X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

inspección 'in situ' para evaluar sus condiciones

Alicante se lanza a la caza de fondos del Consell para potenciar los polígonos y ya 'capta' al Ivace

15/07/2017 - 

ALICANTE. A la espera del Gobierno central y de su promotora de suelo empresarial, Sepes, la única alternativa es el Consell. El Ayuntamiento de Alicante echa el resto con la línea de financiación abierta por la Conselleria de Economía para la modernización de áreas industriales de la Comunitat en busca de fondos con los que poder potenciar los polígonos de Atalayas, Pla de la Vallonga y Aguamarga. 

De hecho, la Concejalía de Desarrollo Económico que coordina Sonia Tirado (Compromís) ha implicado ya al titular de Economía, Rafa Climent (Compromís), y a la directora general del Ivace, Júlia Company (PSPV-PSOE), para girar una ronda de inspecciones in situ, el próximo 26 de julio, sobre los tres recintos empresariales de la ciudad para que puedan evaluar sus actuales condiciones y posibles perspectivas.

EL TRIPARTITO YA HA AUTORIZADO LA LICITACIÓN DEL DERRIBO PARCIAL DEL ANTIGUO MATADERO: PRIMER PASO PARA TRANSFORMARLO EN INCUBADORA DE 'STARTUPS'

Según fuentes municipales, esa visita puede resultar determinante para concretar qué tipo de intervención urbanística o de dotación de nuevos servicios se requiere para cada zona, y si alguna de ellas puede ser asumida por el ayuntamiento con fondos propios para mejorar la calificación de esos polígonos. Todo con la intención de poder optar, después, a una ayuda de la Generalitat por un importe todavía mayor en la convocatoria del próximo ejercicio, 2018. El reto sería poder conseguir que al menos uno de los recintos consiguiese ser reconocido como área de excelencia.

Por lo pronto, el equipo de Gobierno ya ha dado luz verde a una primera actuación esta misma semana para ampliar el área industrial de Aguamarga, donde ya se ubica el vivero de empresas Príncipe Felipe. Se trata de la autorización para licitar las obras de demolición de las instalaciones del antiguo matadero que no se han considerado recuperables. Ese primer paso allanará la rehabilitación posterior del resto del inmueble con el propósito de convertirlo en un centro para la instalación de startups de base tecnológica. Esa fase se pretende licitar en 2018 tras la formalización de un préstamo municipal para financiar varias obras. 

Noticias relacionadas

next