X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

balance del dispositivo de prevención de la romería

El PSOE aplicará el plan antibotellón de Santa Faz al resto de fiestas y asume que debió actuar antes

13/04/2018 - 

ALICANTE. Primer experiencia desarrollada con éxito que anima a reeditar el dispositivo tanto en la Romería de Santa Faz de 2019 como en el resto de fiestas locales en los que se suelen generar problemas con el consumo de alcohol entre menores. Ese es el balance del actual equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Alicante, compuesto ahora por el PSOE en solitario, después de confirmar que los controles desplegados en La Peregrina de este jueves fueron eficaces para evitar atenciones sanitarias derivadas de la ingesta de alcohol, peleas y, además, una drástica reducción en el volumen de residuos retirados al término de la jornada tanto en el entorno de la Playa de San Juan como en el conjunto del recorrido.

Tanto la alcaldesa en funciones, Eva Montesinos, como el concejal de Seguridad, Fernando Marcos, han felicitado a la Policía Local y a los voluntarios de Cruz Roja y Protección Civil por la labor desarrollada, en coordinación con la Plataforma 0,0, y han confirmado que su voluntad es seguir aplicando esas medidas preventivas en otras fiestas. El propio Marcos ha subrayado que "pese a que hubo muchas voces que nos recomendaron no hacerlo" ante la posibilidad de que se pudiesen desarrollar altercados en el caso de que se tratase de disolver posibles concentraciones de jóvenes, "decidimos poner en marcha todo este operativo con el asesoramiento de los profesionales de la seguridad y hoy podemos felicitarnos de haber conseguido que no se registrasen problemas y servir de ejemplo a otras ciudades interesadas en evitar el consumo de alcohol entre menores". Es más, a la pregunta de si el equipo de Gobierno podía estar arrepentido de no haber puesto en marcha el operativo desplegado este año en ediciones anteriores, Marcos ha reconocido que así era con un lacónico "sí".

Por lo que respecta a los datos concretos sobre el balance del dispositivo, tanto Marcos como el jefe de la Policía Local, José María Conesa, han detallado que se produjeron 1.600 identificaciones y registros de mochilas; que se levantaron 250 actas por incautación de bebidas; que se intervino botellas de alcohol por el equivalente a 897 litros; que se registraron otras cuatro actas por decomiso de drogas; que sólo se retiraron 9 carros de supermercado (el medio habitual utilizado por los jóvenes para portar la bebida); que se practicaron tres detenciones por robo con violencia; y que sólo hubo 9 atenciones sanitarias (no necesariamente vinculadas con el consumo de alcohol) y ninguna de ellas por situaciones de coma etílico. Además, se retiraron 6.000 kilos de residuos: la mitad de los de 2017. 

Por último, han destacado la ausencia de incidentes con los jóvenes a los que se practicaban registros y que la cifra de personas concentradas en la Playa de San Juan también se redujo de manera sensible, con momentos de entre 4.000 y 5.000 personas cuando lo habitual en el pasado era de 35.000 o 40.000.      

Noticias relacionadas

next