X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 28 de mayo y se habla de operación erial CÓMICS ESQUERRA UNIDA diseño

Los asesores fiscales reprueban que Hacienda "intimide" a los contribuyentes con datos bancarios confidenciales

16/05/2018 - 

VALÈNCIA. La Federación Española de Asociaciones Profesionales de Técnicos Tributarios y Asesores Fiscales, FETTAF, reprueba que la AEAT, en los últimos días, esté enviando de forma masiva cartas intimidatorias a los contribuyentes en las que les informa de las entradas y salidas totales de sus propias cuentas bancarias.

Esta forma de proceder “capciosa” a juicio de los asesores fiscales, está inquietando a los contribuyentes, quienes al recibir la misiva acuden directamente a su asesor fiscal sin entender nada.

En la comunicación, la AEAT indica que ha iniciado una campaña de información del total de las entradas en las cuentas bancarias de las que una persona o entidad es titular o autorizado. Refleja, por tanto, los importes acumulados en el último ejercicio fiscal.

La Administración Tributaria recibe esta información a través del modelo 196 facilitado por las entidades financieras desde el año 2016. Si el receptor es una sociedad, lo recibe a través de su buzón electrónico. Si es una persona física, lo hará directamente mediante correo ordinario.

En este último caso, para FETTAF esta actuación es imprudente ya que una carta puede caer en manos de cualquiera y obtener una información absolutamente confidencial.

Procedimientos adecuados

El titular o autorizado de una cuenta bancaria, no necesita ser informado de su movimientos, pues es suya y mejor que él no la conoce nadie, por este motivo se pregunta FETTAF ¿Cuál puede ser el sentido de esta comunicación, si no el de amedrentar al contribuyente?

Ante esta misiva, los receptores no tienen que contestar a la AEAT, se les comunica que simplemente es una carta informativa, es decir, que se sientan vigilados. Los asesores fiscales, aseguran que la Administración tiene todo el derecho a comunicarse con el contribuyente, pero tiene la obligación de informarle al amparo de qué procedimiento se dirige a él, informándole, igualmente de sus derechos. Si ésta entiende que se están realizando ingresos que no se corresponden con lo declarado, tiene en sus manos los procedimientos adecuados para comprobar e investigar.

Para FETTAF, la actuación que viene practicando, en los últimos tiempos, la AEAT no tiene parangón en nuestro Ordenamiento Jurídico y está creando una situación de indefensión del contribuyente insostenible.

Noticias relacionadas

next