X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

XVIII Foro internacional de turismo

Expertos reclaman una gestora nacional para coordinar y controlar las "Smart Beaches"

Expertos de las nuevas tecnologías aplicadas al sector turístico debaten en el Foro de Turismo de Benidorm sobre el concepto de playas inteligentes, reclamando unión para dirigir los destinos bajo un mismo criterio

22/10/2016 - 

BENIDORM. El salón de actos del Ayuntamiento de Benidorm acogió este viernes la última jornada del XVIII Foro Internacional de Turismo de Benidorm. Expertos de las nuevas tecnologías aplicadas al sector turístico debatieron sobre "Smart Beaches". En esencia, los ponentes reclamaron que se creara una entidad gestora para que fijara una definición para este concepto y que ésta controlara que dichos destinos cumplen con los criterios. Así lo exigió en su intervención José Ángel Valderrama, gerente de Nuevas Tecnologías en AENOR (Asociación Española de Normalización y Certificación).

Durante las ponencias del penúltimo panel empezó a cojear el concepto de playas inteligentes, que era sobre lo que estaba dirigido el foro de este año. Tanto es así que en la intervención del profesor de la Universidad Politécnica de Valencia, Victor Yepes, éste afirmó de forma rotunda que no hay ningún arenal de estas características. Yepes apuntó que hay tecnología que transmite datos, pero no "Smart Beaches". 

Por el mismo cauce iban las ideas de Valderrama, que indicó que no hay un concepto claro de lo que son las playas inteligentes, de ahí la necesidad de que un organismo integrara todas las ideas y se uniera en una sola definición.

Más allá del debate sobre esta terminología y sus criterios difusos, Yepes insistió en la idea de cuidar el entorno, puesto que señaló que estamos en un país con un "déficit tremendo de arena". Advirtió de los efectos del cambio climático, que dijo estaban provocando que cada año el litoral mediterráneo estuviera perdiendo entre 30 y 60 centímetros de arena. Asimismo, Yepes remarcó que "tenemos recursos extremadamente vulnerables" y pidió que no se gestionara sólo desde el punto de vista turístico.

Wifi como elemento de necesidad

"Ya no podemos vivir sin Wifi", así lo manifestaba el representante de Telefónica España. Así, los expertos coincidían en la importancia de este servicio para desarrollar una playa inteligente. Esto permitiría también la acumulación de datos de los usuarios para que con posterioridad las administraciones puedan tomar decisiones en base a las conclusiones que lleguen con los datos que les aporten las nuevas tecnologías.

Todo ello, ligado con las emociones que despierta un destino turístico, que tienen que ser las mejores ya que será lo que mejor recuerden una vez hayan llegado a su ciudad de residencia. Por ello explicaba Adolfo Borrero, presidente de la Comisión de Smart Cities AMETIC, la importancia de estudiar los datos para dar la mejor sensación a los visitantes. Según un análisis realizado a través de Google por el equipo de Borrero, descubrieron que lo que más interesa a los usuarios de estos dispositivos era la situación del transporte público así como el callejero. Borrero insistió también que todos los agentes trabajen unidos, y no como se hace normalmente, por separado. Por su parte, Jordi Avinyà, director de estrategia comercial en Cellnex, señaló que la única manera que hay para diferenciarse de otros destinos potencialmente "smart" es a través de las emociones que se llevan los turistas.

Sensorización como herramienta

Una de las palabras que más se escuchó dentro del salón de actos fue la palabra "sensorizar". Monitorizar los servicios turísticos y urbanos permitirá conocer qué es lo que más éxito tiene entre los usuarios, sus preferencias y gustos. Una acción que permitirá conectar múltiples dispositivos para tomar decisiones a través de esos resultados. Avinyà hizo hincapié en que las administraciones tienen una gran cantidad de datos que no ofrecen a las entidades turísticas, lo que consideró como un inconveniente.

En este sentido también se pronunció Víctor Yepes, de la Universidad Politécnica de Valencia, que comparó el trabajo que se hace para analizar los Big Data como "la profesión más antigua y que más dinero da, el oráculo". 

Después de dos días intensivos reflexionando sobre el concepto de "Smart City", la jornada del viernes tuvo lugar el acto de clausura, que contó con el alcalde de la ciudad anfitriona, Toni Pérez, la secretaria general de la Universidad de Alicante, Esther Algarra, así como el secretario autonómico de Turismo, Francesc Colomer. Este último alabó que se piense en las playas para integrar las nuevas tecnologías y "genere neuronas" para que se innove en este sector importante para la economía de la Comunitat.

Minutos antes se entregaron los premios del 7º Concurso de Ideas Pedro Zaragoza. El de Acceso Libre fue a parar a la propuesta "Smart Beaches, Smart People", de Joan Aragonés; mientras que el de Acceso Universidad y Ciclos Superiores se lo otorgaron a "Playas de Benidorm 2.0" de Esmeralda Simarro y Marcos Sanchis.






Noticias relacionadas

next