X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 19 de septiembre y se habla de benidorm Turismo AP-7 autopistas en quiebra alicante DISTRITO DIGITAL

dictamen a debate en la próxima comisión de hacienda

Aguas 'desnuda' sus inversiones y disipa las dudas del PP y de la oposición sobre la subida de tarifas

28/06/2018 - 

ALICANTE. El consejo de administración de la empresa mixta Aguas de Alicante (50% Hidraqua, 50% Ayuntamiento) celebrado este miércoles deja el terreno despejado para que se reactive la subida de tarifas congelada por el equipo de Gobierno, del PP, a finales de mayo. Como publicó Alicante Plaza, dicha decisión se adoptó a la vista de las advertencias emitidas por el interventor municipal sobre el supuesto exceso de provisiones a la que ese se daba cabida con ese incremento. En su informe (con un dictamen favorable), el alto funcionario llegó a señalar que, en función del nivel de ejecución de las inversiones previstas, y del importe de las ayudas sociales pendiente de reparto, esa subida podría no ser estrictamente necesaria. Sin embargo, este miércoles, los representantes de todos los grupos municipales se dieron por satisfechos con las explicaciones facilitadas por la parte privada de la sociedad en relación a esos dos aspectos. Según precisaron fuentes municipales, todo apunta a que la propuesta de subida de tarifas (con un incremento medio del 0,71%) quedará ratificada en la próxima comisión de Hacienda.   

En el consejo se subrayó, en primer término, que el informe emitido por el interventor se había elaborado con datos de ejecución provisionales, no definitivos, con balances a cierre del ejercicio de 2017. Así, después de que se actualizase esa información, se puso de manifiesto que las ayudas no concedidas (por un importe de 221.000 euros, no los 255.000 contabilizados en su momento por el interventor) seguían teniendo el uso finalista para el que se creó ese fondo, por lo que en ningún caso iban a perderse ni a derivarse a cuestiones diferentes. 

Es más, fueron los consejeros municipales quienes sí propusieron que se estudiasen otras líneas de actuación con esos recursos todavía no gastados. Así, el alcalde, Luis Barcala, planteó la posibilidad de que parte de esa suma se derivase a bonificar las tarifas de comunidades de propietarios insolventes, mientras que el portavoz de Guanyar, Miguel Ángel Pavón, sugirió que se pudiese destinar parte de ese fondo a la contratación de personal de refuerzo en la Concejalía de Acción Social precisamente para que se agilizase la concesión de esas ayudas en lo sucesivo.

Aguas detalla a los consejeros que parte de las obras comprometidas no se ha podido ejecutar al no disponer todavía de los permisos municipales requeridos  

En tercer lugar, en el consejo se detalló el estado de las obras comprometidas ya finalizadas y las causas del retraso de otras que ya deberían estar en ejecución. Así, según fuentes municipales, se precisó que hasta final de 2016 se habían desarrollado actuaciones por más de 8,8 millones; que para el ejercicio de 2017 se había programado otro paquete de obras por valor de 3,1 y que para el año en curso se preveía otra serie de trabajos por 1,8 millones más. Además, se precisó que, en el periodo 2012-2017 se había programado inversiones por una suma global de 20,4 millones y que ya se había finalizado trabajos por valor de 18. 

Es más, según las mismas fuentes, se detalló que parte de las actuaciones que no se había llegado a poner en marcha hasta ahora, por una suma de cerca de 5,9 millones, estaban proyectadas pero bloqueadas al no disponer todavía de los permisos municipales necesarios. En esa situación figurarían obras previstas en la Plaza de Manila por 488.000 euros o en Palmeretes, por otros 425.000, además del depósito previsto en Monte Pinos, en el límite entre los términos municipales de Alicante y Mutxamel, con una inversión de 8 millones, que requiere de la aprobación de una modificación del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), al afectar a suelo de especial protección.           

Noticias relacionadas

next