X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

dimisión del portavoz nacional

La espantada de Carbonell deja a Micó manos libres para el control del Bloc

28/06/2017 - 

VALÈNCIA. El portavoz nacional del Bloc, Rafa Carbonell, anunció este martes que abandona su puesto en la formación nacionalista para regresar a su puesto docente en el centro concertado de La Salle de Alcoi. Una decisión fruto del término de su excedencia que deja, al menos de momento, a la corriente interna que hasta ahora lideraba descabezada frente al movimiento que capitanea la coordinadora nacional, Àgueda Micó.

Cabe recordar que el congreso de mayo de 2016 del partido terminó con un acuerdo alcanzado para evitar llevar a la militancia a un duelo de ambos candidatos. Un pacto que, para algunos dirigentes de esta fuerza política, cerró en falso el cónclave a pesar de la dirección compartida y el reparto en la Ejecutiva.

En este tiempo, Micó ha conseguido centímetro a centímetro hacerse con mayor terreno para su participación y visibilidad, mientras que Carbonell, representante por así decirlo del Bloc más próximo al histórico Pere Mayor, a duras penas ha logrado proteger el espacio cosechado y tampoco ha tenido demasiado éxito en la proyección pública de su labor. Sobre esto, fuentes próximas a esta sensibilidad puntualizan que desde el grupo de Micó se ha pasado "en ocasiones" el "rodillo de la mayoría". A su juicio, una última prueba de ello fue su elevación a coportavoz de Compromís en sustitución de Enric Morera.

Àgueda Micó y Rafa Carbonell se saludan ante Enric Morera en el congreso del pasado año. Foto: EVA MÁÑEZ

Ahora bien, la marcha de Carbonell, que regresa a su plaza tras una carta a la militancia crítica con la gestión sobre la educación concertada de su compañero de partido y conseller Vicent Marzà, allana el camino para un mayor control y hegemonía de la formación nacionalista por parte de Micó, que ya consiguió una mejor posición en el acuerdo de 2016 debido principalmente a la mayoría numérica que se le presuponía a la dirigente, que gozaba del respaldo de referentes del Bloc como el propio Marzà, el presidente de Les Corts, Enric Morera, el síndic del grupo parlamentario, Fran Ferri, la vicepresidenta de la Diputación, Maria Josep Amigó, el ahora secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu o el portavoz de la Diputación de Alicante, Gerard Fullana.

Desde el sector de Carbonell confían en que habrá relevo

Por otro lado, respecto a lo que ocurrirá en el futuro inmediato, fuentes del partido próximas a Micó consultadas por este diario explicaron que el puesto puede quedarse "sin cubrir" o, en el caso de que alguna otra persona pretenda ejercer el cargo, la Ejecutiva pueda hacer una propuesta que deberá de ser ratificada del Consell Nacional, órganos en los que a priori la coordinadora posee cierta ventaja numérica.

Consultados por un posible relevo, dirigentes de la corriente de Carbonell puntualizan que debe "respetarse el acuerdo" alcanzado en el pasado congreso por lo que tienen intención de, "con tiempo y tranquilidad", reemplazar al portavoz y ocupar ese espacio. "Esto ya ocurrió con Mari Parra cuando fue nombrada directora general de Internacionalización y fue sustituida  por una persona que propusimos nosotros con consenso", explicaron las citadas fuentes. En esta línea, este miércoles se celebrará una reunión de la Ejecutiva permanente del Bloc en la que está previsto que se aborde el adiós de Rafa Carbonell aunque, según los dirigentes consultados, no existe todavía una posición fijada acerca del relevo.

Noticias relacionadas

next