X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

la compañía ilicitana sigue imparable con su proyecto

De la UMH al espacio con talento retornado y tecnología puntera, el caso de éxito de PLD Space 

12/06/2018 - 

ELCHE. Al borde de las 12 del mediodía PLD Space hacía pública la noticia en la que llevaba trabajando los últimos meses. La financiación de la segunda fase de la Serie A, que supone poder cumplir los plazos para el lanzamiento al espacio del Arion 1, podía cumplir los pasos. Se cierra así el círculo con 17 millones de financiación, después de haber logrado los 9 millones en este 2018, que culminaron con la inyección de 7.1 millones de euros por parte de la compañía gracias a Aciturri, una empresa aeronáutica española con sede en Miranda de Ebro y al fondo inversor JME Venture Capital, liderado por el presidente ejecutivo de Acciona, José Manuel Entrecanales.

Los otros dos millones restantes hasta estos 9 son los que consiguió la compañía ilicitana gracias a la financiación de la herramienta europea Instrumento PyME, el respaldo público europeo más alto para una pyme. Así pues, han conseguido los fondos necesarios la fabricación de dos cohetes Arion 1 que realizarán su primer vuelo en 2019. Pequeños pasos después de trabajar en el desarrollo de los diferentes motores, pero que suponen un salto para la empresa ilicitana, que tenía previsto lanzar los cohetes en marzo para la investigación científica o el desarrollo de tecnología en un entorno de microgravedad y/o en la atmósfera superior.

Un modelo de negocio innovador cada vez más común

Una historia de éxito que volvió a demostrar la parábola ascendente que dibuja la trayectoria de la compañía, al haber vivido ahora con esta Serie A y sus cohetes lo mismo que con los programas de motores Teprel, los encargados de impulsar a estos cohetes líquidos, siendo el primer programa en España de estas características dedicado a potenciar la industria de pequeños satélites europeos. Al igual que esta noticia, el programa se financió con rondas de financiación con fuentes institucionales y privadas. Un proyecto en el que no ha faltado la inversión debido al espíritu que sigue, el de la constante innovación para seguir mejorando y planteando nuevos proyectos.

En ese sentido, PLD Space representa la filosofía que está siguiendo la UMH con su Parque Científico, apostando fuerte por las empresas de base tecnológica por sus múltiples aplicaciones en distintos ámbitos de la vida, y por la investigación que a su vez representa. A través de inversores públicos y privados, la empresa ha ido creciendo, sobre todo en los últimos tiempos. De una pequeñas empresa que empezó con los dos fundadores, Raúl Verdú y Raúl Torres, ahora cuenta con una plantilla de más de 40 personas y ejemplifica uno de los objetivos que busca el Parque Científico de la universidad, por uno, la creación y continuo desarrollo innovador de su vivero de empresas, y por el otro, la retención del talento.  

La compañía ya había tenido ofrecimientos de Estados Unidos, pero decidieron seguir en Elche. Quedarse. Así pues, conforme el proyecto fue a más, cuando la UMH se les quedó pequeña, lejos de migrar se fueron al gran polo industrial y tecnológico que se encuentra de la ciudad, y que a su vez lo es de todo el arco mediterráneo: Elche Parque Empresarial. No sólo decidieron quedarse, sino que atrajeron a profesionales españoles migrados al extranjero y que volvieron para sumarse al proyecto. Ese paso de la universidad al polígono de Torrellano es el modelo que intentarán sistematizar Ayuntamiento y UMH mediante el futuro Elche Campus Tecnológico.

Explotando las potencialidades del entorno

En su nueva ubicación, en la que están desde 2017, han visto sus logros más importantes, y aunque aún les queda una etapa compleja, como comentaba en la jornada del lunes el CEO Raúl Torres, ya tienen la financiación necesaria para tener listos los cohetes Arion 1 que poner en órbita en 2019. A su vez, la oportunidad de negocio sigue intacta, por lo que inversores que ya pusieron su granito de arena, como la multinacional GMV y el grupo Alzis, también han puesto dinero en esta segunda ronda de financiación, visto el futuro que tiene tanto el proyecto como la empresa. De hecho, el proyecto supondrá el primer sistema de lanzamiento orbital propio de la historia de España, desarrollado íntegramente en el país: diseño, fabricación e integración hasta el lanzamiento.

 Por su parte, el Arion 2, de alcance orbital —su hermano menor es de alcance suborbital—se fabricará en una fase próxima (su primer vuelo está previsto para 2020) y será capaz de colocar 150 kg de carga en una órbita baja de 400 km. Con él transportarán satélites comerciales al espacio. De conseguirlo, se convertirán en la tercera compañía del mundo en lograrlo, tras gigantes mundiales como Airbus y Rolls Royce.

Paralelamente, la Agencia Espacial Europea (ESA) ha encargado a PLD desarrollar un nuevo lanzador de satélites. Lo que la empresa intentará es crear un nuevo puerto espacial en España. De llegar a materializarse, tendría la capacidad propia de lanzar satélites al espacio, lo que permitiría ampliar su potencial en la industria aeroespacial. Esto fortalecería el tejido empresarial y científico, y convertiría a España en el décimo país del mundo con capacidad de acceso al espacio de manera independiente. No es poco para una empresa que empezó con un modelo de coworking.


Noticias relacionadas

next