007, con una superficie de 320.000 metros cuadrados, ubicados frente al Parque Derramador. El plan contemplaba la construcción de unas 1.000 viviendas, con un presupuesto de licitación de 16 millones, que acabó adjudicándose la empresa La Generala por 12,3 millones de euros. El proyecto se saldó con las obras sin ejecutar y con demandas y contrademandas, de la mercantil y el consistorio, que se acaban de resolver ahora con dos sentencias. La Generala pierde el aval de 2,6 millones que puso al iniciar las obras y el TSJ ha desestimado su propuesta de retasación de las obras: de 2,7 millones que solicitaba al consistorio, sólo recibirá poco más de 300.000 por los costes de soterramiento de una línea de media tensión.

Este fallo es del pasado mes de enero. Con anterioridad, en febrero de 2013, La Generala había reclamado una retasación de cargas por un importe de 2.702.935,68 euros. Ahora, cinco años después, el TSJ sólo estima que la empresa debe recibir los 300.000 euros del soterramiento de la infraestructuras eléctrica. Desde la Concejalía de Urbanismo sostienen que "este importe no será repercutible a los propietarios, puesto que tras la finalización de las obras de urbanización se procederá a la liquidación definitiva del sector y se prevé un saldo a favor de los propietarios".

Al mismo tiempo se ha conocido otro fallo del TSJ, con fecha 18 de enero de 2018, que también desestima el recurso presentado por La Generala en el procedimiento judicial que se sigue en relación a la revocación de la condición de agente urbanizador del plan parcial, así como la incautación por parte del consistorio del aval de 2.640.224,41 euros para poder finalizar la obra.

De esta manera, ahora, el ayuntamiento ejecutará del aval de 2.640.224 euros para la reparación y finalización de las obras y podrá culminar el desarrollo de este sector, según ha informado el consistorio en un comunicado. A su vez, los propietarios podrán disponer, una vez finalizadas las obras, de los terrenos para ser edificados.

De momento,  “solo falta la formalización de los permisos de la Conselleria de Industria para poder contratar las obras; el departamento de urbanismo dispone ya de los proyectos de ejecución para ponerlas en marcha”, ha señalado el concejal de Urbanismo,  Santiago Cózar.

Noticias relacionadas

next