X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

por el cumplimiento del canon y la revisión de tarifas

La concesión del parking de l'Aigüera de Benidorm, bajo vigilancia por el Ayuntamiento

24/06/2018 - 

BENIDORM. El Ayuntamiento de Benidorm ha designado a un técnico municipal la tarea de fiscalización del parking de l'Aigüera. Según consta en la documentación a la que ha tenido acceso Alicante Plaza, un funcionario de Ingeniería se encargará de revisar la ejecución del contrato que mantiene la concesionaria Parcosa. 

Se trata de una moción de Compromís-Los Verdes aprobada en el pleno de febrero de 2017 con el voto a favor de todos los grupos, salvo la abstención del edil no adscrito Leopoldo Bernabeu. Pero de la que no se ha dado cumplimiento por parte del gobierno local hasta mayo de este año, según figura en la documentación. 

La empresa tiene la concesión hasta 2020, cuando vencen los 30 años para los que se le adjudicó dicho servicio. La intención de Compromís-Los Verdes hace un año era la fiscalización de dicho contrato tras conocer que no se estaba abonando todo el canon en base a la información que recopiló en 2017, según recogía la moción aprobada en pleno mencionada anteriormente, y que tal y como trasladó el portavoz de la coalición, Josep Bigorra, a día de hoy no había novedades al respecto.

En los 22 años investigados por el concejal de la oposición, la empresa había abonado casi 400.000 euros, con cuotas anuales, en lugar de semestrales como recogía el pliego, además de que lo hacía en meses distintos y al parecer, por una cuantía inferior a la que le tocaba, según las cuentas del grupo. Eso sí, se ciñe al pliego de condiciones de la licitación porque según afirma, el contrato no se encontró por ningún lado del Ayuntamiento de Benidorm. 

Pero por no haber, no hay ni justificación de la liquidación y tramitación del procedimiento de recaudación, según consta en la petición de Bigorra.

El edil criticó que a su juicio, haya tenido que ser a través de la petición del Síndic cuando se haya movido este asunto en el ayuntamiento de Benidorm. Hay que tener en cuenta que el edil había transformado en queja ante este organismo la falta de información sobre el proceso de su moción, que como se decía, se da cumplimiento más de un año después. Por su parte, la edil de Contratación, Lourdes Caselles, huyó de enfrentamientos y ha insistido en que ahora los técnicos se pondrán manos a la obra para poder ejecutar dicha moción.

Noticias relacionadas

next