X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

junto a una treintena de cargos de la chs y del gobierno regional

La contaminación del Mar Menor salpica al director general del Agua: denunciado por el fiscal de Murcia 

16/12/2017 - 

MURCIA (EP/M.G.). Un problema inesperado para el director general del Agua de la Generalitat Valenciana, Manuel Aldeguer, ex comisario de Aguas de la Confederación Hidrográfica del Segura hasta 2012. Su nombre figura entre los 37 denunciados como responsables de la contaminación del Mar Menor a raíz de la querella interpuesta por la Fiscalía Superior del TSJ de Murcia. Figuran cargos del PP que están o estuvieron en la Consejería de Agricultura; cargos socialistas de la etapa del Gobierno de Zapatero y 24 agricultores.

El presidente de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), Miguel Ángel Ródenas, no ha querido valorar este viernes el escrito del Fiscal Superior de la Región, José Luis Díaz Manzanera, sobre la contaminación al Mar Menor. Sin embargo, el que fuera Comisario de Aguas de la Confederación hasta 2012 y actual director general del Agua de la Generalitat Valenciana, Manuel Aldeguer, lo ha tachado de "desafortunado" e "incongruente".

Cabe recordar que la denuncia señala a siete personas que desempeñan o han desempeñado cargos en la Consejería de Agricultura, entre ellos el ex consejero Antonio Cerdá, así como seis miembros o ex integrantes de la CHS, como José Salvador Fuentes Zorita y María Rosario Quesada, que fueron presidentes del ente entre 2004 y 2012, y a 24 agricultores, como los supuestos responsables principales del "grave" deterioro ambiental de la laguna salada.

Al inicio de la Junta de Gobierno de la Confederación Hidrográfica del Segura, Aldeguer ha señalado no entender "por qué el fiscal en su denuncia plantea la responsabilidad de la CHS en la contaminación tierra-mar, que es competencia de la Comunidad Autónoma". Tras hacer mención a la situación especial del Campo de Cartagena, ha resaltado que cuando se vierten miles de toneladas de abonado en todos los cultivos "en el momento que llueve, el agua arrastra nitratos, fosfato o potasio al Mar Menor, y lo seguirá arrastrando".

A su juicio, "si se quiere resolver el problema, hace falta acometer infraestructuras muy importantes en el Mar Menor". Según Aldeguer, de lo contrario, "el Campo de Cartagena, pulmón económico fundamental para esta Región, está condenado a muerte, a desaparecer".

Así, ha echado en falta en el escrito del fiscal "que no se aporte ni un solo dato sobre la contaminación del Mar Menor", y ha valorado que si la "eclosión de placton en la degradación de la laguna se ha producido en la primavera-verano de 2013-2014", tal como se señala en la denuncia del fiscal, ésta "es consecuencia de que, en ese momento, se han producido vertidos muy importantes de fosfato y nitratos" pero "no el que se vertió hace 20 años".

Por lo que, a su parecer, si ha habido una eclosión de nitratos que puede ser imputable a personas que hacía años que ya no estaban en la Confederación, "habrá que demostrar que en aquel tiempo es cuando se produce el enorme vertido" y por causas que desconoce, ha manifestado irónicamente, "resulta que el nitrato y fosfato se quedó durmiendo y se despertó, precisamente, en el verano de 2013".

 Así, ha insistido en que "si ahora mismo, alguien vierte o hay una pequeña lluvia y arrastra en época de abonos agua y sedimentos al Mar Menor se producirá otra eclosión de placton y otra situación de degradación", valorando que "la responsabilidad de la Confederación, que ya no estábamos aquí, es cero".

 Desde el Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura (Scrats), su presidente Lucas Jiménez se ha mostrado sorprendido con la denuncia, "pero deja entrever lo que decíamos, y es que desde  hace tiempo se tenían que haber tomado soluciones, que son infraestructuras". "No se que hace el Ministerio que no toma ya decisiones en ese sentido", ha indicado, pues "hay que armonizar los usos que se producen en el Campo de Cartagena", aclarando que no se trata de romper infraestructuras, "sino de completar y terminar infraestructuras". Así Jiménez ha lamentado lo que está sucediendo, "nos provoca estupor", quedando atentos a lo que pueda suceder.

El PP defiende a los agricultores

Por su parte, el consejero de Agricultura y Agua, el popular Francisco Jódar, ha señalado su respeto a la Justicia y ha afirmado que "el Gobierno regional seguirá trabajando en la recuperación total del Mar Menor y en que la compatibilización sea absoluta, es decir, la de la regeneración de la laguna con la actividad agraria y la turística".

Tras lo que ha asegurado que es "imposible" que haya tal cantidad de regadíos ilegales como se señala en el escrito de denuncia, a su juicio, "el fiscal está confundiendo los términos", pues "los regadíos están perfectamente controlados, el agua es finita, y si hay algún regadío ilegal quiere decir que ese está quitando el agua a otro que no se va a quedar callado; no es que no sea cierto, es que es imposible".

Sobre desalobradoras ilegales o clandestinas, ha señalado, que es algo que "saldrá de la investigación", tras lo que ha querido salir en favor "de una agricultura y agricultores absolutamente responsables, conscientes de que deben desarrollar una agricultura sostenible, así como del uso que se debe hacer del agua".

Y es que, ha hecho hincapié el consejero Francisco Jódar, "estamos hablando de producción de alimentos, del medio de vida de muchas familias murcianas, que son además vecinos de la zona que están igual de interesados en el desarrollo de su actividad agrícola, que les da de comer, como en la conservación del Mar Menor", que luego, ha añadido, "pueda haber gente que viola la ley, como en otro ámbito, y se trata de perseguirlo".

next