X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

debates en el congreso sobre la discapacidad que se celebra en Elche

El reto de la discapacidad: lograr el derecho a voto para conseguir la igualdad real

15/11/2017 - 

ELCHE (EFE). El primer magistrado invidente de un alto tribunal estadounidense, Richard Bernstein, ha afirmado este miércoles en Elche que "el fracaso no es una opción" en las personas con discapacidad porque ellas "tienen una fuerza interior superior que el resto".

Bernstein, actual magistrado del Tribunal Supremo de Michigan (EEUU), ha hecho estas declaraciones a Efe con motivo del I Congreso Nacional de Derecho de la Discapacidad, que se celebra hasta el próximo viernes en Elche. Más de doscientas personas asisten a este cónclave, organizado por el Comité Español de Representantes de las Personas con Discapacidad (Cermi), la Fundación Derecho y Discapacidad, y el Real Patronato sobre Discapacidad (organismo autónomo, adscrito al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad).

Bernstein ha destacado también la importancia de que todas las personas con discapacidad tengan derecho al voto para ser consideradas iguales al resto de los ciudadanos y, con ello, lograr una plena integración en la sociedad. El derecho a votar "es algo esencial que nos permite ser parte del curso del destino de nuestra nación, además de ser un derecho básico y natural", ha manifestado. Y ha añadido: "¿Qué más igualdad que un voto, una persona? La integración completa es tener respeto y considerarlos como igual".

Este magistrado ha animado a todas las personas con discapacidad a que busquen tener una mayor posición para poder cambiar las cosas, ya que, según ha explicado, "tienen una perspectiva sobre las dificultades y los retos", lo que "les ayuda a representar a la gente mejor".

Ha explicado que su llegada a la Corte Suprema de Michigan fue por elección de los ciudadanos, un hecho que le emociona, pues "han sido ellos los que han considerado que una persona con discapacidad severa ocupe una posición elevada y tome decisiones que nos afectan a la sociedad". "Cuando te dan el voto es que confían en ti", ha sentenciado.

Esa confianza se ha traducido en un trabajo incansable para que la discapacidad no sea ningún obstáculo en la defensa de los intereses de las personas. Para ello cuenta con seis secretarios, uno más que el resto de jueces, que le ayudan a memorizar e interiorizar los 26 casos que semanalmente debe defender para que sean aceptados en la Corte Suprema.

Bernstein no hace uso del Braille ni de ordenadores; todo es cuestión de memoria y mucho trabajo: "Cerca de 15 horas al día interiorizando los casos, de forma que puedas argumentarlos al resto de jueces", ha revelado.

Y es que "no hay otra alternativa que trabajar duro. La gente depende de nosotros", ha indicado, antes de afirmar que las personas con discapacidad, "cuando se les da una oportunidad, van a trabajar más fuerte que ninguna para probar que sí pueden hacerlo". En el caso de Bernstein, la fortaleza también se aprecia en forma de grandes retos: ha completado 21 maratones y un 'IronMan'.

El I Congreso Nacional de Derecho de la Discapacidad aborda cuestiones de importancia para el colectivo de personas con discapacidad como, entre otras, la educación o el objetivo de lograr un sistema educativo inclusivo.

El secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Mario Garcés, quien ha participado en el acto inaugural, ha señalado que el Derecho sobre la discapacidad es un área que debe desarrollarse. "El Derecho tiene siempre como objetivo aportar soluciones a las personas que más lo necesitan para que las sociedades sean más justas, más igualitarias y más dignas, y el Gobierno trabaja para ello y para fomentar iniciativas como éstas", ha señalado Garcés.

Por su parte, el vicepresidente del Tribunal Supremo (TS), Ángel Juanes, ha destacado en la conferencia inaugural que las personas con discapacidad "tienen derechos, y no favores", y ha hecho un llamamiento a construir una sociedad más justa. "Una sociedad inclusiva está mucho más preparada para afrontar los retos de futuro que nos esperan", ha afirmado Juanes.

Mientras, el presidente del Cermi, Luis Cayo, ha lamentado que las personas con discapacidad y sus familias, "tras 40 años de vida democrática y pese a que la Constitución" les menciona, "están lejos de unos estándares aceptables de inclusión y acceso a bienes fundamentales". Por ello, Cayo ha considerado necesario "dar carta de naturaleza a una rama del Derecho proyectada sobre la discapacidad

a



Noticias relacionadas

next