X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

respaldará a Gaspar como nuevo presidente

La Diputación de Valencia acuerda el cierre de Divalterra

9/07/2018 - 

VALÈNCIA. (EP). El equipo de gobierno de la Diputación de Valencia, presidido en funciones por Maria Josep Amigó (Compromís) tras la dimisión del socialista Jorge Rodríguez, investigado en la operación Alquería, ha acordado llevar a cabo un "cierre ordenado" de la empresa pública Divalterra. Asimismo, ha manifestado su decisión de respaldar al candidato socialista y diputado de Hacienda, Toni Gaspar, como nuevo presidente de la institución provincial.

Estas medidas se han planteado este lunes en la reunión mantenida por el equipo de gobierno conformado por PSPV, Compromís, EUPV y València en Comú, para abordar cuestiones tras la renuncia de Rodríguez al cargo tras su detención y puesta en libertad con cargos en la operación Alquería, que investiga presuntas irregularidades en la contratación de personal directivo en esa empresa pública.

Así lo ha indicado tras el encuentro Maria Josep Amigó, que ha destacado que el cierre de Divalterra, para el que no ha concretado fecha, se abordará "con todas las garantías jurídicas que hagan falta y los informes necesarios".

La presidenta en funciones ha comentado que la idea es ir vaciando de competencias esta entidad en favor de la corporación provincial y de otras administraciones como la Generalitat. Igualmente, ha enviado un mensaje de tranquilidad a los trabajadores y trabajadores porque sus derechos "nunca serán vulnerados".

Amigó ha añadido que en el consejo de administración que está previsto celebrar en Divalterra en breve, se producirá "el cese de los cogerentes y el secretario" de este órgano, --Agustina Brines (ya cesada por Compromís), Xavier Simó y Jorge Cuerda, respectivamente--, igualmente detenidos en la operación Alquería.

Puig defiende la "autonomía" de la Diputación

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha destacado este lunes que será la propia Diputación la que va a decidir el futuro de la empresa pública Divalterra, y ha defendido: "Creo en la autonomía de cada institución y debe ser en ese ámbito, en el ámbito de la institución, donde se deben determinar las mejores soluciones".

Puig se ha pronunciado en estos términos en declaraciones a los medios, preguntado por sus "expectativas" ante los cambios que se producirán en la corporación provincial, la sustitución de su expresidente, el socialista Jorge Rodríguez, que fue detenido en el caso 'Alquería', y el futuro de la empresa pública Divalterra.

"Espero que durante esta semana se vayan produciendo, desde la normalidad democrática, los cambios que se han promovido, cambios que vienen a determinar la convicción que tiene el conjunto de la institución de ir hacia adelante", ha resaltado.

Puig ha abogado por que "debe existir un sector público en las instituciones valencianas, pero evidentemente debe garantizarse la transparencia y la mejor gestión posible".

En este sentido, se ha referido a las brigadas forestales dependientes de Divalterra, para afirmar que tiene "absolutamente claro" la labor que darán las unidades forestales, "como este domingo, que se colaboró desde las distintas instancias para superar la primera gran dificultad de este verano, que fue el incendio del Montgó (Alicante)". El presidente ha agradecido a los efectivos su "gran rapidez, gran eficacia, gran determinación". 

 

Ley de gobiernos locales

Asimismo, el jefe del Consell se ha referido, preguntado por los medios, a la petición formulada el pasado viernes por el secretario general de Podemos en la Comunitat, Antonio Estañ, que instó a Puig a "garantizar en esta legislatura el vaciamiento de las diputaciones" provinciales, "más allá de una reacción puntual" tras la operación Alquería.

"Estamos trabajando desde hace unos meses en la Ley de Gobiernos Locales, que será una ley participada. No quiero ninguna improvisación respecto a esta cuestión, ciertamente pensamos que el principio de subsidiariedad es el que hay que reforzar, son los ayuntamientos y las comunidades quienes tiene una alianza efectiva por tal de mejorar los servicios públicos de los ciudadanos. Debemos hacer las cosas de una manera lo más razonable posible y desde el diálogo, y así lo vamos a hacer", ha zanjado.

Noticias relacionadas

next