X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

adjudicación del concurso para su construcción

El Puerto pone 'el contador a 0' para la terminal de graneles de Eiffage: los plazos ya corren

26/09/2018 - 

ALICANTE. El Consejo de Administración del Puerto de Alicante prevé aprobar este miércoles el acuerdo de concesión formal a la empresa Eiffage para la construcción y explotación de una nueva terminal dedicada a la carga y descarga de graneles en el muelle 17. El resultado del concurso se hizo público a finales del mes de julio, cuando se certificó la validez de la propuesta de la multinacional de origen francés: la única que se presentó al concurso. Sin embargo, el acuerdo que se debe alcanzar ahora es algo más que un mero trámite formal, ya que supone el inicio oficial de los plazos administrativos para desarrollar el proyecto.

En función del calendario que maneja la propia Autoridad Portuaria, la terminal debería estar en funcionamiento en el arranque de 2020 por un periodo de explotación inicial de 30 años. Pero, para ello, su construcción queda sujeta al cumplimiento de una planificación estricta, en la que se prevé que la obra pueda iniciarse el próximo mes de abril. 

Como se detalló en julio, el proyecto presentado por Eiffage conlleva una inversión de 8 millones para desarrollar un edificio único de 22.000 metros cuadrados de superficie, 362 metros de longitud, 50 de anchura y 17 metros de altura (aproximadamente el equivalente a un edificio residencial de tres plantas).    


Desde el momento en el que esa terminal específica esté finalizada, y de que cuente con todas las autorizaciones administrativas y ambientales que exige la legislación, la operativa de carga y descarga de materiales pulverulentos deberá canalizarse obligatoriamente a cubierto a través de esas nuevas instalaciones, lo que aboca a Eiffage y a las tres empresas estibadoras que ahora trabajan en el Puerto a negociar los correspondientes acuerdos económicos por el uso de la terminal. 

Esas empresas son Bergé Marítima, Cesa Alicante y Alicante Port que, precisamente, también acaba de lograr otra concesión administrativa para explotar una nave industrial en la parcela P-2 del Puerto.  

Noticias relacionadas

next