X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 16 de diciembre y se habla de dénia gandia SANTA POLA SERIES DOCUMENTALES

on los votos en contra del PP y Cs 

Rechazada la propuesta de tasa turística de Podemos con la abstención de PSPV y Compromís

5/12/2017 - 

VALÈNCIA. (EP). La propuesta planteada por Podemos que establece un impuesto sobre actividades turísticas, conocida como la 'tasa turística', ha sido rechazada en la Comisión de Economía de las Corts con los votos en contra del PP y Cs y la abstención del PSPV y Compromís, a los que la formación morada ha acusado de estar "plegándose a los lobbies". No obstante, la enmienda queda viva para el debate en pleno.

Desde Compromís y PSPV han querido dejar claro que se abstienen "para demostrar que es un planteamiento que no tienen por qué descartar" y han apuntado que "si no es en esta legislatura, este tema estará encima de la mesa" en la siguiente, ha apuntado la diputada de Compromís Mireia Moyà.

La propuesta planteada por Podemos establece un impuesto sobre actividades turísticas con una cuota autonómica y otro tramo municipal, este último con carácter voluntario, a pagar al inicio de la estancia y por cada día de pernoctación, con un máximo de 7 días, frente a los 10 planteados inicialmente por la formación.

Además, incorpora una bonificación de la cuota autonómica del 100% hasta la publicación de un informe --que debería hacerse antes del 31 de diciembre de 2020-- de evaluación del impacto de esta tasa. Podemos plantea que la cuota autonómica sea destinada al Fondo al turismo sostenible y destinar a las administraciones locales el 100% de la recaudación correspondiente en cada municipio al recargo municipal, para fines que afecten a las competencias de ámbito local.

En este sentido, el diputado de Podemos, Antonio Montiel, ha señalado que el turismo requiere una "reflexión profunda". Es un "sector estratégico", ha subrayado, en el que hay que "acabar con la precariedad de las condiciones laborales que viven muchos trabajadores". "No queremos competir con bajos salarios y ofertas de miseria" que se dan en otras ofertas del Mediterráneo, ha puntualizado.

Por este motivo, ha dicho no entender que el PSPV y Compromís "cedan a los lobbies y se plieguen a ellos" y "eludan el debate para la calidad del turismo valenciano". En su opinión, es necesario "cambiar el modelo turístico" valenciano y acometer "reformas estructurales" y "el tiempo se nos agota, a esta legislatura le queda muy poco tiempo, unos pocos telediarios y hay decisiones que se tendrían que haber empezado a tomar", ha advertido.

Por su parte, Mireia Moyà ha resaltado que al tratarse de un sector estratégico "cualquier elemento de ese sector no es menos a considerar". "Me parece responsable valorar la opinión de todos los elementos de ese sector estratégico", incluyendo la de los empresarios, ha puntualizado y ha abogado por "buscar elementos para entendernos un día de estos".

Transparencia en un sector vinculado a "tramas mafiosas"

De hecho, en el caso de la enmienda sobre la gestión de residuos planteada por la formación morada se ha alcanzado un acuerdo sobre un canon a la eliminación de residuos mediante la incineración, aunque el tema de la Agencia de Residuos se llevará al Pleno.

Al respecto, el diputado de Podemos ha defendido la necesidad de un nuevo modelo de gestión de residuos para "garantizar mayor transparencia en un sector caracterizado por su vinculación a tramas mafiosas" como el 'caso Brugal' en Alicante, ha recordado.

No obstante, la diputada de Compromís le ha preguntado "si ustedes pensaban que se podía hacer todo en 2 años" y ha apostado por una "transición amable". De hecho, ha valorado el canon sobre la incineración de residuos pero ha apuntado que "el tema de vertidos municipales necesita un estudio más riguroso". Además se ha mostrado convencida de que "el gobierno del cambio va a continuar" se ha preguntado "a quién se le agota el tiempo".

Por su parte, la diputada del PP, Eva Ortiz, ha recordado que su grupo ha presentado un total de 53 enmiendas a los presupuestos "para evitar que el Consell se mejore la vida a costa valencianos con un modelo sectario y caducado que da la espaldas a valencianos y a su libertad", mientras el diputado de Ciudadanos, Antonio Woodward, los ha considerado "el nuevo rodillo botánico".

Límite entre la izquierda y la derecha

Desde el PSPV, el diputado Manolo Mata, ha acusado al PP de tener una posición "tibia y timorata" en sus enmiendas que "no suponen modificación una sustancial de Ley de Acompañamiento, mientras desde el nuevo Gobierno valenciano lo que se intenta es "corregir los desmanes del PP" y construir un "modelo alternativo a la época de despilfarro". Según ha defendido, "nunca se ha controlado tanto la caja fija; esta Administración es de cristal", ha subrayado.

En el caso del impuesto sobre sucesiones y donaciones, un asunto que ha recibido las críticas de los 'populares', Mata ha señalado que este tema ha marcado un "límite claro entre la derecha y la izquierda durante años" y ha defendido que se trata del "impuesto más justo que hay para que la gente tenga las mismas oportunidades". Tanto es así que ha garantizado que van a mantener y que la gente pagará "cantidades muy bajas" para "no volver a vivir época en que gente con cuentas fuera España".

Noticias relacionadas

next